La descomunal crisis política global disfrazada de problema sanitario está consiguiendo justo lo que pretenden los megalómanos que mueven el tinglado desde las sombras. Sus sicarios se hacen visibles, en ocasiones, a través de Davos, Bilderberg, el Banco Mundial y, más a diario, la Organización Mundial de la Salud, que nació para protegernos –al menos, eso reza en sus estatutos— y no para envenenarnos y convertirnos en esclavos. Soy consciente de mis reiteraciones, pero estamos moralmente obligados a contrarrestar el relato tóxico y minuciosamente elaborado por los diseñadores de toda esta estrategia de destrucción global.

Caos por doquier. Malestar general. Todos enfrentados y divididos, y de eso se han ocupado a lo largo del tiempo, empleando mil argucias. Patrias, religiones, razas; izquierda y derecha; creyentes y ateos; ricos y pobres; empresarios y obreros. Creíamos que la guerra de las mujeres contra hombres, con sus leyes ad hoc y toda su politiquería discriminatoria feminista trans y trens era la última del ranquin, pero no; la más reciente es la de vacunados contra no vacunados.

En toda esta dinámica covidiana, nada hay al azar. Los humanos somos animales fácilmente domesticables y de reacciones previsibles. A los perros de pelea se les entrena para convertirlos en asesinos; a los gallos se les colocan cuchillas a modo de espolones para hacerlos más sanguinarios; a los toros bravos se les clavan banderillas para que embistan. Los seres humanos no son ajenos a esta característica, y también atacan a sus congéneres dejando ver su parte más cavernícola y reptiliana. Lo estamos viendo estos días en el acoso que están recibiendo los no vacunados por parte de los vacunados, azuzados por “las banderillas” de las élites.

En las últimas semanas –tras la aparición de Ómicron—los medios de comunicación oficialistas, en especial, la televisión, han iniciado una peligrosa campaña de acoso y discriminación contra los ciudadanos que, en el libre ejercicio de su libertad, al amparo de la Constitución y de las leyes vigentes, han optado por no vacunarse. Cada quien es libre de aceptar o rechazar un tratamiento, y así lo contempla la Ley de Autonomía del Paciente 41/2002. Por tanto, los españoles están protegidos ante cualquier imposición de obligatoriedad de la vacuna, sea en el ámbito estatal o en el autonómico. Las leyes sanitarias rigen en todo el territorio nacional; y si bien las competencias de Sanidad están transferidas a las Comunidades Autónomas, solo afectan a la gestión de la salud, pero no a las leyes fundamentales.

Prácticamente, todas las medidas restrictivas y normas pandémicas son ilegales e inconstitucionales. Sin embargo, la sociedad las acepta mansamente porque desconoce sus derechos, porque cree que los “castigos” son por su bien, y también por una actitud compleja marcada por un cóctel de ingredientes: dejadez, comodidad, cansancio y cobardía. Es una suerte de rendición.

Aunque no nos guste, la rendición social es entendible. Como expresamos en líneas anteriores, la manipulación sin tregua de los medios de comunicación, tanto de manera directa y explícita como subliminal, se ha incrementado con el insulto, la descalificación, la injuria y la calumnia. Esto tiene un plus económico y ningún medio quiere perder su trozo de pastel. Desde la izquierda de la Sexta y la Ser, pasando por TVE y Cuatro, a la derecha de esRadio, se desinforma a la población presentando perfiles de los no vacunados faltando totalmente a la verdad. Se los tilda de incultos, de no creer en la ciencia y de egoístas. Falso. Dentro de la heterogeneidad de quienes deciden rechazar la terapia génica experimental, existen algunos puntos en común: en general, se han ocupado de leer información alternativa y están más capacitados para decidir, que quienes obedecen sin contrastar la información. En cuanto a no creer en la ciencia, los no vacunados no militan en la fe ciega y son más conscientes de que grandes sectores de la ciencia no solo no trabajan por el bien de la humanidad, sino que lo hacen en su contra; además, comprenden el miedo de los vacunados y son más tolerantes y empáticos. Entender la realidad distópica que vivimos no depende del nivel cultural ni del estatus económico o social, sino del grado de discernimiento o perspicacia. Algunas personas poseen esta cualidad, que vemos tanto en científicos de renombre como en personas de escasa cultura. No deja de ser una especie de “gracia”.

