Somos muchos los que estamos indignados con las autoridades políticas y sanitarias y con esa enfermiza obsesión que tienen por vacunar a los niños. Parece que no tienen suficiente con lo que les están haciendo a los adultos y ahora, si nosotros se lo permitimos, tienen un objetivo claro marcado: los niños.

Como recordarán, hace unos días el Hospital 12 de Octubre de Madrid anunciaba que iba a iniciar una campaña en la que se iba a experimentar los efectos de las vacunas en los niños. Pedían niños de entre 6 meses y 12 años para experimentar con ellos, algo que nos parece completamente terrible, inadmisible e incluso criminal.

Son muchas, cada vez más, las voces que claman contra esta historia del virus y, sobre todo, contra estas vacunas experimentales con las que muchos de los inoculados están sufriendo terribles consecuencias. Pero a pesar de ello y gracias a la complicidad de muchos miserables -médicos, políticos y periodistas- parece que van a llevar sus criminales planes adelante.

Pero a la gente se le está empezando a acabar la paciencia y se está empezando a hartar. Por ese motivo la pasada madrugada, el Hospital 12 de Octubre ha sido empapelado con pegatinas en las que se podía leer ‘Los niños no se tocan’. No, señores, los niños no se tocan. Hay que poner fin a esta locura y a este crimen en el que se pretende convertir en víctimas a los niños. Que no se les ocurra tocarles ni un solo pelo. Seremos muchos los que no vamos a permitir algo como eso.

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

7 Comentarios

  1. Asesinos de ancianos, los niños no se tocan, no hay peor virus que la maldad y el odio y los medios de comunicación además de aterrorizar, incitan al odio, ellos si que son los verdaderos negacionistas.

  2. Yo taché de error cuando Abascal propuso ante un lobby armamentístico que legalizaría las armas como usa etc. (pasta, intereses y corrupciones quizás y lo despreciable y repulsivo que pueda ser eso más que por nuestro “bien”), pero reconozco que quizás tenía razón, y por la misma razón que en usa se permiten.

  3. ¡¡Grandes!! Ese es el camino sin los colaboradores necesarios no son nada. Al final el plan lo ejecutan pringaos como nosotros. A por estos hay que ir, que sientan el aliento de la buena gente para que piensen si merece la pena ser sicarios de los pobres niños por unos miles de euros. Con respecto al resto de colectivos que hacen cumplir las normas lo mismo, sois carne de cañón y os darán la patada a vosotros y a vuestras familias como al resto.

  4. Mientras muchos borregos vayan bien a gusto con la cara tapada (como criminales), esto no va a tener fin. A ver si se da cuenta tanto tonto como puebla este país de que no, las restricciones no van a acabar nunca, ni las pruebas fake -PCR, que las mascarillas no van a desaparecer hasta que se diga basta y que esto no es sólo un negocio de gente sin escrúpulos, es un genocidio a gran escala mediante el cual pretenden neutralizar física y psicológicamente a millones de personas.
    Únicamente los ricos se librarán de toda esta mierda, a los demás nos quieren exterminar, cocinándonos a fuego lento. No es conspiranoia, por desgracia es la agenda que tienen : les sobramos, no les somos rentables y solo quieren africanos en todos los continentes, más baratos y maleables.
    ¿Cómo es posible que nadie vea más allá de la cortina de humo sanitaria? La “pandemia” solo es una de las patas.
    Sustituirnos por gente de otros continentes es el objetivo principal, hacernos enfermar y desesperar es otro, pero por mis santos cojones que ni yo ni muchos vamos a renunciar a la vida que nos dieron nuestros padres, a diferencia de estos bastardos psicópatas que no conocen a los suyos.
    Es una guerra que se lleva fraguando desde hace mucho, el sueño húmedo de las élites enfermas y psicópatas : quedarse con absolutamente todo, cual gordo de apetito insaciable que jamás tiene bastante comida.
    Son un puto peligro para la humanidad y, o muchos despiertan o van a acabar muy mal en pocos años.

  5. Que se enteren ya todo ese tipo de sanitarios que están colaborando con psicópatas que Los Niños no se tocan!

Comments are closed.