Ese de la foto de arriba no es Nosferatu 2.0 sino un antiguo trencilla hogaño líder mundial de árbitros. Dice, con 2 (sin .0) cojones, que el tiempo añadido es para compensar la pérdida de tiempo. Tamaña redundancia crea una paradoja capaz de resucitar a Maradona y que meta otro gol con la mano.

Hoy vas de negro, mañana tu familia.

Los que de no estar calvos ya peinaríamos canas, sabemos esta cantinela contra el árbitro, de cuando iban de negro sobaco grillo. Así que, por favor, que ahora no nos cuenten cuentos chinos cual plandemia pangolínica . Si en este Mundial de Cagar se están añadiendo hasta 24 minutos por 90 de partido… es, simplemente, porque (ojo que necesito mayúsculas) CADA MINUTO EN LAPUTATELE  ES ORO.

El líder arbitral que os he mostrado atiende al nombre de Collina. A los lectores y bibliófilos este nombre nos recuerda a Collodi (el de Pinocho), entre espaguetis de “la puta bota” anda el juego. Os recomiendo la lectura de “Las aventuras de Pinocho”, ese personaje que todos conocen en movimiento pero que pocos hemos leído.  ¿Qué diría Collodi de esta penúltima chorrada globalista que es el Mundial de Cagar? No soy fan de las ucronías, pero intuyo que se está descojonando, y afirmando con la cabeza, leyendo estas líneas.