liga

En tiempos de paz, ser general es un factor de riesgo de muerte, al menos en Cuba. Desde el inicio de las protestas ciudadanas el pasado 11 de julio en aquel país, seis han sido los generales fallecidos, sin explicación de ningún tipo por parte de los dirigentes cubanos, en los últimos quince días, mientras continúan las reclamaciones en todo el mundo para que se acabe el régimen comunista y 21 países, entre los que se encuentra Estados Unidos, piden respetar “derechos y libertades”, pero el gobierno de España no considera que el país esté gobernado por una dictadura, evitando llamarlo así para salvar “los intereses de España y la capacidad de influir”.

[Conoce las oportunidades de empleo internacional de Roche Bobois]

Hay que recordar que Fidel Castro cogió una isla con la renta per cápita más alta de Latinoamérica y la convirtió en un basurero de hambre y pobreza. La Revolución cubana empezó en 1956; entonces Cuba era la primera nación en América Latina y el tercero en el mundo (por detrás de Gran Bretaña y los EE.UU.), en tener ferrocarril desde 1837; estrenó la primera máquina de rayos X en toda América Latina en 1907; en 1928 Cuba tenía 61 estaciones de radio, 43 de ellos en La Habana, ocupando el cuarto lugar en el mundo, sólo superada por los EE.UU., Canadá y la Unión Soviética; en 1937 decreta, por primera vez en América Latina, la jornada de 8 horas, el salario mínimo y la universidad autónoma, que se perdió con el régimen de Castro; el primer hotel en tener aire acondicionado central en todo el mundo fue construido en La Habana, el Hotel Riviera en 1951; el primer edificio construido en hormigón armado en todo el mundo se encuentra en La Habana, en 1952; en 1954, tenía una cabeza de ganado por persona, ocupando el tercer lugar en América Latina (después de Argentina y Uruguay) en el consumo per cápita de carne; en 1955, Cuba fue el segundo país en América Latina con la tasa de mortalidad infantil más baja (33,4 por mil); en 1959, La Habana era la ciudad del mundo con el mayor número de cines: (358), superando a Nueva York y París, que fueron segundo y tercero respectivamente; a finales del decenio de 1950, las empresas estadounidenses controlaban el 95% de la inversión extranjera. El PIB per cápita de Cuba antes de la victoria de Castro estaba en línea con el resto de Latinoamérica, pero 40 años después era la mitad.

Al inicio de la década de los sesenta Castro empezó a expropiar tierras a los latifundistas para repartirlas o entregarlas al pequeño campesinado, pero no consiguió avances en la productividad del campo, disparando las importaciones un +49,5%, lo que provocó un déficit de cuenta corriente que será uno de los mayores problemas del castrismo a partir de entonces.

La economía cubana ha vivido dos periodos de expansión durante el mandato de Castro. El primero se produjo en la década de los setenta y el segundo en los dos mil, y ambos tuvieron una característica común: la ayuda internacional. Primero fue la Unión Soviética y después Venezuela, de la que recibió petróleo a precios preferenciales, hasta el desplome del precio del crudo a partir de 2013, que inició una grave crisis en Venezuela, agravada con la muerte de Chávez.

Desde entonces, la crisis política, social y económica es mucho más acusada, atravesando un largo periodo de extrema pobreza y penurias de todo tipo, manteniendo su ideario comunista e impronta, sin paliativos, dictatorial.

El kirchnerismo, movimiento político de orientación mayoritariamente peronista, liderado por el presidente Néstor Kirchner y su esposa, actual viuda, Cristina Fernández de Kirchner, convertido en una alianza entre peronistas kirchneristas, peronistas tradicionales y movimientos de izquierda, que rechaza las políticas liberales, los tratados de libre comercio y se alinea con el eje sudamericano chavista-marxista-comunista, ha desembocado en que el PIB cayó casi un 10% en 2020, la inflación interanual en febrero fue del 40,7% y los bonos argentinos en dólares han perdido el 31% de su valor desde agosto 2020, cuando se anunció la reestructuración de la deuda.

La crisis ha llevado a Argentina a la economía del trueque, aquella en que los bienes se intercambian por otros bienes, que es el medio alternativo o de emergencia ante situaciones de profunda crisis económica, especialmente en las que el dinero se vuelve escaso o pierde su demanda, es decir, su capacidad para expresar el valor de las cosas. En la Argentina actual, se cambia cualquier cosa por alimentos, de forma presencial o mediante internet. Y los más viejos del lugar recuerdan cuando Argentina era el gran silo de trigo de Europa en la segunda mitad del siglo XX.

La primera universidad de América fue la Universidad de San Marcos en Lima creada por España. Perú se independiza de España a través de la Expedición Libertadora del Perú al mando del general argentino masón José de San Martín, que proclamó la independencia del Estado peruano el 28 de julio de 1821, y bajo su Protectorado se formó el primer Congreso Constituyente del país. Los resultados de la Independencia fueron muy variados: en lo político, se cortó la dependencia de España, en lo económico se mantuvo la dependencia de Europa, y en lo social el despojo de tierras a indígenas se acentuó en la era republicana.​ El empleado indígena fue tratado de forma inhumana, incluso en las primeras décadas del siglo XX.