Algunos participantes de las tertulias, bebiendo en el argumentario covidiano de pensamiento único, echan sus lenguas a paseo lanzando frases totalitarias como “el gobierno debe imponer la vacunación obligatoria”, “a los no vacunados no se les debería atender en los hospitales”, “ellos son los culpables de que esto no termine”, “hay que aislarlos”, “son contagiadores”, o insistiendo en que los no vacunados colapsan las ucis, con imágenes simultáneas de pobres personas, “negacionistas arrepentidos”, según ellos, que recomiendan la vacuna porque, si no, vendrá el coco con la escafandra.

Especialmente llamativos han sido los insultos del dúo Jiménez Losantos e Isabel San Sebastián, llamando a los no vacunados bebedores de lejía [1], estafadores y criminales. Por estas palabras tan desafortunadas, la Asociación Liberum interpuso una denuncia por presunto delito de incitación al odio, de acuerdo al artículo 510 del Código Penal. Los denunciados han sido llamados a declarar el próximo día 21-12-21. Curioso juego numerológico.

Aunque no estamos de acuerdo con el delito de odio de nuevo cuño, consideramos que la libertad de expresión no puede enmarcar insultos ni servir de vehículo para proyectar sentimientos totalitarios. Ignoramos cuál será el resultado de esta denuncia, pero dada la gran campaña de desinformación del sistema en general, y de los medios en particular, la esperanza de que esto pueda sustanciarse en una condena es más bien escasa.

NOTAS:

“Los bebelejía”. Insulto enmarcado en la “propaganda de guerra” para denominar a los consumidores de Dióxido de cloro, con el fin de desprestigiar este remedio y ocultar al gran público los grandes beneficios para la salud. El Dióxido de cloro es un potente biocida contra virus, bacterias, hongos y otro tipo de microorganismos susceptibles de causar enfermedades. Aparte de su uso como potabilizador de agua, hay que destacar la patente europea de Dióxido de cloro para tratar infecciones causadas por virus respiratorio, publicada el 6 de agosto de 2014, con número de concesión europea EP1955719. Ver la información en este enlace: https://data.epo.org/gpi/EP1955719B1

Es importante que el ciudadano integre esta información. Cuando un medio de comunicación, una institución sanitaria o un profesional de la salud, ridiculizan este método de curación, más que por desconocimiento, lo hacen porque sirven al Mal.

Si algún youtuber desea reproducir este texto o parte de él para la locución de su vídeo, debe pedir autorización y citar la fuente al principio de la narración.

gcomunicacion@laregladeoroediciones.com

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

13 Comentarios

  1. ¿A declarar donde? A unos juzgados me da igual el que sea llenos de criminales con bozal que si tuvieran un minimo de verguenza se iban todos o empezaban a hablar claro de una puñetera vez porque salvo honrosas excepciones aqui todo el mundo calla por acción u omisión lo que les hace complices. Iros a tomar por el culo falsos juristas de mierda. No se ni como no hay motines ya en las comisarias, juzgados y carceles ante la infamia que estamos aguantando y como al final haya guerra abierta ya veremos cuantos quedais en pie. Sigue la comedia de declarar ante la mafia otros delincuentes, Pero leches ¿es que nadie va a poner negro sobre blanco lo que esta pasando en España y el resto del mundo?.

    • El abogado Füellmich y mil abogados más, (aparte de médicos, biólogos y economistas, hasta 10.000) llevan desde agosto del pasado año preparando la denuncia… Se ve que está la cosa difícil. Aunque por falta de pruebas no quedará…

      • No esta la cosa dificil es que no hay presión suficiente porque hay mucho criminal jugando a dos bandas callado lo que le hace complice sino todo esto ya se habría desmontado pero como todavia hay mucho votonto jugando pasa lo que pasa y como no se le ponga remedio pronto iremos a una guerra abierta porque hasta ahora todos mis pronosticos se han cumplido a pesar de que llevo dos años avisando de lo que iba a pasar pero no me haceis caso.

  2. Ese dúo dinámico ha perdido el norte. Ellos sí que han bebido unos litros de lejía y les ha dejado el cerebro frito.

    • JLS está rabioso porque mandó vacunar a todos sus empleados, y uno de ellos, una chica joven, murió en su casa de “repentinitis”. Y claro, lo culpan a él.

