El día 5 de agosto, ha sido publicado un artículo en el medio digital “ElDiario.es” titulado LOS SANITARIOS DEL HOSPITAL INSULAR MANDAN UN MENSAJE A LOS NEGACIONISTAS: “SIN VACUNAS, EL ESCENARIO HABRÍA SIDO APOCALÍPTICO”, en el que se señala lo siguiente (entre otras afirmaciones igualmente rechazables):

“Profesionales de la unidad de críticos del Hospital Insular de Las Palmas de Gran Canaria han realizado este jueves un llamamiento a la vacunación contra la COVID-19, y han recalcado que de no ser por este “hito” científico, el escenario actual habría sido “apocalíptico”. Un mensaje que han dirigido especialmente a la población joven y a quienes pudiendo haberse vacunado se siguen resistiendo y dan pábulo a bulos y a teorías negacionistas (…).

El doctor Martín ha destacado un dato: casi 9 de 10 pacientes en UCI no están vacunados, de lo que extrae dos lecturas: aun con la pauta completa se puede acabar “muy grave”, por lo que “hay que mantener la precaución”, y que quien no se vacuna tiene “muchísimo más riesgo” de ingresar en UCI y “poner en peligro su vida”.

Es evidente que la intención de difundir dicha información falsa busca por un lado, no sólo continuar con la desinformación a la parte de la ciudadanía que ha aceptado y decidido voluntariamente ser “tratada con un medicamento de terapia génica sin estar enfermos y poniendo en riesgo su salud”, sino especialmente desarrollar una medida de presión de características coactivas mediante la incitación al odio o discriminación contra aquellos ciudadanos que han decidido en el ejercicio también legítimo de sus derechos fundamentales a la integridad personal, a la vida y a la libertad individual, no participar como sujeto de experimentación y no inocularse como medio de proteger su salud al tratarse de un medicamento de terapia génica, que no ha sido aprobado y está en fase experimental, y que está además dirigido a un virus que no ha sido probada su existencia y que basan en su detección en una prueba no válida para diagnóstico. Con este tipo de actuaciones que se están repitiendo en los últimos días, pretenden poner la “causa y la responsabilidad” de los pacientes con PCR + (hospitalizados o no), en los pacientes “no vacunados”, cuando una realidad que se está repitiendo y haciéndose cada vez más visible en todos los puntos del planeta, es que la mayor parte de las personas que están ingresando en la actualidad en los hospitales es a consecuencia de los efectos adversos de la inoculación de dicho fármaco, extremo que está siento ocultado a la opinión pública por parte de las instituciones hospitalarias y administrativas, así como las muertes, además de no informar del largo intervalo temporal en que se producirán los efectos adversos. Parar la inoculación es la actuación correcta que debería ser esperable por los médicos de los hospitales de Canarias, dado el efecto dañino que se está produciendo en la salud de la población.

Los datos han empeorado desde el inicio de la inoculación de dicho medicamento, lo que demuestra que dichos fármacos no son efectivos para la finalidad pretendida.

Para darse cuenta de la falsedad de dichas declaraciones, basta comprobar los informes epidemiológicos de actualización publicados por el Ministerio de Sanidad, de los que se desprende que la situación en agosto de 2020, antes de la llegada de los fármacos de terapia génica, era mucho más favorable que ahora. Así, según consta en el informe de actualización (nº176) publicado en la web del Ministerio de Sanidad de fecha 3 de agosto de 2020, en Canarias el número de fallecidos en la semana previa fue 0, mientras que según el informe de actualización (nº432) de fecha 3 de agosto de 2021, el número de fallecidos en la última semana ha sido de 20 personas. En consecuencia, los fármacos de terapia génica para el Covid19, no sólo no han ayudado a mitigar la enfermedad, sino que además los datos han empeorado desde el inicio de la inoculación de dicho medicamento, lo que demuestra que dichos fármacos no son efectivos para la finalidad pretendida, no haciendo visible el Gobierno de Canarias en los datos relativos a la capacidad asistencial, la relación de personas enfermas inoculadas, reforzándose la incitación al odio que se pretende.

Motivamos la consulta de este supuesto acto punible ante los tribunales mediante presentación de denuncia por parte de aquellos ciudadanos que pudieran sentir vulnerados en sus derechos.

La documentación y las instrucciones para presentar la denuncia la puedes descargar aquí.

Copia de la denuncia.

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

2 Comentarios

  1. ¿Podéis preguntar a esta abogada que anunciáis, doña Cristina Armas, cuanto costarían sus honorarios por una querella, jurídicamente fundada en la Constitución de 1978, de Causa General contra millones de demócratas “españoles” y antiespañoles, por los crímenes interminables cometidos en España desde 1976 hasta hoy y que aún sigue, contra personas justas, buenas y santas, aunque los jueces, tan criminales como los querellados y con información vaginal y menores, acaben archivando la querella?

  2. Saben que están siendo cooperadores de un genocidio. Genocidio que no solo no denuncian sino echan más leña al fuego alarmando, desinformando y engañando al pueblo para que caiga y caiga gente y se cumpla el plan de despoblación previsto.

    Pero para los medios oficialistas (otros que tal), el frenazo en la “vacunación” es porque mucha gente está de vacaciones. No, señores, no. El frenazo es porque, aunque le cuesta mucho, la gente no es tan tonta como creían y va despertando. Sin ir más lejos, conozco a muchos que se han metido el primer chute pero, arrepentidos, no piensan repetir.

    Aplaudo la iniciativa de la abogada Armas y ojalá cunda el ejemplo.

Comments are closed.