votos

Empezaré exponiendo el resumen del artículo y a continuación entraré en los detalles.

Con la Revolución Francesa se implantó el sufragio universal. Esto permitió el control ideológico de las sociedades de Occidente por los plutócratas. Lo que a su vez permitió imponer el multiculturalismo y, tras la revolución del  Concilio Vaticano II, la  implantación de la ideología de género y con ella la libertad sexual sin límites con la consecuencia obligada de la DESAPARICIÓN DE LA CIVILIZACIÓN OCCIDENTAL, durante un tiempo llamada La Cristiandad. 

La Democracia Parlamentaria fue instaurada por la Revolución Francesa y, tal como hoy la conocemos, se caracteriza por el sufragio universal, de modo que todos los individuos e “individuas” a partir de cierta edad tienen el derecho de ser electores, de dar su voto para que sea elegido un candidato en vez de otro.

Esto implica que se le da a cada persona la oportunidad de ser gobernada por un individuo que piensa y promete actuar como al elector le gusta, lo que aparece como algo positivo. Es llevar de nuevo al hombre al Edén perdido, es permitirle gobernarse a sí mismo.

Esta opción tiene un mal de raíz que la inutiliza y la convierte en perversa. El mal consiste en que la población es analfabeta y ni sabe ni puede dirigirse a sí misma. 

¿Qué ocurriría si en un manicomio fuesen los propios enfermos los que eligiesen a los responsables de las distintas tareas o los distintos tratamientos médicos? ¿Qué ocurriría si en las empresas, los cargos directivos como el Director Financiero o el mismo Director General fuesen elegibles y removibles por los peones de esa misma empresa?

Lo mismo ocurre  en las sociedades políticas, en las que, sin excepción, más del 99% de la población es analfabeta.

El sufragio universal corresponde a un concepto del hombre diseñado inicialmente por el movimiento de la Ilustración y que posteriormente ha sido aceptado tanto por la Teoría Económica como por los grupos que forman la izquierda política, los herederos de la Ilustración. Para la Ilustración y por lo tanto para la izquierda el ser humano es un ser guiado únicamente por la razón y por su egoísmo, es decir, una entelequia sin vínculos afectivos ni instintos. Por lo tanto sin familia y sin patria. Esto implica la igualdad en lo esencial y en lo accidental de todos los seres humanos. Ésta es la base del sufragio universal.  

Con el sufragio universal se creyó que seríamos como dioses porque designaríamos a nuestros gobernantes. Lo que se les escapó fue que el sufragio universal implicaba el acceso al poder del analfabetismo y que los poderosos les manipularían con toda clase de simplezas y mentiras alimentando sus frustraciones y malos instintos. 

Esta posibilidad de autogobernarse de un lado, junto a la incapacidad de hacerlo dado el masivo analfabetismo, de otro lado, es la ocasión de oro para que los plutócratas barran a su favor. Por medio de las Tvs y de los demás medios de difusión “orientan” a la población, cautiva por ignorante, a las posiciones que “le favorecen”. Este regalo es la trampa por la que los plutócratas convierten a una nación viva en algo moribundo, indefenso y manejable.

Debo incorporar aquí una breve nota sobre el capitalismo. Adam Smith, uno de los más conocidos iniciadores de la Teoría Económica tenía el mismo concepto que la Ilustración sobre el hombre: una entelequia sin otros vínculos con el resto de los seres humanos que su egoísmo (en lo económico, solo se mueve por su interés económico). Por supuesto para el capitalismo todos los seres humanos “son” iguales, carecen de emociones, valores e  instintos. Es una imagen animalizada en la que coinciden izquierda, heredera de la Ilustración y capitalismo. De modo que la izquierda lleva al capitalismo y éste piensa como la izquierda. Por eso el capitalismo y la Izquierda son las dos caras de la misma moneda.

El capitalismo en la práctica pretende reproducir en el mercado real las condiciones ideales del modelo diseñado por la Teoría Económica para maximizar su BENEFICIO, SU ÚNICO OBJETIVO lo que le fuerza a no ver en el ser humano más que un consumidor o un factor de producción tan deshumanizado como  el modelo.

Este control ideológico de las sociedades, que forman la Civilización Occidental, por los plutócratas ha permitido la implantación entre otras aberraciones como el feminismo, la del multiculturalismo y la ideología de género. 

Por el feminismo se identifican las aptitudes de hombres y mujeres contra la evidencia empírica, de un lado y contra la evolución histórica del psiquismo durante millones de años, de otro. De este modo se priva al varón de su responsabilidad biológica de líder social y se desprestigia su capacidad para liderar la revuelta contra la dictadura que nos van a imponer de inmediato los plutócratas. 

Por el multiculturalismo se suprimió el rechazo al inmigrante y con él se aceptó de manera tácita la invasión de moros y negros en Europa y de hispanoamericanos en USA, silenciando el hecho de que estas invasiones al incrementar la oferta de trabajo reducen automáticamente los salarios. Baste recordar que en España el acceso masivo de la mujer al mercado de trabajo en los años 80s redujo sensiblemente el poder adquisitivo de los salarios. Esa reducción será insignificante comparada con la que los reducirán los nuevos ofertantes de trabajo. ¿Quién se beneficiará de un mundo con salarios de miseria, sino las multinacionales?