Coincidiendo con los doscientos años de la independencia, asume la presidencia de Perú un maestro indígena sindicalista comunista llamado Pedro Castillo Terrones, con antiguas relaciones con la organización terrorista Sendero Luminoso, que en su toma de posesión anuncia una Asamblea Constituyente, igual que hizo Chávez en su momento, llama a “romper con símbolos coloniales” y “ataduras de dominación” porque “los tres siglos en que este territorio perteneció a la Corona española, le permitieron explotar los minerales que sostuvieron el desarrollo de Europa” y concede 72 horas a “los delincuentes extranjeros” para abandonar Perú; al día siguiente, la BVL – Bolsa de Valores de Lima-  cayó un 6% y el dólar alcanzó su máximo histórico al cambio de la moneda local, el sol peruano.

Toda esa perorata, delante de Felipe VI El Escayola, rey desprovisto de cualquier iniciativa y convencido que su gran aportación a la grandeza de la patria consiste en mantener hieráticamente el saludo militar y leer con voz desprovista de cualquier matiz o emoción los discursos que otros le preparan, muy comedidos, previamente censurados, ninguneado por el Gobierno, cuando España más necesita un rey que sirva verdaderamente para algo más, mucho más, que eso, para unir una nación que se descompone y defenderse de los ataques a la institución monárquica que claramente pretenden deponerlo,  derogar la Constitución e instaurar una nueva República. Es algo así como aquellas figuritas decorativas de nuestra infancia, pintadas de colores, sobre escayola.

Casualidad o no, Juan Carlos Monedero, para mí el más peligroso, políticamente hablando, de todos los que forman Podemos, que fue jefe de Propaganda de Hugo Chávez en 2010, y que grabó un vídeo para un periódico de Jaume Roures, lobo con piel de cordero, en el que calificó de “gilipollas”, “golpistas”, “pijos”, “indecentes”, “descerebrados” y “hemofílicos” a los madrileños que se echaron a la calle para exigir la dimisión del Gobierno, y compara a la premier alemana Angela Merkel con Hitler, porque “Merkel también es fascista”, se reunió con la vicepresidenta de Perú, Dina Boluarte, horas antes a que el citado Castillo insultara a España y defendiera que “Un monopolio es una empresa que busca el beneficio” y el reconocimiento como lenguas oficiales de los 48 idiomas distintos de todas las interculturalidades que existen en el país.

En palabras de mi amigo Manolo Mateo, “el populismo generalizado actual lo único que busca es echar a los demás la culpa de sus propias incapacidades”. Nuestro actual Gobierno se ha propuesto ser el líder del marxismo sudamericano, algo similar a aquel futbolista que no valía para jugar en el Real Madrid, el Barcelona ni en el Atlético de Madrid y se erigió en pieza básica de un equipo de Regional, ahora llamada Autonómica, en el que juegan cuatro amiguetes que después de cada partido, se ponen morados a cubatas en el bar que hay en la carretera de vuelva al pueblo, con esas luces rojas y amarillas que canta Joaquín Sabina.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

También te puede interesar...


Artículo anteriorSánchez pone España al servicio de los separatistas catalanes
Artículo siguienteHistoria de la plaza de toros de Tlaxcala
Antonio Campos
Antonio Campos nació en Ciudad Real, en la España del queso amarillo y la leche en polvo de los americanos. Licenciado en Económicas, Diplomado en Humanidades, PDG por el IESE. Ha trabajado durante muchos años en un importante grupo multinacional del sector financiero, al que reconoce estar agradecido por haberle dado la oportunidad de desarrollarse profesional, académica, personal y humanamente. Conseguida cierta estabilidad profesional y dineraria, volvió a su verdadera pasión de juventud, escribir; desde entonces, han sido cuatro libros y unos dos mil artículos de opinión, económica y política, publicados en diferentes medios de comunicación, pretendiendo conjugar la libertad individual o personal (el progresismo) con la libertad económica (el conservadurismo), elogiando las ideas y no las ideologías. Y lo hace, dice, pretendidamente independiente, ideológica y socialmente, con la libertad de quien tiene libre el tiempo, el pensamiento y la palabra.

3 Comentarios

  1. Brillante artículo, que suscribo totalmente, y que confirmo de la A a la Z.
    Muy curiosa su referencia a FELIPE VI,EL ESCAYOLA, apelativo que desconocía.
    Yo creía que era el inane, aunque una amiga mía se empeña en llamarle EL SUMISO.
    ¡Hace falta tener los cataplines bien enanos para oír los insultos a la nación de la que eres Rey, y no tener los huevos de levantarse y abandonar el acto, y eso como mínimo!
    Y, encima, tuvo la desfachatez de ir a felicitar al dictador, encaramado al poder por un chanchullo electoral…
    Desde ese momento, yo dejé de tener Rey.

  2. Brillante, como todos los artículos de El Diestro. Felipe VI “El cagón”, como debería pasar a la historia -negra- de España, como buen (sic) borbón, con minúscula. Auténtica vergüenza, infamia ridícula de pseudo jefe de Estado que se deja humillar y pisotear por botarates de toda laya una vez tras otra. Un saludo y muchas gracias por mantenernos verazmente informados a diario, y mucha fuerza a todos los españoles y gente de bien que estamos sufriendo la lacra, la peste socialcomunista traidora, infame y destructora.

  3. La Casa de Farnese también fue la que autorizó la creación de la Orden de los Jesuitas a través de su Papa Pablo III. Fidel Castro fue educado en una escuela jesuita en Santiago, Cuba. El ascenso de Fidel Castro al poder fue dirigido y financiado por la nobleza italiana y española para que pudieran establecer un refugio criminal en las Américas, a lo que se refiere realmente el nombre de La Habana. Cuba es un escondite de la mafia y está siendo utilizada como refugio para familias mafiosas, jefes de cárteles y sede para operaciones criminales en las Américas.

Comments are closed.