La tomadura de pelo de las autoridades políticas y sanitarias con el asunto del virus es enorme en todo el mundo, pero hay países en donde la “cosa” es todavía más exagerada. Entre esos países destacan Australia, Francia, España, Argentina y Chile, entre otros.

Hoy hemos conocido una noticia procedente de Chile, publicada por el canal de Telegram InfoVacunas, que demuestra esa enorme tomadura de pelo que estamos sufriendo. Una mujer de 74 años acude a vacunarse y a los tres minutos de vacunarse, tal y como reconocen todos los testigos e incluso la prensa, cae fulminada y muere.

A pesar de que la relación causa – efecto sea más que evidente, las autoridades sanitarias han dicho que van a estudiar el asunto por ver si la vacuna está relacionada con el repentino fallecimiento. Es decir, las compradas autoridades sanitarias quieren que pase el tiempo para que en unos días todo el mundo haya olvidado este suceso y no se vuelva a hablar de ello, así, sin más.

Olvídense de que se vayan a dar explicaciones porque, excepto para la familia, la muerte de esta mujer caerá en el olvido de una forma inmediata y no se volverá a hablar de ello. Es tremendo lo que está sucediendo en el mundo. Tremenda la cantidad de criminales y cómplices que nos estamos encontrando con esta farsa.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

4 Comentarios

  1. Qué diferencia hay enttr esos sanitarios y los etarras del tiro en la nuca? Yo no le veo ninguna diferencia

  2. Hay que denunciar absolutamente todos estos casos. Lamentablemente, aludiendo a la voluntariedad de ponerse ese veneno, tanto farmacéuticas como gobiernos salen indemnes, pero al menos se consigue dirigir el foco de atención hacia lo que contiene esa basura, que, lejos de inmunizar, daña la salud y en algunos casos general l

    lo que le ha ocurrido a esa pobre mujer.
    Tengo claro que como estos psicópatas lleguen a inocular ese veneno a niños de menos de 12 años (de momento no se atreven, pero lo intentarán) se acabó nuestra sociedad como tal y nuestro país jamás levantará cabeza. Tenemos las cosas complicadas para acabar con esto, pero al menos hemos de defendernos, revolvernos y luchar como jabatos, no hay otra. Eso o claudicar y jamás se ha de claudicar y mucho menos arrodillarse ante tarados mentales que deberían vivir en un frenopático de por vida.

Comments are closed.