La forma de funcionar de Risto Mejide en su programa ya es bien conocida por todos. Va de duro por la vida y tiene a su alrededor una legión de palmeros que le ríen las gracias y se dedican a burlarse de los invitados que no caen bien. En teoría lleva a invitados que, digamos, van en contra de la línea oficial que marcan en el programa, en teoría, para darles voz y hacer como que son muy tolerantes, pero la única realidad es que les llevan para que los trepas de Mejide se rían de ellos.

En estos últimos días ha llevado a un periodista ruso de Sputnik News. Se llama Victor Ternosky y, evidentemente, en la entradilla que hicieron antes de presentarle, se cachondearon de él y de las noticias que publica. Es lo que toca, ahora todos tenemos que estar a favor de Ucrania y ahí está Mejide el primero para lo que haga falta. Es de lo que vive y de esa forma se mantiene en pantalla.

Cuando pasaron a hablar con Ternosky este, lógicamente, entró lanzado. Tras escuchar esa entradilla. no dio ni las buenas tardes y empezó a arremeter contra toda la manipulación informativa que se está viendo en este lado del conflicto. Y criticó que se les acuse a ellos de eso, cuando aquí se están viendo incluso videojuegos en las informaciones.

Ya empezaban los palmeros de Mejide a hacer comentarios por detrás y a Mejide se le vio, como se le ve siempre que se enfrenta contra alguien que no se le va a amilanar y que le va a dar mil vueltas argumentando, incómodo. ¿Y qué hizo tras dejar hablar a Ternosky un par de minutos? Echarle, no sea que tuviera que rebatirle y se vieran sus grandes limitaciones. En fin, lo de siempre con este engreído.

7 Comentarios

  1. Nos quisieron hacer creer durante mucho tiempo que Rusia era la madre, el paradigma de la propaganda, una propaganda casi grotesca que duraba hasta nuestros días y que era exclusiva de tan innoble pueblo. Y sin duda nosotros estábamos sumergidos del todo en otra densa propaganda. Claro, que ahí entraba el carácter de cada cual para sentir que había demasiadas cosas que no cuadraban ni se veían justas, e intuir esas paredes de la celda. Pero fácil no ha sido.

    ¿Podía tener un soviético del Telón de Acero noción de estar secuestrado por el Pravda?
    ¿Podía un español de 1960 intuir que había otros mundos tras el NO-DO?
    ¿Sospechaban los norteamericanos y los europeos que se había creado una caverna confortable para ellos, con teles y cines pero sin ventanas?

    Creo que ninguna caverna de propaganda ha sido tan vomitiva como la de los Mejides, Grisos, Wyomings, Ferreras, Pastores y demás
    fantoches siervos del averno.

    Los medios son el enemigo número uno y la prioridad es acabar con ellos.

  2. Estas personas tóxicas están acostumbradas en una estrategia de debate en la que fuerzan al otro a que le den la razón y le sigan la corriente como a los locos, y cuento los demás callamos porque vemos que no se puede razonar con alguien que no sabe escuchar, piensan que han ganado, y se engañan a si mismos, porque para saber convencer tienes que ganarte la confianza del otro, algo que se pierde al instante cuando le faltas el respeto.

    Pero es que además no tienen verdadera experiencia en debates en igualdad de condiciones, por lo que sueltan el discurso que han oído en la tele y creen que quedan como unos putos amos, pero al ser tan predecibles es posible que la otra parte ya tuviera la respuesta preparada de antemano, y eso si no tiene suficiente ingenio para improvisar, y entonces se llevan un buen zasca.

  3. Este tipo no es mas que lo que el dijo hace años que era: un propagandista, marketing puro y duro, yo me pregunto merece la pena ??? Tanto el como su compi “el chivo” que van repartiendo ostias mediaticas a los no vacunados, un dia tomando un simple cafe en algun lugar toparan con algun ofendido y seran ellos los que terminen sin dientes, les merece la pena tener que esconderse ???

  4. No tenemos bastante con el inútil mamporrero de evaristo,que además hace tragar, a sus televidentes, personajes ineptos de quinta, como la cara de rata de veraparda, etc… Estamos apañaos, esta chusma viviendo de lujo y pontificando su mierda y la gente brillante comiendo en su casa. Que país.

  5. Una vergüenza el tal Mejide. Ni profesionalidad, ni personalidad (excepto las gafas), y ni siquiera educación. Lo asombroso es que haya gente dispuesta a tragarse esa bazofia.

  6. En Ucrania le hubiesen hecho Presidente del Gobierno,y al paso que vamos en España…

Comments are closed.