Hubo un tiempo en el que pensé en dedicarme a escribir obras de ficción. Fue una época en la que los empleos eran, más o menos estables, y también las parejas, y hasta las leyes. La vida era bastante previsible y se utilizaba la literatura y el cine para añadirle algo de “chispa”. Fue así como los pistoleros se convirtieron en compañeros habituales, a pesar de que nunca, en nuestra puñetera vida, habíamos visto una pistola de verdad. Nos divertía fantasear con fantasmas, con extraterrestres, con dragones, con microbios asesinos. El horror nos parecía entonces divertido porque también nos parecía imposible.

Todo cambió cuando inventé una máquina de tortura para uno de mis cuentos. ¡Qué más puede pedir un artista que una idea original! Yo la tuve, y empecé a trasladarla al papel, pero entonces un pensamiento turbó mi dicha -¿Y si alguien construye tu máquina?-

Hoy en día, todo el mundo sabe estamos gobernados por psicópatas. La razón es muy simple: La mayoría de nosotros nos movemos por la vida como saltamontes, prestando nuestra atención a esto, a lo otro y a lo de más allá. Pero hay una minoría que no se comporta de esa manera. Son personas maniáticas, compulsivas, que centran toda su atención en un solo objetivo. Son personas sin empatía, sin escrúpulos, capaces de sacrificarlo todo por un poco de poder. ¿Quién desea poder sino el que siente que no puede?

Los psicópatas que nos gobiernan son pues personas débiles, enfermas. Su obsesión por trepar ocupa toda su mente, consume toda su energía. Es por eso que una de sus características principales es la falta de creatividad -Para crear hay que “pensar en otra cosa” y para ellos solo hay una cosa en la que pensar-.

¿Qué puede hacer una persona carente de creatividad sino adaptar ideas ajenas? ¿Existiría la NASA de no haber escrito Julio Verne “Viaje a la Luna”? ¿Hablaría alguien de satélites artificiales si no los hubiera inventado Arthur C. Clarke para uno de sus cuentos? ¿Nos preocuparían los virus si no hubiéramos visto “Contagio”, si no hubiéramos visto tantas películas de zombis?

Hay quién ve en el cine, y especialmente en el de Hollywood, un elaborado plan de los psicópatas para normalizar lo anormal. Lo llaman “Primado Negativo”. La cosa consistiría en mostrar en películas lo que piensan implementar en la realidad, a fin de que no nos resulte extraño. No digo que no se utilice tal método -Pues cabe recordar, por ejemplo, que antes de popularizarse las pantallas táctiles, el sosainas de Tom Cruise jugó con ellas en “Minority Report”- Pero, en general, yo diría que la cosa es mucho más sencilla. ¿Es más plausible pensar que los psicópatas encargaron a Orwell la novela 1984 para acostumbrarnos a la dictadura que pensaban implementar setenta y pico años después o lo es pensar que los psicópatas, sencillamente, adaptaron la idea de un relato que dicho autor escribió, con la única intención de escribir una obra “original”?

El Apocalipsis se escribió hace muchos siglos y se está cumpliendo ahora ¿Es plausible pensar que su autor quiso acostumbrarnos al genocidio globalista? ¿Crees que se cumplen las profecías porque sus autores tenían el don de ver el futuro o porque los psicópatas se inspiran en esas historias para fabricar su realidad? ¿Qué diría Ockham? ¿Cuántas películas hemos visto que tratan del fin del mundo? ¿Nos hemos creído alguna?  Lo digo porque otro aspecto que caracteriza a los psicópatas es su alta capacidad para contagiar sus locuras. -Hay quién pone como ejemplo a Hitler si bien yo pondría a todos aquellos que intentan convencernos para que nos sacrifiquemos, en el presente, a cambio de hipotéticos beneficios futuros-. En cuanto a mi cuento, lo dejé sin terminar y salté a otra cosa. ¡Es por eso que nunca has visto mi horrenda máquina!

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

8 Comentarios

  1. En primer lugar, gracias por este momento de reflexión y toma de consciencia de sí. Pero (siempre hay un pero), dos puntualizaciones.
    La primera, gramatical: en Español la palabra “primado” NO EXISTE. De verdad, no insistáis más en ello (por mucho que en los canales de YouTube no paren de decirla). Hace muchos años que este concepto existe en Psicología y es IMPRIMACIÓN. En realidad y para los profanos, es más sencillo hablar de programación mental subliminal.
    La segunda y mucho más importante: los psicópatas no están ENFERMOS. El Mal no es una enfermedad o una convulsión. El Mal es un estado del Alma. Es el resultado de la libre decisión (libre albedrío) que cada ser humano toma a lo largo de sus vidas (Samsara): acercarse a Dios (La Fuente) o acercarse a Satanás. De manera que, por favor, usemos las palabras de forma correcta pues, como muchos sabemos (con o sin máquina de escribir), la palabra construye nuestra realidad.
    Por lo demás, feliz fin de semana a todos los librepensadores.

