La pasada semana nos hacíamos eco de un vídeo publicado por una profesora chilena en la que mostraba alarmada cómo se le pagaban en el brazo en el que había sido inoculada objetos metálicos e incluso teléfonos móviles.

A pesar de que los vendidos “verificadores” de turno y los “grandes medios de manipulación” han salido a la palestra negando y calificando como bulo el hecho de que a mucha gente se le peguen objetos metálicos después de recibir la vacuna, el número de vídeos que van apareciendo con este tipo de denuncias son ya tantos que les está resultando casi imposible ponerle puertas al campo.

Debido a la aparición de estas evidencias son muchas ya las personas que se están empezando a mover para denunciar estos hechos y pedir explicaciones a las autoridades políticas y sanitarias. La abogada chilena Natalia Ravanales ha publicado un vídeo en el que aparece con alguno de los afectados y ha anunciado, además, la presentación de una demanda judicial para que se esclarezcan todos estos hechos con el objetivo de que todos nosotros nos podamos enterar de lo que pasa, sobre todo los directamente afectados.

Parece que cada vez son más las personas de todo el mundo que empiezan a hacerse preguntas sobre lo que está pasando y empieza a pedir explicaciones. Por primera vez en mucho tiempo nos encontramos con algo que nos afecta a todos por igual y no vamos a permitir que se nos utilice como cobayas y que se siga haciendo con más gente.

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

3 Comentarios

  1. Lo que es la vida, oye. Que denuncien lo que quieran, que el tema está más que claro: la responsabilidad es de aquel que acepta meterse esa basura en el cuerpo, y de nadie más. Las farmacéuticas y los laboratorios están blindados, y los Gobiernos se lavan las manos. Si leyeran un poquito antes de someterse a ese experimento genético, otro gallo cantaría.

  2. Buf, y cuando eso llegue al cerebro o demás centros neuronales del cuerpo como corazón etc., con lo que le puede afectar los campos magnéticos….

  3. La iniciativa de esta abogada está muy bien y es importante, pero se nos olvidan los PCR, el modo en que China, entre otros, quieren tener el registro de ADN de toda la población humana. ¿Alguien se ha preguntado y ha investigado qué recorrido tienen los “datos” del PCR?¿Porqué el gobierno ha sacado “hace dos días” una ley de control genético y vídeo vigilancia? Nos pasa a menudo que nos ponen tantos árboles delante que no vemos el bosque. Por cierto, en China han empezado (o llevan haciendo y no nos lo han dicho) experimentos de hibridación hombre-animales y dónde, “casualmente” está trabajando, entre otros científicos extranjeros, un español del CSIC, el lugar en que lo leí o escuché decían su nombre, pero no lo recuerdo. Evidentemente, esas “cositas”, no se harán sólo en China… ¿Verdad? Aunque ellos y otros quieren ganar la guerra biológica….
    ¡¡Que “agradables” son está banda de psicópatas!!

Comments are closed.