Opino que el estado es un órgano mafioso, al servicio de la banca usurera internacional, las instituciones son un nido de parasitos, y el sistema ha sido creado para someter, extorsionar y asesinar a los ciudadanos.

Estoy seguro de que, todos los partidos políticos son una estafa, la liturgia electoral es un fraude, las elecciones una pantomima y las ideologías un invento diseñado para seducir a una manada de imbéciles adictos al telediario, que sufren de disonancia cognitiva aguda.

Me consta que, el entramado financiero internacional, está dirigido por algunos de los seres más repulsivos de este planeta, que se dedican a la extorsión, la usura, y el blanqueo de capital, los gobiernos de las distintas naciones operan a su servicio, como sicarios y mayordomos necesarios.

Afirmo, que, el covid 19 ha sido la mayor estafa sanitaria jamás perpetrada en la historia de la humanidad, y las vacunas implementadas para combatir esta dolencia ficticia, son un veneno que ha provocado millones de muertes y efectos adversos en todo el mundo.

Soy consciente de que, La ideología de genero, el lenguaje inclusivo, la ley trans y La asignatura afectivo-sexual obligatoria, son algunas de las aberraciones institucionales más repugnantes, jamás ideadas por el sistema, para anular a los más pequeños, y convertirlos en seres emocionalmente trastornados, y psicológicamente desequilibrados.

Es evidente que, el cambio climático, la movilidad sostenible, el consumo de insectos, y toda esa retahíla de payasadas, son otro invento más del globalismo para seguir midiendo el grado de imbecilidad de la gente y en base a los resultados planificar su siguiente estafa.

Probablemente esta línea de pensamiento me convierta para algunos en un “Bebe lejías, Irresponsable, fascista e insolidario”, en cualquier caso, si el precio por pensar y expresarme libremente, al margen de los cánones del sistema, pasa por aceptar ese tipo de apelativos ridículos e infantiloides, sin duda es un peaje que pagaré encantado, solo por el placer de llevarle la contraria a esa masa de borregos, buenista y pusilánime que se hace llamar “Sociedad Moderna”

Un abrazo a todos los desobedientes del planeta, energía y Rock and roll, la cabeza alta y la cara descubierta siempre!!!!

 

3 Comentarios

  1. Genial artículo como siempre, Martin. Enhorabuena.

    Me hace gracia que una persona que elige no pincharse esa mierda, cuando lo más probable es que lo haya decidido así porque se ha tomado la molestia de informarse sobre ese “medicamento”, se le llame irresponsable, bebe lejías, insolidario. Quizás es más responsable alguien que se inocula esa basura sin tan siquiera informarse sobre ello y pone en peligro su vida.

    Parece mentira que habiendo tanta información al alcance de la mano, siga habiendo tanto ignorante suelto.

  2. Buenísimo Martin, pedazo de artículo, yo también soy una bebe lejías y todo lo demás!

Comments are closed.