      • Lo santos es un criminal que por dinero no ha hablado claro apoyando a toda la basura politica y que se ha vendido será juzgado como todos antes de lo que se espera seguramente que el proximo año antes de verano la cosa se ponga calentita para ellos porque si no los paramos vamos a la guerra abierta con total certidumbre.

  3. Tengo que reconocer que yo he aprendido mucho con esta minuciosamente elaborada “Plandemia”.

    En primer lugar tengo que decir que estoy en contra de que la libertad de expresión pueda ser considerada como delito de odio, como también estoy en contra de otorgar veracidad a la palabra de un policía, un periodista,.un sanitario o un político. Los legisladores franquistas no eran gilipollas y sabían que cualquiera puede ser un payaso, un mentiroso o un corrupto.

    A mi, mas que Federico o Isabel me sorprendió Albiac, en la misma linea, no he vuelto a escuchar la radio, ese es el mejor castigo.

    La credibilidad como periodista y aun mas como pensadores la perdieron todos en menos tiempo que Zapatero aprendió economía, pero por la mañana, eso conviene dejarlo claro.

    Estos idiotas pensaban que se estaban poniendo la vacuna de la viruela y que el “virus” venia del pangolín, El estadístico que se tira desde el Pino día si y día también aun no tenido tiempo de leer “The Lancet” y el porcentaje de contagiados vacunados, tampoco el índice de mortalidad de 2018, tampoco que en menos de un año las vacunas han matado mas gente que en los últimos doscientos años.

    Rectificar es de sabios, no lo espero de ninguno de los cuatro, Federico, Isabel, Albiac o Pino.
    Han empozoñado la libertad sumándose a los idotas en lo que cualquier analista político mediamente hubiera visto venir desde muy lejos.

    Aun recuerdo lo que me dijo un anciano y experimentado diplomático al que conocí siendo yo muy joven en marzo de 2020 “Nos quieren matar”

    Yo le contesté, han puesto el plan en marcha, ya os lo advertí cuando comenzaron con las leyes de género, el objetivo será, romper la sociedad con enfrentamiento de todos contra todos, la quiebra y el chip.

    Necesitaban algo, esta vez fue un “virus” y todos los idiotas cayeron en la trampa, los que supimos leer las señales fuimos confirmando paso a paso totalitario que estábamos en lo cierto, y nos quedamos tan tranquilos advirtiendo a los demás.

    Pobre Albiac, ha terminando como su maestro, estrangulando a la razón, pero sin desentrañar la verdad del conflicto.

    Aún están a tiempo de no condenarse por toda la eternidad.

    El juez que los absuelva, porfa, damasiado tienen con lo suyo.

    Y por cierto, mi amigo el diplomático de 86 años, operado de cáncer de colón, fue el primero de su familia en curarse de “Covid” en su casa a base de un suero y vitamina D. Es lo que tiene estar informado y prestar atención a los que saben. ¿Oido cocina?

    Ahora vas y te vacunas, Elia.

    • La prosa Española siempre ha sido muy rica en el insulto y al que no le gustaba ya sabia lo que hacer el duelo lanzando una guante “guantazo” si su honor quedaba en entredicho. Bien fuera por una infidelidad o por un insulto a espada, pistola, devolviendo el insulto, en una pelea o dialogando si había algún malentendido así defendia su honor y el de su amada o su familia. Hoy en día hay mucho imbecil sin honor acudiendo a tribunales a defenderlo cuando carece de el. Honor viene de honorable y si no se es honorable no hay honor que defender. Al que no le guste ya sabe que escoja arma o se defienda a puños o dialecticamente.

  4. Daniel Stulin explica perfectamente el funcionamiento de mundo actual.Son todos mafiosos en una jerarquía,los de las arriba son los aristócratas europeos la nobleza negra o mafia italiana y una élite de multimillonarios estadounidenses,se autoproclama judíos,llamados illuminatis y se dividen en tres grupos:
    -sionistas saduceos….Jerusalem y
    Vaticano+jesuitas
    -jasidas esenios cabalistas….Rostchid de
    Londres
    -talmudistas fariseos ….Rockefeller de N.Y
    Estos tres son los testaferros de más arriba,introducidos en todas las instituciones ninguna es lo que parece ni lo que se supone debería ser.Inventaron la derecha y la izquierda para enfrentar a la gente:
    -la izquierda política controlada por los Rosthild está más inclinada al LUCIFERISMO LIBERTARIO,un profundo malentendido oculto sobre el uso del libre albedrío o THELEMA,que se interpreta como el permiso para hacer lo que quieran con propósitos egoístas,marginados en las escuelas de misterios.
    -la derecha política,controlada por el Vaticano,más inclinada hacia el SATANISMO,que adora de manera oculta a la oscuridad como un principio,creen en el libre albedrío como sacrificio a la oscuridad.

