En 1938, el alemán Otto Hahn descubrió la fisión nuclear. En un par de años más, los alemanes podrían haber construido bombas atómicas. Si no lo hicieron fue porque Hitler le encomendó a Heisenberg que coordinara a los científicos y les convenciera para destruir todos aquellos estudios que pudieran ser de utilidad, a tal fin (Entre esos trabajos estaba la teoría de la relatividad de Einstein).

En una carta dirigida a Himmelheber, Heisenberg confesó que “se habían puesto de acuerdo para que un arma tan mortífera, no debía, bajo ningún concepto, estar disponible en este mundo”. El acuerdo se refería, por supuesto, a los científicos nacional-socialistas, pues ya se vio que los aliados no tuvieron inconveniente, ni en construirlas, ni en lanzarlas sobre ancianos, mujeres y niños. En otra carta que dirigió, posteriormente, a su esposa, le dijo “Conozco a muchos colegas ingleses y americanos que han trabajado en ello, algunos de los cuales eran mis alumnos. Tienen mi comprensión porque estarán, para siempre, ligados a esta atrocidad” (Recordemos que Oppenheimer, cuando vio estallar su bomba dijo con amargura: “Me he convertido en destructor de mundos”).

Tras la rendición de Alemania, los aliados más poderosos (EEUU y URSS) se quedaron con lo mejor del botín, eso es, con los científicos alemanes (En EEUU se llamó “Operación Paperclip”). Entre los científicos que pasaron a ser ciudadanos americanos estaba Von Braun, que había desarrollado el misil V-2. Von Braun siguió desarrollando cohetería para los americanos, interesados en disponer de propulsores que pudieran transportar sus bombas nucleares lo más lejos posible. Su obra cumbre fue el famoso Saturno V con el que, supuestamente, se alcanzó la Luna. Dicho programa armamentístico requirió gastar cantidades exorbitantes de dinero, y eso nunca lo hubieran aprobado los contribuyentes, siendo por ello que se camufló como “programa espacial”. Algo parecido sucedió en URSS, aliado de EEUU, tanto en la I como en la II Guerra. La llamada “guerra fría” fue la escenificación de ese juego, en el que se alentó el “espíritu patriota”, instalando en la mente del contribuyente, el mensaje “Hay que gastar lo que haga falta con tal de ir por delante” (O para no quedarse atrás).

Todo esto convirtió a EEUU y URSS en “líderes incuestionables de la carrera espacial”; una empresa que, como hemos visto, surgió de la investigación armamentística. En la actualidad, finiquitado el programa de desarrollo de cohetes, la “exploración espacial” se ha derivado a empresas privadas como SpaceX y Blue Origin, de Jeff Bezos, quién reconoció a un periodista que la afición por el espacio (como a muchos cientifistas) le viene de ver películas ciencia-ficción.

¿Por qué no denunció Rusia la farsa del alunizaje americano? Obviamente, porque ellos montaron una farsa parecida, como después han hecho los chinos quienes, como nuevos ricos que son, no podían ser menos que los otros. Hoy, los “mass media”, celebran que Bezos haya hecho un “viaje espacial” de menos de cien kilómetros, tras años de preparación, cuando hace cincuenta años, la marca se puso en cuatrocientos mil. Hoy balbucean los dirigentes de la NASA, cuando les preguntan -¿Cómo es que en cincuenta años no hemos vuelto a la Luna?-  Es lógico que sientan vergüenza al decir que han perdido la tecnología y han tenido que empezar de cero (Los mismos que nos dijeron que, en el año 2000, la gente iría allí de viaje de bodas).

Para un no-esfericista no hay duda de que EEUU, Rusia y China, participan en la misma película de ciencia-ficción (en la que muchos creen, igual que Bezos), De hecho, el supuesto astronauta Pedro Duque, se entrenó en Rusia e hizo, a bordo de un cohete ruso, los cuatrocientos kilómetros que supuestamente separan la tierra de la Estación Internacional. ¡Cuatro veces más que Bezos y lo hacen habitualmente! Para un no-esfericista, todas las agencias espaciales actúan como “franquicias” de la NASA y lo prueba con el hecho de que sus logotipos reflejan elementos comunes. Para un no-esfericista, hay algo que une a EEUU, Rusia y China, más allá de sus diferencias. Algo que venimos llamando “globalismo” y que prueba, sin ningún género de duda, que sus guerras también son de mentira.

 

14 Comentarios

  1. Enhorabuena al autor y al editor. Por vuestra obstinada busqueda de la verdad habeis conseguido que no pueda leer otros periodicos sin torcer el morro.

  2. ufff, creo que se os está yendo la mano. Nos han contado muchas mentiras. Pero de ahí a empezar a promover las absurdeces de los terraplanistas, hay un trecho muy largo. ¡”No-esfericismo”! Bastante tenemos con la neonlengua del marxismo cultural como para tragarnos ahora la neolengua terraplanista. ¿Os creéis que somos gilipollas?

    • Lo que parece es que a falta de argumentos racionales insultas, etiquetas y estigamizas cosas que te quedan grandes. Eso creo yo, por lo menos.

  3. ufff, creo que se os está yendo la mano. Nos han contado muchas mentiras. Pero de ahí a empezar a promover las absurdeces de los terraplanistas, hay un trecho muy largo. ¡”No-esfericismo”! Bastante tenemos con la neonlengua del marxismo cultural como para tragarnos ahora la neolengua terraplanista. ¿Os creéis que después de los dos años que llevamos nos vais colocar más mercancía averiada? Qué decepción, El Diestro.