Por otro lado la ideología de género, que no hubiera podido implantarse sin la aparición y desarrollo del Concilio Vaticano II, establece la plena libertad sexual. A este respecto, D. J. Unwin en su magistral “Sex and Culture” expone que cuando se establece la libertad sexual en una civilización en el plazo de tres generaciones, ésta desaparece. Eso implica que desaparecen los valores y con ellos la solidaridad. Se impondrá el egoísmo y el individualismo y con ellos caerá el valor de los salarios.

Desconozco los datos pero debemos plantearnos si en los países de Occidente aumentan o disminuyen las desigualdades sociales. La lógica invita a pensar que se están incrementando. 

Jean Claude Michéa en “Escuela para la Ignorancia” demuestra que en Occidente desde USA  hasta Francia el deterioro de la calidad de la Educación es un fenómeno incontrovertible.

Dada la influencia de los plutócratas y la miseria y la ignorancia de la población, lo que se avecina a pasos agigantados es una dictadura mundial que hará moderada la descrita por Orwell en “1984”. Dictadura ejercida con directrices dictadas desde los aparatos caseros de TV sobre lo que debemos decir y pensar, de modo que a los que se resistan a esas directrices, por medio de la moneda digital, se les pondrá en tan desesperada situación que pedirán la eutanasia, lo que “benévolamente” la autoridad les concederá.

De este modo rápidamente irá disminuyendo la población mundial alejándonos de los más de 8000 millones de habitantes a la cifra que desean los plutócratas, situada entre los 2000 millones y los 500 millones. Que yo sepa no hay unanimidad en la cifra.

De modo que, salvo milagros en forma de un nuevo lucero, como lo fueron, Covadonga, El Dos de Mayo y el Alzamiento Nacional de 1936 debemos despedirnos de la Cultura Occidental.

¡Y todo empezó con un regalo, el sufragio universal!                                      

Para concluir ofrezco una referencia para la esperanza. La Democracia Orgánica.

Con la Democracia Orgánica en 30 escasos años España pasó de ser un país tercermundista a convertirse en la octava potencia industrial en el mundo.

Este transito se realizó a través de una especie de carrera de obstáculos entre los cuales estuvieron nada más y nada menos que una devastadora guerra civil que duró tres largos años, la Segunda Guerra Mundial que destruyó la economía europea y un cruel bloqueo del comercio internacional con todos los países del mundo, motivado fundamentalmente por la postura antimasónica del Régimen, concretada en la Ley de Represión de la Masonería y del Comunismo de 1 de marzo de 1940. Por supuesto España fue excluida del chorreo de dólares que llegó a Europa con el Plan Marshall.

Este proceso se realizó entre los años 1939 y los primeros años de los 70s, en los que España crecía económicamente dos veces más rápido que Inglaterra. En esa fecha el poder adquisitivo de los salarios en España era tres veces superior actual. El milagro no lo hizo el Generalísimo, el milagro lo hicieron los españoles, organizados en la Democracia Orgánica. 

No se trata de proponer un nuevo ¡Vivan las Cadenas! como con Fernando VII.  Me gustaría que tuviésemos hoy y en el próximo futuro la libertad que hubo durante la vigencia de la Democracia Orgánica.

 

5 Comentarios

  1. Completamente de acuerdo con su artículo. La única pega que pongo es que en las veces anteriores que se menciona, los españoles sufrían las consecuencias de los asesinatos y de la barbarie de forma clara y palpable. En cambio, en la actualidad no tienen esa percepción por estar muy mediatizados, muy lobotomizados, por las sofisticadas armas sicologicas utilizadas.

  2. La trampa es la de pucherazo Soros/Indra y la de no sumar los votos de las actas en el acto público del escrutinio general. Si no se suman da lo mismo participar en la engañifa democrática

  3. Los promotores de la Revolución Francesa estaban haciendo de las suyas a lo grande ya desde “el Renacimiento”. Son logros de estos paladines de la Libertad (Luciferina) el convencer a Enrique VIII de Inglaterra con su enemistad perpetua contra el Cristianismo (Roma), el promocionar a Lutero (Protestantes) y, para colmo de los colmos conseguir que Francia (con Francisco I hasta Carlos IX) se aliasen con los turcos en contra de la cristiandad que en esos momentos pasaba por unos momentos tan delicados que peligraba incluso Roma; afortunadamente se realizó una gran cruzada que derrotó a los turcos en Lepanto.
    Todos aquellos que hablan mal de las cruzadas, de la actuación de España en América, de los Jesuitas,… son seguidores con estas leyendas negras partícipes del envenenamiento de la sociedad. Desde la toma de la Silla de Pedro en 1958 por Roncalli las tinieblas se fueron apoderando del mundo, ahora la democracia campa a sus anchas.

  4. El sufragio universal,dio lugar a la entrada de Hitler en el poder.

    Sufra,sufra…gio,y además universal,es decir votaciones estelares donde se presentan alienígenas de todo el cosmos incluso de otras galaxias:reptilianos,grises,sirios…y todos tienen en común,fastidiar a los habitantes de la tierra a nosotros los humanos.

    En fin,otro invento de la masonería posiblemente y si nos apuráis de los Rothchilds.

  5. En la medida en que ssomos manipulables y sectarizables esta forma de democracia es una trampa contra nosotros.
    Con los nuevos dogmas gllobalistas (trangénicos jeringazos plandémicos, CO2=malo=cambio climático, estelas tóxicas= estelas de condensación no tóxicas, tropecientos géneros humanos, Agenda 2030=buena y deseable, etc, etc) estamos demostrando que los poderes ocultos logran que casi todos creamos todo lo que se les ocurra para su beneficio y nuestro perjuicio y seamos felices. NO SOMOS TONTOS …..

Comments are closed.