servir

“Churchill dijo que la democracia es el menos malo de los sistemas políticos, pero realmente lo que dijo fue que la democracia es la necesidad de inclinarse de cuando en cuando ante la opinión de los demás. También dijo que el problema de su tiempo era que los hombres querían ser importantes y no útiles; España necesita gente útil y no personas importantes, porque de tanta importancia como algunos creen que tienen, nos estamos muriendo como país”. Esto escribió Enrique López en el año 2011.

[QUÉ Va A Pasar Con La Ley De Eutanasia Y Los Recursos Ante El Constitucional]

La democracia, por la que se luchó (sin armas) los nacidos a partir de la terminación de la Guerra Civil, se ha convertido en una imperfección que antepone la consecución del poder a título personal -servirse-, a la utilidad para la ciudadanía y el servicio al bien común -servir-. Igual que la corrupción y la financiación de origen desconocido existió (utilizo el pasado para evitarme problemas) en todos los partidos políticos, de todo tipo, colores y banderías, un elevadísimo porcentaje llega para servirse, incluido el que parece va a ser el nuevo partido Las Amazonas del Apocalipsis, salvapatrias radicales comunistas e independentistas que han visto un hueco electoral más allá del PSOE, para su encumbramiento personal, en cuyo panorama el máximo representante es Pedro I El Mentiroso como lo llama el Diputado Constituyente y escritor Luis del Val.

El líder de la oposición política, Pablo Casado, es un joven abogado que no se ha puesto la toga nunca, ni ha trabajado en nada que no sea la política, de la que vive desde su ingreso y presidencia regional madrileña de Nuevas Generaciones y como diputado en la Asamblea de Madrid desde que tenía 26 años.

Fue elegido, contra todo pronóstico, en elecciones primarias, para suceder a Mariano Rajoy, en el XIX Congreso Nacional del Partido Popular en el año 2018, con un discurso de integración de las diferentes corrientes internas: “Propongo la defensa de la libertad individual y económica: bajos impuestos, administraciones eficientes; la defensa de la unidad de España, más aún con el desafío independentista en Cataluña pero también lo que estamos viviendo en País Vasco y Navarra; la seguridad muy focalizada en la lucha contra el terrorismo; la defensa de la familia y de la vida y todas las políticas sectoriales que dependen de ahí: educación, pensiones, sanidad; y la eficacia de la honestidad…”

Estuvo en la Conferencia del Club Bilderberg en 2019 y, como todo el que pasa por allí, vino cambiado. Se ha centrado en la reorganización interna del partido, tratando de romper con el pasado y prescindiendo de todos aquellos que él ha considerado pudieran tener alguna relación, aunque fuese mínima, con cualquier tema que afectara a una imagen limpia y honrada de su partido.

En cambio, en un país convulso en el que gobierna un partido antes socialdemócrata, ahora autodeclarado marxista y republicano, apoyado en diversos socios comunistas e independentistas, no ha sabido, o no ha querido, definir una posición clara de dónde se encuentra él y su partido, tratando de llegar a votantes de diferentes ideas políticas fuera de izquierdas radicales, abarcando el espacio socialdemócrata y progresista, olvidando que el bipartidismo PSOE-Partido Popular se rompió hace años y no parece que vaya a volver, al menos en el corto plazo.

En mayo de este año 2021 se produjo una catarsis en la política y en el Partido Popular, al ganar Isabel Díaz Ayuso las elecciones a la Comunidad de Madrid duplicando el resultado obtenido en las de 2019 y lograr más diputados que la suma de las tres formaciones de izquierda. Había nacido una nueva lideresa con proyección nacional, lo que produjo un desmesurado miedo político, en Génova y en Ferraz.

Doña Isabel Díaz Ayuso, dice Ramiro Grau, tiene más ovarios que cojones el caballo de Espartero. Y lo demuestra un día sí, y otro también. Es un verso suelto, y como sucede con este tipo de personajes, todos se confabulan contra ellos.

Bajo su presidencia, la Comunidad de Madrid mantiene la imposición fiscal menor de España, aporta el mayor importe a la caja común de todos los españoles, ha superado -de largo- la actividad empresarial de Cataluña, situándose en primer lugar entre todas las taifas españolas. Las encuestas la sitúan muy por encima de Pablo Casado entre los votantes de derechas y, ojo, Pedro Sánchez aparece superado por la Fhasionaria Yolanda Díaz entre los votantes de Unidas Podemos y a solo siete décimas entre los votantes del PSOE.

El tremendo éxito, con el público del estudio y las redes aclamando masivamente a la presidenta madrileña, cosechado por Ayuso en El Hormiguero de Pablo Motos, ha aumentado la diana en la que internos y externos la tienen colocada en su punto de mira. En el Congreso del Partido Popular de Castilla La Mancha celebrado en Puertollano (Ciudad Real) la semana pasada, fue recibida al grito de ¡¡presidenta, presidenta!! Y encandiló a las masas: “Soy vuestra vecina y vengo a dejaros algunos mensajes. El primero es que del socialismo se sale. Eso es lo más importante que quiero que os quede. ¡Hágannos caso! Venimos del futuro. Y se sale”.