    Tanto Lucifer como Satanás fueron Príncipes,es decir primogénitos (cainismo),y son controlados por fuerzas oscuras (mafias) básicamente:
    -Rostchild (izquierda) financiaron a Karl Marx,crearon la primera guerra mundial,mataron a los Zares y crearon el comunismo y mataron a muchos rusos,han creado el Trumpismo,pero lo oponen a los Clinton como una estrategia.
    -Rockefeller (derecha),financiaron a Hitler,mataron a muchos judíos y crearon la,CIA =Mk ultra,propagan la vacunación.

    Así pues la gente ha caído en estas trampas,y al declararse de derechas o de izquierdas,se ven obligados a defender posturas irracionales,nadie tiene escapatoria?.Los jesuitas llevan lo de la ufología y los alienígenas.

    Si se pudiera derrocar a las mafias,el Vaticano volvería a ser el centro del catolicismo y rendirán culto a DIOS,los partidos políticos serían democráticos,los bancos no robarian,no habrían vacunas,etc.

    Los globalistas son Soros y Rockefeller,paradójicamente socialistas,pretenden exterminar al 80% de la población mundial,son astutos y psicopatas.Se recomienda ver la película ENDGAME de Álex Jones,y que cada cual saque sus propias conclusiones,casi es mejor ser apolítico.

    • Estoy de acuerdo con la idea central del comentario que es la existencia de un control mundial establecido de forma jerárquica y contra el hombre, pero, bajo mi forma de ver, entender y creer considero algún punto de otra manera:
      “Tanto Lucifer como Satanás fueron Príncipes”
      Lucifer y Satanás es el mismo –ser-. No fueron Príncipes, pues este ser –ES-, en presente, príncipe (Príncipe de las tinieblas) y está GOBERNANDO y DIRIGIENDO actualmente el mundo por medio de hombres que “han vendido su alma” y que establecen relación directa (estos vendidos ven, oyen, sienten directamente a Satanás). DIOS permite -este gobierno temporal- por respeto a la libertad humana dada al hombre desde el inicio de la Creación Humana. Este gobierno será de corta duración, pero será en medio de grandes penalidades, y todos ellos (ángeles caídos con los seguidores de la bestia y los de la marca de la bestia) serán apartados para ser pasto de las llamas eternas.
      No confundir Talmud (o talmudistas sus seguidores), illuminatis,… con el Vaticano (Sede de la Iglesia no confundir con La Iglesia Católica formada por CRISTO y todos sus fieles) o con los Jesuitas pues estos (Iglesia y Jesuitas) son anti Talmud, sionistas, …; únicamente que están tomados en estos -últimos tiempos- en su jerarquía por demoledores de CRISTO (y por tanto de la humanidad).
      Mejor que ver la película ENDGAME de Álex Jones, leer la BIBLIA que está escrita por muchos hombres recogiendo la Palabra de DIOS –un SER que es el gran olvidado-. En este libro sagrado que es LA BIBLIA podremos encontrar en el Apocalipsis lo que se nos viene encima y que estamos empezando a vislumbrar como algo no tan lejano sino más bien inminente: una gran tribulación como no la hubo nunca.
      Estos periodistas (Jiménez Losantos,…) son personajes perdidos en la oscuridad carentes de la menor lucidez, pero, eso sí, haciéndole un gran juego a Lucifer.
      Saludos

  5. Los cabalistas guían el futuro,a través del conflicto y DESMONTAJE de la masonería (liberales) y de la aristocracia(conservadores) tras haberlas destruido al haberse integrado,como todo lo que tocan o todo en lo que se introducen.

  6. Conocer como funciona el Bien y el Mal es el mayor Secreto, no se preocupe, los malos son muy toscos y la soberbia se encarga de tenerlos a raya sin posibilidad de escapatoria.

Comments are closed.