patético

Nos han engañado, nos han tomado el pelo y ahora, además, se ríen de nosotros y nos toman por tontos con un patético anuncio, como el que ha hecho el gobierno británico.

[Nuevas ofertas de empleo publicadas por Angulas Aguinaga]

Y todo para que la gente siga inoculándose, siga poniéndose las dosis de lo que llaman vacunan y estén en disposición de hacerlo una y otra vez, pues nos dicen que las vacunas son como las baterías del móvil, que se recargan.

Y el anuncio que ha publicado el gobierno británico dice así: “Obtenga un impulso ahora. Las vacunas COVID pierden energía como las baterías”. Un impulso dicen, volviéndose a inyectar algo que no impide la enfermedad, ni impide que se pueda transmitir a otras personas.

Un patético anuncio que demuestra lo mal que funcionan eso que nos dicen que son vacunas, pero que no inoculan ni impiden la enfermedad…

15 Comentarios

  1. Igual nadie en el Gobierno de Inglaterra se ha dado cuenta de la otra conclusión que se puede sacar respecto de la burda y siniestra analogía que han usado para su propaganda.

    A saber: las baterías pierden capacidad cada vez que las cargas, necesitando ser desechadas tras un determinado nº de recargas.

    O igual se están descojonando en nuestra cara.

    • La tal batería es el sistema inmunitario natural, destruido gradualmente con las sucesivas dosis inoculadas. Menudo berenjenal que han liado. No si esos que llaman “científicos” son más tontos que nada. Y lo malo es que su tontería causará un genocidio. Con razón antes se estudiaba a los santos y santas en las universidades, para no generar pollos sin cabeza, sin corazón y sin alma, a pesar de ser peligrosamente inteligentes.
      Cuando se oye al bolchevique abortista y eutanasiador embustero presidente de la democracia española hablar de que la “ciencia” arrolla todos los obstáculos, es para echarse a temblar con lo que él considera “obstáculos”, y “ciencia”.

      • El plan es el que es.
        El ataque ya está lanzado.
        Luego pase lo que pase dirán que fue “un error”, cuando el daño sea irreversible (que ya lo es para muchos).
        Por supuesto sin sientífikos estúpidos, corruptos, cerriles y soberbios el plan de usar la ciencia como arma de guerra en sí misma nunca habría triunfado.

  2. Como si las personas “vacunadas” fuesen telefonos moviles o coches de baterias recargables. El oxido de grafeno es el “soma” de los vacunados y probablemente no puedan salir nunca de esas inyecciones “vacunas” hasta la muerte. Muerte que nos quieren dar a todos cuando Pedro Sanchez declare, por sus cojones, en Febrero, la “vacuna” obligatoria y nos mande sus militares a derribar las puertas de nuestras casas porque “contagiamos”, será muerte si o si. Esperemos llevarnos algún perro covid por delante, hay que tirar al cuello o a la cara, llevan chalecos antibala.

  3. Lo de la “vacunación” obligatoria lo veo imposible, no solo porque el gobierno tendría que asumir responsabilidades por daños a la salud, sino porque, sencillamente, todos los genocidas se delatarían de forma inmediata. Esto abre también la posibilidad de defenderse de todas las formas posibles de un Estado que forzaría a la gente a inocularse un veneno en contra de su voluntad y posiblemente todo derivase en guerra civil.
    El propio Bill Puertas y otros elementos han dicho que la mierda esta termina en primavera de 2022. Así que no. Esto no da más de sí.

  4. Claro el grafeno en el cuerpo de los sobreviviente, pese al daño que va causando, es quemado por el perfecto cuerpo humano. Y como este compuesto quimico es su generador y transmisor de ondas electricas en el cuerpo. Al ser quemado la sobrecarga electrica baja y asi la nanotecologia inoculada sin permiso de los que actualmente la llevan, deja de emitir y recibir ondas y se cae la comunicacion con los servidores que administran la conexión inhalambrica con los vacunados. Asi que si quieres que sigan manipulando tus neuronas y jugando con tus pensamiento. Corra a ponerse la carga extra hasta que tu cuerpo no pueda mas. Lo que si debes saber es que ese veneno es seguro ya sea en la 1ra, la 2da, la 3rea o la #n…… te matará.

  5. Pues precisamente ese anuncio muestra la verdad encubierta. El sistema inmunitario natural sufre ese mismo proceso si se le ocurre al sujeto inyectarse la destrucción del mismo con las sucesivas dosis. Por eso estará muriendo tantísima gente de cáncer, ictus, paros cardiacos, etc., a pesar de haber tenido antes de la inoculación, un estado de salud excelente. Si se desarma la inmunidad natural es como si se desarma una nación, estará a expensas de todo tipo de invasiones.
    Como han metido la zarpa hasta el fondo, ahora tratan de corregirlo con sucesivas dosis para experimentar se la tercera, cuarta, etc., es la definitiva. Y lo malo es que puede ser la definitiva…, la definitiva para matar al sujeto inoculado, vulnerable a todo tipo de enfermedades y daños de los que antes estaba relativamente protegido. Menudo berenjenal sanitario farmacéutico… Puñetera mierda de ídolos, “ciencia” incluida.

  6. Ante la incapacidad de resolver los problemas de la gente,y la llamativa incompetencia de los Gobiernos,incapaces de crear bienestar,empleos de calidad,proteger la familia,erradicar la corrupción,o simplemente gestionar adecuadamente los recursos en favor de los contribuyentes del pueblo…les es más fácil matar a la gente hacirnarlos o tratarlos como reses de ganado.

    Las vacunas pzp para infertilizar a los animales son de uso obligatorio en los veterinarios ,se suelen poner de tres a cuatro y cada vez que consumimos carne industrial,tomamos un ligero porcentage de esta vacuna,que suele afectar a la calidad del semen,provocando dificultades a las mujeres para quedarse embarazadas,sin tener en cuenta las secuelas de las píldoras anticonceptivas.

    Así que poner vacunas pzp modificadas,es infertilizar directamente a los humanos,para luego promover el siniestro feminismo de la libertad sexual,que tanto daño hace a los jóvenes,y que distorsiona por completo el verdadero sentido de las relaciones de pareja tradicionales enfocadas a la procreación y a formar una familia.

    Son trampas y más trampas de la ingeniería social,todas destinadas a reducir el número de población,por no saber organizar una sociedad ni crear bienestar.Sencillamente estamos gobernados por unos inútiles que reciben unos sueldos desproporcionados e inmerecidos.

  7. Ya no hay vuelta atras, esto no se va a arreglar hasta que no saquemos a todos esos malnacidos, a todos, de sus escondrijos, y los linchemos en plena calle como se merecen.

    • Tranquilo, que ya lo harán los “vacunaos” cabreaos y engañaos.

  8. Por lo que veo, aquí no os fiáis ni un pelo de Mortadelo de las “vacunas” del doctor Bacterio & Cía. Muy bien. Todavía quedan españoles inteligentes. Hay esperanza.

Comments are closed.