Parece demasiado simplista el titular que hemos elegido para esta artículo, pero la realidad sin tapujos es esa, tras escuchar unas declaraciones de la ministro de Hacienda, Mª Jesús Montero.

El Partido Popular de Feijóo, que aunque en la realidad son exactamente lo mismo que el PSOE, había propuesto al gobierno un pacto para bajar de forma transitoria pero instantánea el Impuesto sobre la Renta a todos los trabajadores con ingresos inferiores a 40.000 euros, para protegerlos de la erosión de poder adquisitivo causada por la espiral de los precios energéticos.

Por supuesto, el gobierno se ha negado a esta propuesta y en declaraciones a Antena 3, la ministro de Hacienda ha dicho que no puede ser porque “también benefician a los que ganan 100.000, 200.000 o 300.000 euros”, ya que pagarían menos por los primeros 40.000 euros de su renta. “Se trata, por tanto, de una rebaja generalizada de impuestos”. Y ya saben que bajar impuestos, para esta basura de políticos que sufrimos, es lo peor que se puede hacer.

Y sabiendo que esta ridícula excusa no sería lo suficientemente convincente, después aseguraba que la Comisión Europea o el Fondo Monetario Internacional (FMI) han advertido de que determinadas políticas económicas -que el Gobierno identifica con las rebajas generalizadas de impuestos- pueden ser contraproducentes y generar más inflación, algo que ha sugerido ocurriría si se rebajara el IRPF.

Vamos, que esta quiere saqueo y más saqueo y aquello de beneficiar a la población solo es de boquilla, porque cuando se trata del pago de impuestos, nada de nada. Estos han agarrado el bolsillo de todos los españoles y no lo van a soltar. Están pegados a nuestras carteras como si fueran auténticas lapas.

 

3 Comentarios

  1. De acuerdo con su lógica, si bajasen el IRPF (el impuesto que más recauda junto al IVA y al IS), tendrían que dejar de pagar el servicio de la deuda púbica (ya ni siquiera pueden amortizar deuda pública y el BCE dejará de comprar más deuda, luego vienen tiempos de recortes brutales, más que en Grecia hace unos años), o recortar fuertemente o dejar de pagar pensiones, o rebajar fuertemente el salario a los funcionarios o despedir a los elegidos a dedo (centenares de miles), o privatizar sanidad y educación, etc. Hoy el socialismo es una trampa de pobreza y miseria crecientes que es imposible desmantelar sin llevar a la población a una guerra de aniquilación, tal cual. Y una insumisión fiscal generalizada es poco factible porque los que pagan más impuestos son precisamente los más cobardes. El contribuyente prefiere pagar a ser asesinado por no hacerlo. Así que los socialistas de izquierdas o derechas tienen la espalda bien cubierta para ejercer su tiranía genocida y criminal sin ningún impedimento. Y el ejército y las fuerzas de seguridad viven de los impuestos, luego no es de esperar otro 18 de julio de 1936, al revés, más bien un golpe de estado rojo como el de 1917 en Rusia. Ya no queda ultra extrema derecha para defender la libertad.

  2. Lo que es ‘sin comentarios’,es lo malhablada que es esta mujer,por desgracia una norma más en España,donde la gente se expresa cada vez con más tacos.

    • D. Rafael, no sólo se expresan con palabras malsonantes, sino que también con muchas faltas de ortografía orales. Buen día.

Comments are closed.