comida

Que el Gobierno social comunista presidido por Pedro Sánchez no se preocupa mucho por la calidad de vida de los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado es algo que ya sabemos. Ahí la negativa de PSOE y Podemos de atender las demandas de equiparación salarial con las policías autonómicas; pero lo que hemos conocido hoy es algo que nos indigna, pues demuestra la poca consideración del Gobierno con los guardias civiles.

[Casa Real Británica busca Ingeniero en Ciberseguridad para el Palacio de Buckingham]

Según denuncia la diputada del Partido Popular Ana Vázquez Blanco, tras 20 horas de trabajo vigilando las fronteras españolas en Ceuta y Melilla, los miembros del Grupo de Reserva y Seguridad de la Guardia Civil, reciben como comida un refreso, dos bollos de pan, algo de charcutería, una lata de conserva y una manzana.


Este es el trato que les dispensa este Gobierno a los que defienden nuestras fronteras, a los que se juegan el tipo ante la avalancha que hemos recibido en las últimas horas y a los que, también, se juegan la vida para salvar la de otros.

Al responsable de Interior, el innombrable -porque nos censuran- que fuera juez, se le debería caer la cara de vergüenza de ver lo que recibe el personal que está bajo su mando tras 20 horas de trabajo. Simplemente penoso.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

2 Comentarios

  1. Hacen lo que se les ordena, no es culpa de ellos sino de la delegada del gobierno y por extensión de las ministras de defensa e interior.

Comments are closed.