Si coloco vocablos en vez de las palabras en el enunciado, o, el léxico más pomposo   creo que hay motivos para ello.  Después de todo hay que escribir para todo el mundo. Antes escribíamos en el colegio en una pizarra o en un cuaderno. Bien con una tiza para la pizarra o un lápiz para un cuaderno. Esto lo digo para los más jóvenes, aunque para estos es como si hablamos o escribimos en chino, aunque a decir verdad las ciencias avanzan que es una barbaridad. Esto podría ser que no todo el monte es orégano.      

He leído en EGOS, un entrante que dice: Así es el nuevo “pijopobre” firmas combinadas con “ low cost” se refería a las  susodichas hembras de Podemos, donde hace unas semblanzas de Yolanda Diaz, la mujer de pasarela, e Irene Montero, a esta última que, cada cual le ponga los calificativos.  El escribiente dice que, “vivimos de crear estereotipos”. No voy a decir que no, es la realidad del momento, pero que no me diga que, estos cambios son filtrados por los delicados personajes que se dedican a todo tipo de farándulas de saldo.

De estas dos me referiré a la primera, aunque, a decir verdad, esta mujer de pasarela, es la más antagonista de todas las demás, bien por sus asesores y por las nuevas tendencias, e incluso, también tiene derecho a su ego, el cual hay que mirarlo con lupa y este, el asesor, le dirá que, con un cambio y el dineral que tiene con la  soldada que gana  con su cargo, es más, puede  gastárselo en lo que desea y quiere y le sale de…    

 Los perroflautas de antes, son los ahora llamados pijopobres, para eso están ahí, aunque sea con este nuevo nombrecito, los que cogen el aza del perol según sea la comida se la comen. Ya ven, a esta señora, la llamada Yolanda Diaz, creo que la llaman por los mentideros ajustados por esta farándula, la Eva Perón o cualquier otro nombrecito, puestos a nombrar, podría ser la Juana de Arco o la  Kirchner, ¡casi na! Como se ve, aquí quien no anda es porque le cortaron las piernas. las tendencias y estilos y las adulteraciones de las palabras se van cambiando las tendencias, Los malos tiempos de aquellos, los llamados perroflautas, ahora les toca ser los pijospobres. Lo dicho, esta, la señora Yolanda Díaz tiene una meticulosa astucia y un olfato indestructible muy refinado.

 El sarcasmo, a veces, es difícil de saber aprovecharlo, hay frases irónicas sin sentido, hay otras con doble sentido y también las hay con mala leche. Esta última es la más fiable. Puesto que no saben usarla. Que España es diferente, ya se sabe, se ha escuchado hasta la saciedad. y llena de hipocresías, sacando fuera de marca como si se tratara de una Fashion Busines. Como si fuese sacado en una escuela de verano para estos pijos menesterosos.

Bien es verdad que, sus vestuarios de vestir no le van a la saga con las habituales vestiduras de sus excompañeras de Podemos, aunque mirándolo bien, son gallinas del mismo corral. He perdido la cuanta de los “personajes” que han dimitido de este partido, a la larga todo en casa. Divide y vencerás, No sé cuantas pasarelas le quedan por hacer en las radiofonías de los canales, no importa. Estamos en el momento idóneo, estoy seguro que habrá algún personaje de esta mundana vida que le dé una nueva nomenclatura para esta nueva pija, donde vi una foto de ella, entre cenizas por el fuego de Galicia, con un pantalón vaquero, ajustado y con una blusa blanca de manga corta y tenis azules con cordones blancos. Lo dicho de pasarela. Si no fuese por el camino lleno de cenizas, podría creer que estaría haciendo el camino de Santiago, puesto que, sus idolatrados iban detrás de ella, lo único que les faltaba eran las mochilas y en su mano el bocadillo de chorizo o de hamburguesa de queso. Y, por variar un buen bocata de caviar que para eso gana tantos euros esta vicepresidenta ministra de Trabajo y Economía Social, del gobierno comunista social de España. Dime lo que has sido y te diré de dónde vienes.

2 Comentarios

Comments are closed.