  2. Las armas son necesarias,especialmente para poder defenderse,por ejemplo si entran a robar en tu casa,su uso no puede ser jamás injustificado.El género humano dependió durante mucho tiempo de la caza,por eso siempre uso armas,para cazar o para defender sus territorios y sus familias.
    Del mito de la caza surge Arte-misia,la Diosa de la caza y hermana de Apolo,el Dios de la luz,de la curación y de las Artes.El cristianismo elimino las religiones politeístas,y centralizó el Arte en el dedicado a las relaciones de la naturaleza,y el hombre con Dios el creador,surgiendo las finas o bellas artes.
    Hollywood intento reunir en el cine,todas las artes,pero al ser introducida la CIA y sus proyectos de control mental,se convirtió en un escaparate de los planes globalistas,satanistas y retorcidos de una élite enferma y peligrosa.Se puede considerar el crimen organizado como Arte?…equivale a mezclar conceptos tan antagónicos como el arte y el delito.

  3. De igual manera te digo, en primer lugar, gracias por leerme. Coincido en que la segunda cuestión que apuntas es la importante. Si la palabra “primado” no existe, menos existe, unida a “positivo”. Ciertamente, es una palabra inexistente y al mismo tiempo, sobreexplotada, y eso quise denunciar. Dices que “los psicópatas no están enfermos” y yo te digo que nadie, en su sano juicio, haría el mal. Tan cierto es que el mal es el resultado del ejercicio del libre albedrío como lo es que el bien es el resultado de no ejercitarlo. La verdad no permite elección. Lo único que se puede elegir es la mentira ¿Y quién elegiría la mentira sino un loco? Así pues, sigo pensando que los psicópatas son enfermos mentales. Podemos seguir debatiéndolo, si quieres, pero me tendrás que definir tu concepto de “alma”.

  4. Apreciado José Miguel:
    Poner una bomba en un hipermercado es el Mal.
    Poner unas bombas en unos trenes de cercanías es el Mal.
    Pegarle un tiro en la nuca a un ser humano, delante de su hijo, porque no piensa como tú, es el Mal.
    Tirar dos bombas nucleares sobre poblaciones civiles es el Mal.
    La ciencia oficial, profana, les llama psicópatas. Yo prefiero llamarles por su nombre: demonios.
    En cuanto al Bien, naturalmente que es el resultado del libre albedrío; sólo un ejemplo: la madre Teresa de Calcuta.
    En cuanto al Alma, es la molécula divina formada por los siguientes tres elementos esenciales: energía, mente y espíritu. De su conjunción, al tercer año de la vida de un ser humano, surge aquello que nos concede el citado libre albedrío y la posibilidad de la elección entre el Bien y el Mal: la CONSCIENCIA.
    Te recomiendo veas los documentales en los que estamos trabajando desde hace ya dos años en nuestro canal MUNDO INICIÁTICO (enlace sobre mi alias). A partir de Septiembre, haremos la siguiente entrega con diez nuevos vídeos en los que entramos a desglosar este y otros temas.
    Recibe un sincero saludo.

  5. ALMA : estado de conciencia que hace de “puente” entre el Espíritu y el hombre.

    Conecta esos dos estadios de la manifestación (Espíritu y materia ) y por tanto el Alma es dual ya que una parte de ella pertenece a los mundos superiores y otra parte se conecta a la materia (hombre y resto de la creación ).
    En terminología cristiana el Alma es el equivalente al Espíritu Santo pues es ella la que hace de unión entre el Padre ( Dios ) y el Hijo ( hombre ).

    Muy buen debate!!,,,,,pero Teresa de Calcuta no es nada de lo que se ha dicho de ella, como tampoco el Dalai Lama y el Papa . Mentiras por doquier es lo que hay.

  6. Apreciado Cervantes:
    Cuestionarlo todo es un buen ejercicio mental y espiritual. No obstante, un amigo muy cercano estuvo en La India y la conoció personalmente. Reconoció su fuerza, su bondad y su Luz. Y su testimonio es suficiente para mí, más que las opiniones vertidas por profesionales de los medios de programación de masas que lo único que buscan es incrementar su ego a costa de la bondad de seres humanos.
    De todos modos, si quieres un ejemplo más próximo y humilde de ser humano que eligió de forma consciente el camino del Bien, te pongo a Ignacio Echeverría Miralles de Imperial (más conocido como el héroe del monopatín). Creo que no necesito explicar nada más de un Ser de Luz como él.
    Saludos y feliz semana.

    • Hola Chico,

      Es cierto ,como dices existen muchas personas buenas orientadas al Bien afortunadamente . De ellas es Vicente Ferrer quien mejor representa ese servicio a los demás sin manipulaciones dictatoriales por medio. De todos modos es lógico que Teresa despierte simpatías en tantas personas buenas que la ven como un referente y eso es lo que de verdad cuenta. Todo lo demás (opiniones sobre ella ,sean ciertas o no ) debe ser secundario ante la labor realizada aunque esta sea cuestionable por su dudoso proceder.

      En este país tenemos al padre Ángel,- el cura de los famosos le dicen-, cuya imagen tan ” popular y humanitaria” tapa todo el entramado económico que este hombre maneja. El hábito, como sabemos, no hace al monje.

      Un cálido saludo y feliz semana también para tí. Te veré en tu canal ,pero abre comentarios..,o haz un blog para que comentemos si te parece bien.

  7. Me dices que “el alma es la molécula divina”. Siendo “divina”, está claro que nada puede tener de “demoníaca”. Sin embargo, también me dices que “el mal es un estado del alma”. ¿Puede una molécula divina albergar el mal? ¿Es el mal un invento divino, una creación de Dios? ¿En cual de los “elementos esenciales” de tu alma se aloja? (Por cierto, a fin de usar las palabras “de forma correcta”, como me pediste, aclárame ahora ¿Qué diferencia a energía, mente y espíritu?).

Comments are closed.