La verdad es que nos las hemos visto y nos las hemos deseado para tratar de localizar a Pedro Sánchez en la fotografía realizada a todos los miembros que han participado en la última reunión de la OTAN.

Hemos descargado la foto y la hemos ampliado hasta que hemos conseguido localizarle, suponemos que es él, porque en un principio hemos llegado a pensar que ni siquiera salía. Si usted mira la fotografía a simple vista, sin ampliaciones, va a tener incluso complicado encontrar el lugar que ocupa Pedro Sánchez, “su persona”.

Pero tras ampliar esa fotografía, creemos haberlo localizado, vean dónde está:

Creemos que ese bulto sospechoso al que solo se le ve el pelo y parte de la frente es ese gran líder mundial que preside España y que tiene que perseguir a su ansiado Biden para poder charlar con él durante 29 segundos. Después, cuando vuelve a España, como tiene a todos los grandes medios de comunicación comprados parece que es alguien. Pero cuando sale fuera, cuando está asistiendo a algún tipo de reunión o acto a nivel internacional nos damos cuenta que es un auténtico don nadie.

Esta es la triste realidad de nuestro país. Estamos sometidos a un tipo que no es más que un pobre mentiroso y un pringado. A las pruebas nos remitimos.

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

2 Comentarios

  1. Podría ser él o no. Igual es que estaba esperando a la salida para pillar a Biden despistado, cosa que no ocurrió, claro.
    Al hilo de esas reuniones, este impresentable, traidor y mentiroso individuo, no contento con hacernos perder 5.000 millones de Grecia en fragatas, por haber apoyado a Turquía en vez de a los griegos, ahora sigue manteniendo conversaciones con ese país, que no se sabe dónde y con quién ubicarlo. ¿Se puede ser más impresentable?. Pues si, se puede.

Comments are closed.