Hacía mucho tiempo que no dedicábamos un artículo a ese tipo singular que forma parte del ejército podemita y al que, muy probablemente, le queden muy pocos telediarios para seguir en la vida pública chupando del bote. Se trata del singular Pablo Echenique, uno de los sujetos más prescindibles y vomitivos que ha traído Podemos a nuestras vidas.

El argentino, cada vez más desesperado por su incierto futuro político, sigue haciendo las delicias de aquellos que usamos Twitter como fuente de información de lo bueno y, sobre todo, de lo malo. Además, últimamente parece que las órdenes que ha recibido de sus amos son claras y el fulano sirve, como si no hubiera un mañana, a su religión favorita; la del globalismo, el cambio climático y la Agenda 2030.

Y haciendo las delicias a los que no le soportamos desde hace mucho tiempo, nos suelta unas tonterías cada vez más grandes. Ahora al monguer este le preocupa el calor en pleno invierno y cómo no, lo hace para hacer bien su trabajo y seguir sirviendo de títere de lo que le digan sus amos.

¡Hace mucho calor en verano, pardiez! ¡Y eso solo puede ser culpa del cambio climático! Y los que no se lo crean y lo neguemos somos unos “negacionistas del cambio climático porque vivaspaña y vivalrey”. Pues nosotros seremos todo eso, pero el fulano este sigue siendo un tonto a las tres de difícil solución.

 

13 Comentarios

  1. Desechenique, si es que llega Vd. a leer esto o alguien se lo lee y se lo explica: hay algo que se llama series temporales. Sólo el análisis de series temporales puede determinar si hay una tendencia sostenida a largo plazo o no. Se llama ciencia, se llama estadística, se llama matemáticas. Aparte, el asunto de causas y factores que determinan estas tendencias más o menos prolongadas. Pues bien, la actividad solar sí es un predictor de los cambios temporales o cíclicos y, en menor medida, de tendencias sostenidas en las series temporales. Es muy fácil. Se hace con las matemáticas de la secundaria. No tiene misterio. Hablan Vd. para subnormales. ¿Nos les da vergüenza? ¿Por qué no dejan hablar a científicos independientes, ecuánimes y en diálogo y contraste de tesis opuestas o distintas? Se llama tecnofascismo mediático. Responda si tiene lo que un hombre tiene que tener. No se parapete detrás de una Greta la jeta o haga como el Chánchez en el debate del estado de la Nación que nos dice que si la ONU lo dice hay que aceptarlo sin rechistar eso del “cambio climático”. Nadie niega el cambio climático, por cierto, aunque sólo sea porque éste se ha dado desde que el planeta tuvo vida y antes.

  2. Ahora solo falta que un argentino le explique a un extremeño o a un cordobés lo que el calor, tócate los huevos. Estos son así.
    A ver Echenique que de niño jugaba a romper los termómetros, 50º y freír huevos en las baldosas.
    Este es el calor de hace cien años un día normal, que no caluroso. Este imbécil se cree que el botijo se inventó en el polo norte.

    A ver si aprendemos a envolvernos con el calor y dejar de decir tonterías, Echenique. Los veranos son así de toda la vida idiota.

    Aquí el abuelo o bisabuelo de “Objetivo Birmania” te lo explica.