    • Si nos dijeras qué dato o razonamiento es absurdo, nos ayudarías a “que no se nos fuera la mano”. Por otra parte, quédate tranquilo, que no hay ninguna neolengua que aprender. Personalmente, entiendo que es más preciso el término no-esfericista porque yo no sé cómo es pero sí sé cómo no es.

  4. Cada día me resulta más difícil leer un periódico o escuchar las idioteces que los periodistas sueltan por su boquita de piñón sin envoltura.

    Buen artículo y buena reflexión, aunque el asunto da para un libro de futuro de los destinados a pasar a la historia de la gilipollez humana, o lo que es lo mismo convertirse en un clásico atemporal.

    La gente que suele ver el telediario está claro que no piensa, es imposible compaginar las dos cosas, tampoco piensan los que pretenden tener la solución justa y perfecta a la noticia del día, y menos aún los que pretenden sesudos análisis del moco verde con el que se envuelven los periódicos del día.

    En marzo de 2020 coincidiendo con el virus se publicó la concesión de una patente de Microsoft referente a una criptomoneda con datos corporales, como yo no creo en las casualidades me puse a investigar entonces sobres los sensores corporales asociados a vacunas en los que estuvieran trabajando laboratorios, organismos, universidades, financiadas por la fundación Gates,

    La verdad es que me costó muy poco tiempo descifrar el enigma, un par de horas de la mañana, los buscadores de patentes son muy efectivos si tienes claro los criterios de búsqueda y las formas de evadir esa búsqueda, a veces se hace para dificultar el rastro.

    Luego me bastó cruzar los titulares o inventores de la patentes con las ayudas de la fundación Gates para obtener el perfil de los intereses de Gates.

    Al poco di con los sensores biológicos de óxido de grafeno corporales probados y utilizados en animales y ganadería a través de vacunas.

    Delante de mis narices tenía en menos de un par de horas toda la tela de araña creada durante años, hasta entonces casi todos los actores de entonces han interviniendo en la Plandemia. Unos como “según un estudio de la universdad”
    Otros
    “Según un estudio de centro de estudios avanzado…”
    Otro y otro y otro habían recibido fondos o formaban parte de aquella tela de araña.

    En marzo de 2920 ya tenía claro que el objetivo era ente otros el grafeno, pero también pude observar muchas vacunas experimentales de ARN con coadyuvante de GO destinadas a curar desde el cáncer al Alzheimer, lo mejor de la lectura de estas patentes es la lectura de la memoria donde muchas de ellas dicen “tal y como se mantenía hasta ahora de manera errónea” por eso el.objeto de la invención consiste en… Y si nos fijamos con atención podemos observar que muchas de esas vacunas experimentales provocaron más daños que benéficos, pero les quedó el conocimiento empírico de cómo provocar o desarrollar el cáncer, el Alzheimer y todo tipo de enfermedades gracias a todos los experimento fallidos.

    Cuando indagué óxido de grafeno GO en el buscador encontré más de cinco millones de patentes al respecto, centrándome en sensores biológicos más de diez mil y en vacunas casi mil.

    O sea, que tenemos al menos un millar de laboratorios en el mundo investigando con el GO y el cuerpo humano, por cierto, tóxico hasta el 2019, ya se encargaban muy mucho de aclaralo en las patentes, solo probadas en ratas, ja,ja,ja.

    Pues bien entre todos esos científicos que han trabajado en el asunto en los últimos años se cuentan con los dedos de una mano los que han salido a advertir del peligro y menos aún de la intención, algo que nos demuestra que los científicos actuales NO tienen CONCIENCIA sino que son solo mero siervos criminales que por un plato de lentejas son capaces de asesinar o cercenar el futuro de sus propios hijos.

    Si explorar y experimentar es algo natural en el ser humano y conocer que hay más allá o se esconde en tal.o cual lugar, hacer uso del mal que aquello que se ha descubierto también lo es, por eso hay que ser precavido y prudente y jamás tener la utilidad indiscriminada como primer objetivo del descubrimiento. Eso es el mal.
    .
    Reto a todos los científicos que investigan con óxido de grafeno relacionados con vacunas y sensores biológicos corporales a que nos cuenten los peligros de todos tipo ya conocen y sobre todo los que desconocen, lanzar una hipótesis esta bien, inyectar una hipótesis es un crimen y más cuando ya se conocen los ensayos fallidos y los peligros.

    Eso se llama asesinar con la ciencia, tirar una bomba atómica o encender la mecha de la dinamita en una guardería.

  5. Información a tener en cuenta: https://www.burbuja.info/inmobiliaria/threads/el-evento-de-tunguska-apunta-a-una-bomba-atomica-nazi.155262/#

    Dos documentales en varios capítulos para caer el velo del heliocentrismo, los constantes reseteos de la humanidad y su historia oficial de entelequias: https://odysee.com/@PachamamaFlat:b

    El gran engaño es de tal magnitud como la estupidez humana. Es más fácil engañar a la gente, que convencerla de que ha sido engañada.

    Saludos cordiales

  6. Felicidades:

    ¡ Buenísimo artículo de José Miguel Ruiz Valls !

    EL DIESTRO se posiciona a la vanguardia de la información alternativa en España, lejos de los bulos y patrañas de los “Grandes periódicos oficiales”, supuesta referencia de de (des)-información nacional.

    Bravo !

  7. Ya me parecía a mí que este tipo de afirmaciones no podría venir de un ingeniero ni de un licenciado en física o matemática, pero sí de un licenciado en “derecho” (derecho al abismo… ja, ja)

Comments are closed.