APROGC

El pasado día 30 de agosto, el Diario de Cádiz se hacía eco de una noticia que nos ha dejado absolutamente perplejos. La Guardia Civil recibía hace unos días una llamada de una mujer de una barriada de Chiclana puesto que había visto a tres individuos metidos en un coche y parados en una de las calles de la barriada a los que había identificado como autores de un intento de secuestro a punta de pistola del que ella había sido testigo.

A su llegada a esa barriada, la mujer les cuenta a los agentes de la Benemérita que el los tres hombres se acababan de ir con el vehículo poco antes de su llegada al lugar. Minutos después, el vehículo fue localizado circulando por la Cañada de los Barrancos, por lo que se inició una persecución en la que los agentes requirieron al conductor del mismo que se detuviera activando las señales luminosas y acústicas, sin que éste hiciera caso a los requerimientos policiales y aumentando la velocidad del coche de forma brusca.

Tras dos kilómetros de persecución, los guardias civiles consiguieron dar alcance al vehículo cruzando el coche patrulla para obligarles a parar. Tras pedirles que salieran del vehículo, los tres ocupantes de origen marroquí, se negaron y tuvieron que ser sacados del mismo y reducidos a la fuerza.

En el coche se encontró un cargador de un arma corta con varios cartuchos en su interior, así como otros dos cartuchos en el suelo del vehículo. Asimismo, los agentes encontraron varios objetos como numerosas bridas de plástico, varios pares de guantes de goma, un taser con forma de puño americano, un martillo y un cincel, varias prendas de vestir de color oscuro, varios teléfonos móviles, varios sprays de defensa personal y un rollo de cinta adhesiva americana.

Los tres marroquíes, que no llevaban documentación alguna, fueron detenidos por delitos de desobediencia grave y tenencia ilícita de armas siendo puestos posteriormente a disposición de la Policía Judicial, quienes se encargaron de ponerles a disposición judicial. Una vez se les tomó declaración en el juzgado fueron puestos en libertad, a pesar de tener, además, antecedentes policiales.

Nos imaginamos que la cosa habría sido distinta si no hubieran llevado mascarilla, se hubiesen negado a hacer una PCR o celebrasen una fiesta en su casa con más personas de las permitidas, entonces habría caído sobre ellos todo el peso de la ley. Total, ¿qué es un intento de secuestro a punta de pistola? Minucias…

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

8 Comentarios

  1. Que no nos extrañe entonces lo que ocurre en España, el pais mas corrompido y mas corrupto de toda la UE y de Europa porque esto ya no es ni un pais ni una nacion, sin justicia, sin ley y sin jueces honestos, sera el pueblo, o parte de el, el que tenga que hacer justicia, y sin contemplaciones.

  2. No me extraña nada ,después del expediente Royuela, todo parece una minucia, debe ser del equipo de Mena

  3. Pero que machistaaaas!,unos pobrecitos inmigrantes subvencionados por el Open Arms incapaces de matar una mosca!,como se entere Marlaska os vais a enterar!,el juez protector de menores marroquíes!,que les protege tanto que hasta duermen en su cama,que machistas!.La culpa era de ella una facha!.Total solo llevaban unas pistolas y munición que era para jugar!.

  4. Y el abuelo que defendía su casa sigue en la cárcel.
    Estos tampoco tienen riesgo de fugas, al momento que los llamé la justicia se presentarán corriendo.

  5. Tras el atentado en Kabul donde asesinaron a un grupo de afganos cristianos,la quema de Iglesias y ahora la ley de Zapatero o los ataques de marroquíes se evidencia la cristianofobia o Cristofobia.
    «El cristianismo sigue siendo la religión más perseguida del mundo. Todos sabemos que la vulneración de la libertad religiosa es algo muy grave porque es el barómetro de otros muchos derechos fundamentales», explica Jaime Menéndez Ros, director de esta organización pontificia en España.

    La libertad religiosa es un bien muy preciado pero cada vez más escaso en algunas partes del mundo. El 61 por ciento de la población mundial vive en países donde los ciudadanos no pueden expresar con total libertad su fe. El radicalismo islámico, los estados autoritarios y los nacionalismos extremos están detrás de la mayoría de las violaciones a la libertad religiosa.

Comments are closed.