La verdad es que este vídeo es como para colgarlo en la sección de humor, en lugar de en la sección de sucesos. Imaginen la situación. Un “son sus costumbres”, desconocemos su nacionalidad exacta, intenta meter el brazo por la ventanilla del conductor de un taxi para robar el móvil del taxista. El taxista se da cuenta e inmediatamente sube la ventanilla poniendo el vehículo en marcha.

El resultado es que el “son sus costumbres” acaba practicando el patinaje por la ciudad y pegándose una viaje turístico gratis en el taxi, pero por fuera del vehículo. Desconocemos cómo habrá acabado todo, pero suponemos que al “mohamed” se le habrán quitado las ganas de repetir la jugada en un tiempo.

Es sumamente triste que los ciudadanos tengamos que recurrir a estas cosas ante la inacción absoluta de la justicia, pero por lo menos en esta ocasión nos hemos pegado unas risas.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

3 Comentarios

Comments are closed.