    Que se queman los lugares,
    los azules olivares,
    los dormidos encinares
    y las viñas, y las mieses, y los huertos,
    bajo el hálito encendido
    que desciende desprendido
    como plomo derretido
    de este sol abrasador de los desiertos.
    Se han dormido las riberas,
    y las gentes de las eras,
    y las moscas volanderas,
    y los flacos aguiluchos cazadores;
    se han dormido en la hondonada
    la pacífica yeguada,
    la doméstica boyada,
    los mastines, el rebaño y los pastores.
    En los rígidos pimpollos
    de alcornoques y trepollos
    se recogen con sus pollos
    angustiados pajaruchos montesinos,
    y en los céspedes dormitan,
    y jadean y palpitan,
    se sotierran y crepitan
    anillados gusarapos mortecinos.
    Fuego radian los jarales,
    y los grises pizarrales,
    y los blancos pedernales,
    y los líquenes de oro de los canchos;
    se platean los rastrojos,
    se requeman los matojos,
    se retuercen los abrojos,
    y se azulan los aceros de sus ganchos.
    ¡Todo ha muerto en la comarca!
    Hierve el agua de la charca
    que el ijar del tono enarca
    y acentúa de la alondra las congojas;
    vibra el aire en la colina,
    zumba el tábano en la encina
    e hipnotizan la retina
    las metálicas quietudes de sus hojas.
    Yo los párpados entorno
    bajo el peso del bochorno
    viendo a medias en el horno
    de la tierra la agonía del paisaje,
    y me sueño con las frondas,
    con los ríos de aguas hondas,
    con las márgenes redondas
    de los lagos circuidos de follaje…
    La extensión indefinida
    de la tierra empedernida
    pierde el tono de la vida
    que en el seno solo vive de la idea…
    Es el sueño de un despierto,
    es la calma del desierto,
    es un vivo mundo muerto…
    ¡Es la ardiente Extremadura que sestea!…
    Y la aduermen esta nota
    monorrítmica que brota
    de mi pobre lira rota,
    que la reza bajo el palio de la parra,
    y el unísono rasgueo,
    y el isócrono goteo,
    el perenne martilleo
    del monótono cantar de la chicharra.
    Vete lejos, linda Andrea,
    que el bochorno me marea,
    me emborracha, me caldea,
    me pervierte los sentidos perezosos…
    Vete lejos, criatura,
    ue en tus labios hay frescura
    y en mi sangre calentura,
    y en mi mente sueños árabes borrosos…
    Muchachuela: no son esos,
    no son risas, no son besos,
    son más graves embelesos
    los que encantan mis ardientes melodías…,
    sonsonetes de chicharra,
    sombra fresca de la parra,
    agua fría de la jarra,
    dulce holganza y uniformes canturías…
    Hondamente enervadoras,
    blandamente abrumadoras
    las quietudes de estas horas
    se recuestan en el lecho de mi mente,
    y el espíritu abatido
    que las vive adormecido
    va rumiando su sentido
    gravemente, suavemente, lentamente…
    ¡Qué flojera, qué flojera!
    ¡Qué pesada soñarrera!
    ¡Qué enervante borrachera
    de pereza los sentidos narcotiza!
    ¡Qué modorra, qué modorra!…
    ¡Qué penumbra de mazmorra…
    los contornos casi borra
    del premioso pensamiento que agoniza!…
    ¡Vete y vuelve, muchachuela,
    que me dejas una estela
    de frescura que consuela
    cuando pasas, cuando pasas a mi lado!
    ¡Trae la jarra, trae la jarra!
    ¡Qué se calle la chicharra!
    ¡Qué las hojas de la parra
    mueva el hálito del céfiro encalmado!
    ¡Pero no, que el fuego es vida;
    y bajo esta derretida
    lumbre roja desprendida
    de ese sol abrasador de los desiertos,
    vida incuban los lugares,
    sus azules olivares,
    sus dormidos encinares,
    y sus viñas y sus mieses y sus huertos!
    Y entre tanto, lira mía,
    tú con bárbara armonía
    de chicharra, dile al día
    los contrastes que me brinda la fortuna;
    de mañana, brisa y parra;
    en la siesta, la chicharra,
    y a la noche, la guitarra,
    las muchachas, los ensueños y la luna…

  3. Para la rata motorizada, tú no eres más que un montón de mierda que no entiende de nada, en Galicia había elevadas temperaturas cuando aún se segaba y los veranos eran calurosos y los inviernos lluviosos hasta que llegaron unos mocosos a los que un montón de mierda como tú le laméis el culo, tú no se como te atreves a hablar que ski no te hubieran acogido en España ya estarías criando malvas, solo eres un mierda que no merece ni comer hierba.

  4. Soy Franco-Uruguayo pero digo como dijo el caudillo que lucho contra la masoneria criminal la misma de ayer como la de hoy , Viva Cristo Rey, Arriba España !!!!!!!!!!!!!!!

    • Y encima hizo todas las repoblaciones forestales que nos han permitido mejorar el clima.

  5. Pasamos de lo que diga el escalestrix.

    Las olas de calor que estamos padeciendo,son normales en esta época del año,hasta qué punto?.

    Estas olas baten récords de temperaturas en Noruega y según los mapas de temperaturas se sitúan sobre Europa,hasta que punto es normal?.

    Este fenómeno jamás ha existido hasta hace unos años,tanto las inundaciones como las olas de calor,unos dicen que por las antenas haarp,otros que por la detonación de túneles subterráneos por el ejército…

    Y por qué no reconocer que el CERN el mayor colisionador de hadrones del mundo,es tan solo una estufa gigantesca?,por eso está bajo tierra por qué sobre ella,calcinaria a los seres humanos,árboles y fauna.

    Lo pusieron en marcha y justo después hubo una ola de vulcanismo en Europa,incluido el Teide.

    Y ahora este mes…un nivel de energía de colisión sin precedentes, a una energía récord de 6,8 billones de tev por haz .. 👀👀🤯.
    ••a ese nivel cualquier cosa puede pasar••

    Que casualidad,que coincide con la espantosa ola de calor que padece Europa.Y al final para que sirve?,que han descubierto?…no será el mallor fondo de inversión de ladrones del mundo?.

  6. Viejo truco del globalismo y sus etiquetas, meter en el mismo saco a los que no comparten la farsa del cambio climatico con los vivas al traidor (muy preparado) y a vuestra españa corrupta, este tarado (cabeza con ruedas) vive porque no le queda otra su mundo virtual, te queda poco pa vender cupones cacho de mierda

    • Tuvo. Un teclado específicamente apto para el español y que substituyese al qwerty, no tendría la uve junto a la be.

Comments are closed.