Si ustedes se dan una vuelta por una web llamada ‘Alternative Press Agency‘, se van a encontrar con un curioso y macabro listado: el de las sospechosas muertes de personajes que, en algún momento de sus vidas, tuvieron una relación cercana con los Clinton. si se dan cuenta, la publicación que hemos enlazado en este artículo es del año 2017 pero la cifra ha aumentado tras el suicidio del pasado 7 de mayo, de quien fuera asesor especial de Bill Clinton durante su presidencia, Mark Middleton, a los 59 años de edad.

En la página a la que hacíamos mención, nos encontramos, entre otros, con estos casos:

  • John Ashe: Este es presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas fue encontrado muerto, el 28 de junio de 2016, en su casa. Inicialmente trascendió que había fallecido de un ataque al corazón. Sin embargo, la policía local de Dobbs Ferry, Nueva York, informó que la causa del deceso fue un accidente en su gimnasio, cuando la barra de las pesas que levantaba cayó y aplastó su garganta, fracturándole la laringe y provocándole la muerte por asfixia… El empresario fue identificado en un informe del Senado, de 1998, como la fuente de cientos de miles de dólares canalizados de manera ilegal a través del propietario de un restaurante de Arkansas, Charles Trie, al Comité Nacional Demócrata durante la administración Clinton. Aunque la empresa Ng Lap Seng no fue formalmente acusada de ningún crimen.
  • Seth Conrad Rich:El 9 de agosto de 2016, el fundador de WikiLeaks, Julián Assange, dio una entrevista sensacional a la televisión holandesa. En la misma, se refirió a la investigación a gran escala de las actividades y de los vínculos financieros de la familia Clinton, así como del fraude electoral vinculado a Hillary.Según Assange, el origen de la filtración no eran los hackers rusos, sino el mismo Partido Demócrata de los Estados Unidos.

    Poco antes, el 10 de julio de 2016, Seth Conrad Rich, miembro del staff del Comité Nacional del Partido Demócrata, de 27 años, fue asesinado de dos disparos en la espalda, en las calles de Washington mientras hablaba por el teléfono móvil. La policía dijo que el incidente fue un intento de robo, pero su teléfono, su reloj y su cartera con todo su dinero y las tarjetas de crédito fueron dejados allí a pesar de que el cuerpo presentaba golpes y había sido registrado.

    Sorprendentemente, los investigadores policiales no encontraron testigos o pistas a pesar de que el asesinato se produjo en uno de los barrios más respetables de la ciudad.

  • Víctor Thorn: El 1° de agosto de 2016, un día antes de la muerte de Lucas, el escritor Víctor Thorn, autor de un best seller de investigación sobre Bill y Hillary Clinton murió de un disparo en su casa. La policía calificó su muerte como un suicidio, pero sus allegados descreen de este hecho.Durante muchos años, Víctor Thorn fue el biógrafo de la pareja Clinton y reveló muchos de sus secretos.A principios de 2016, Thorn publicó otro libro titulado “Crowning Clinton: Why Hillary Shouldn´t Be in the White House” (Coronación de Clinton: por qué Hillary no debería estar en la Casa Blanca), que poco antes de su muerte había sido lanzado en ediciones en otros idiomas.

Estos son algunos de los casos que figuran en esta lista, pero si ustedes están interesados en leer más hay hasta 20. Como verán, en todos ellos nos encontramos con una característica, además de haber estado muy relacionados con los Clinton: sus muertes se han producido en muy extrañas circunstancias.

Como ha sucedido con la de Mark Middleton. Hoy sabemos, por las publicaciones de varios medios, que Middleton fue descubierto el 7 de mayo colgado de un árbol en el Heifer Ranch en Perryville por un cable eléctrico y con un disparo de escopeta en el pecho. El rancho, ubicado a 30 millas de la casa de Middleton, es propiedad de una organización sin ánimo de lucro contra la pobreza llamada Heifer International.

Según las declaraciones realizadas por el alguacil del condado de Perry, Scott Montgomery, a distintos medios de comunicación: “Murió de una herida de bala que se disparó él mismo en el pecho. Encontró un árbol, acercó una mesa y se subió a esa mesa. Cogió un cable de eléctrico y lo ató a una rama, después lo puso alrededor de su cuello y se disparó en el pecho con una escopeta… Era muy evidente que la escopeta funcionó porque no había mucha sangre en la escena, se nota que el disparo de la escopeta fue en el pecho, se nota eso porque tiene un boquete y le salieron perdigones por la parte de atrás, por la espalda. Definitivamente, a nuestro juicio, se lo hizo él mismo”.

Tras leer esta increíble declaración del alguacil del condado de Perry, no podemos evitar pensar: Mira que se ha complicado la vida este pobre hombre para suicidarse. Miren que se lo ha puesto difícil. Y más difícil todavía, que la policía llegue a una conclusión como esta. ¡Menudos Sherlock Holmes están hechos!

 

1 Comentario

Comments are closed.