Ayuso tiene sencillez, transparencia y empatía, una posición clara, decidida, contundente, desapasionada y realista, sangre nueva, limpia, con las manos inmaculadas y un discurso comprensible por todo el mundo que, sin duda de ningún tipo, ha calado en el electorado. En su partido hay quienes reclaman “Por favor si pensáis de verdad en España, dejar el paso a Isabel”.  Es ahora cuando vuelvo al principio de estas líneas: Si Pablo Casado viniera a servir, no a servirse, dejaría paso a quien, en estos momentos, es la única persona en España capaz de unir a todo el arco de votantes a la derecha del PSOE y que, si no es apuñalada por propios y extraños, podría ser la primera mujer que llegara a presidir un Gobierno de España.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

También te puede interesar...


Artículo anteriorYa no hacen canciones así: de la metafísica a la física
Artículo siguienteUna bronca monumental
Antonio Campos
Antonio Campos nació en Ciudad Real, en la España del queso amarillo y la leche en polvo de los americanos. Licenciado en Económicas, Diplomado en Humanidades, PDG por el IESE. Ha trabajado durante muchos años en un importante grupo multinacional del sector financiero, al que reconoce estar agradecido por haberle dado la oportunidad de desarrollarse profesional, académica, personal y humanamente. Conseguida cierta estabilidad profesional y dineraria, volvió a su verdadera pasión de juventud, escribir; desde entonces, han sido cuatro libros y unos dos mil artículos de opinión, económica y política, publicados en diferentes medios de comunicación, pretendiendo conjugar la libertad individual o personal (el progresismo) con la libertad económica (el conservadurismo), elogiando las ideas y no las ideologías. Y lo hace, dice, pretendidamente independiente, ideológica y socialmente, con la libertad de quien tiene libre el tiempo, el pensamiento y la palabra.

10 Comentarios

  1. Otra dictadora de manual pidiendo pasaportes de kakunas en los hospitales publicos,no nos queda nadie decente y aqui se va a liar ,tranquilos que ya queda poco para la siguiente guerra

  2. Es evidente, a esas alturas, que El Diestro ha seguido el camino vergonzoso de la Libertad Digital y se ha vendido como Judas. Lleváis días elogiando a la siniestra y totalitaria Ayuso. Es asqueroso, el último medio que nos quedaba ha caído.
    Recordemos que Ayuso:
    1) como dijo claramente que no está interesada en una guerra ideológica, promueve activamente la propaganda “LGBT” en los colegios públicos
    2) apoya la inmigración ilegal, de hecho, hizo un llamamiento a los madrileños a “acoger a los ilegales en sus casas”
    3) Ha asesinado a 30 mil mayores con el pretexto de la “pandemia”
    4) es responsable de imponer ilegalmente la obligatoriedad de los bozales en exteriores e interiores.
    5) confinaba barrios enteros de forma flagrantemente inconstitucional que es un delito
    6) imponía toques de queda, lo que es flagrantemente ilegal sin estado de queda o sitio.
    7) impuso la campaña de vacunación más agresiva de toda España, concentrándose en particular en la gente mayor en las residencias
    8) impide ilegalmente a los no vacunados visitar a sus seres queridos en los hospitales públicos
    O sea, de “comunismo o nosotros”, nada, TÚ ERES EL COMUNISMO. Eres una criminal con 30 mil muertos por tu culpa directa y una cantidad importante de delitos acumulado.
    Y vosotros, señores de El Diestro, habéis perdido por completo la vergüenza. Una lástima.

    • Oh, y se me olvidó: esta impresentable fue LA PRIMERA POLÍTICO EN EL MUNDO que quiso imponer los malditos “pasaportes covid”. La primera. O sea, la más orwelliana y totalitaria.

    • Es un Android. Como todos. O una ginoid. O un androidx.

      Dice que Casado “vino cambiado de Bilderberg, como todos”. ¿Os creéis que existen seres humanos con semejante capacidad de convicción sólo con palabras, power points y canapés, para cambiar a una persona en un par de jornadas?

  3. Pero aún estamos asín. Si ASÍN. Desde cuando os creeis algo de alguien que milita en esos llamados partidos políticos, será menos mala que PEDRO PICAPIEDRA MARICONCETE EL MENTIROSO, Pero buena no lo creo, ya que del mismo signo que el CHEPAO, lo dudo, del mismo signo que frau Merkel, esa gorda KOMUNISTA de la Alemania inocente y naiv que soporta lo insoportable. Todos estan cortados por el mismico patrón, EL COMUNISMO ORWELIANO, llamalo como quieras, porque CHURCHILL era un hijo de puta de Tomo y Lomo. Masón y Criminal, ordeno quemar hasta los cimientos de Hamburgo y Dresde, cuando los alemanes, malos malísimos, no fundieron LOndoooon, esa ciudad negra donde las haya, esa ciudad del demonio. MASONES Y COMUNISTAS DISFRAZAOS.

  4. ¿Ayuso? Espejismos apolillados no, gracias. Esa tiparraca ya ha dado perfecta muestra del lado en el que está. Y si no, al tiempo. Antes de que acabe el año va a despejar cualquier atisbo de duda sobre los pasaportes coronazis.

    Si se tiene que abstener uno ante la ausencia total de valentía y dignidad en TODOS los politicos actuales, pues se abstiene uno y a otra cosa. No hay ningún problema por mi parte.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here