Esta auténtica farsa que estamos viviendo está demostrando algo muy importante: hay mucho idiota en el mundo. Y podríamos poner muchos ejemplos, pero preferimos centrarnos en esos padres que de una forma absolutamente irresponsable han llevado a sus hijos a inocularse aunque ellos no sufrieran ningún problema con el virus y no fueran una población de riesgo. Ahora esos padres idiotas, los repetiremos hasta la saciedad, ya han convertido a sus hijos en población de riesgo.

Pero en Estados Unidos han ido todavía más lejos al aprobar algo que ya es absolutamente aberrante: la inoculación en niños de entre 5 y 11 años. Absolutamente demencial. Y por desgracia, estén seguros de que va a haber muchos padres que sometan a sus pequeños a este experimento criminal.

Si esto sucediera en España, que no nos extrañaría, los vendidos de las televisiones no dirían absolutamente nada. Es más, dirían que es una magnífica noticia y harían llamamientos para que las familias vacunaran a los más pequeños. Y lo peor, está comprobado que muchas lo harían.

Pero a pesar de que la manipulación televisiva es prácticamente igual en todas partes, aún hay gente que tiene la valentía de denunciar lo que realmente está sucediendo. Eso es lo que ha hecho el periodista Tucker Carlson en la cadena estadounidense Fox. Quédense con sus palabras porque, si esta aberración llegara España no lo escucharán en ninguna televisión.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL