Pues qué les vamos a decir, que una imagen vale mil palabras y que hay ciertas imágenes que demuestran el aprecio que se le tiene a un sujeto como Pedro Sánchez. Tras la invasión marroquí de Ceuta de esta misma noche, Sánchez, sorprendentemente porque no se atreve a salir de la Moncloa, ha ido a Ceuta, pero bien resguardado por sus guardaespaldas y por sus coches megacontaminantes y contrarios a ese cambio climático al que nos quiere someter a los demás.

Publicaba hace un rato nuestro colaborador, José Antonio Ruiz de la Hermosa, un artículo al que titulaba “Ceuta será la tumba de Pedro Sánchez” y la verdad, no sabemos si será su tumba definitiva pero lo que sí sabemos es que a Sánchez ya no le aguanta nadie y pretende agotar la legislatura en ese plan.

Hay algo claro, la única forma en la que Sánchez se puede mantener inamovible en la Moncloa es que todas las elecciones a las que concurra se cuenten al estilo Sánchez, es decir, haciendo trampas, porque a este tío ya no le puede ni ver una gran mayoría de los españoles, a las pruebas nos remitimos.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

2 Comentarios

Comments are closed.