Vallecas

Fui sabiendo lo que había, o sea que no puedo llamarme a engaño. Había visto, leído y oído e, insisto, aún a sabiendas, allá que me fui. Solo. Deduzco que hay un cierto resquemor al comprobar que una formación que empezó sin pedir permiso, poco a poco está consiguiendo que la mancha de aceite vaya impregnando todo el país. La formación en cuestión, además de mucha preparación, mucha educación, mucha cultura, mucho patriotismo y mucho predicamento tiene mucha testosterona, incluidas sus féminas.

[CÓMO Puedes Detectar Si Tu Tarjeta De Crédito Es Revolving Y Evitar Sorpresas]

Tomé el metro como uno más y me llegué hasta un barrio, que se parece muy poco al tiempo de silencio de Luis Martín Santos. Vallecas ya no es la voz que recordaba tiempos pretéritos, este barrio madrileño, no es el patético clavo ardiente al que algunos, más patéticos todavía, se aferran.

Llegué con tiempo de ver que había 300 espartanos, rodeados de una horda de mil persas. A la hora señalada, los espartanos aumentaron en número. A pesar de mi estupor, no terminaba de entender qué hacían aquellos desocupados increpando, agrediendo e insultando, ciertamente tuve la sensación de retrotraerme en el tiempo o de estar en algún país remoto. Cuánto odio en tan pocos metros.

La policía parecía algo alterada, pero controlaba la situación y sus miembros, en número claramente insuficiente, no actuó con la diligencia que requería tamaña provocación delictiva. Los mamelucos que acosaban a los 300, envalentonados como estaban, protegidos por su número mayoritario, no cejaban en sus gritos, sus consignas, sus diatribas, en fin, toda su puesta en escena más que ensayada. Fascismo en estado puro.

El acto se desarrolló, a pesar de la ilegalidad del acoso (huero resulta recordar que VOX, es la tercera fuerza nacional), por el ímpetu y la gallardía de Santiago Abascal y toda su plana mayor, que se había congregado alrededor de la candidata a la presidencia de la Comunidad de Madrid. Llovieron piedras, objetos de toda índole, la salmodia consabida y, al fin, los agentes del orden intervinieron, aunque con menos contundencia de la que la ocasión exigía. Cuando alguien delinque, debe ser reprendido, la policía está a las órdenes del ministro de Interior, y manifiestamente éste, se pasa la legalidad por el poplíteo, básicamente.

¿Qué político se atreve a dar la cara, a jugársela más bien, con las garridas maneras de cualquier miembro de VOX, con Abascal a la cabeza? ¿Qué asistente a cualquier acto de cualquier partido español arriesga tanto su integridad, como los espartanos verdes de Vallecas? ¿España es un estado seguro, democrático y formal? ¿La izquierda española, es una izquierda homologable a cualquier izquierda de nuestro entorno? ¿Hasta cuándo la ignominia?

No es de extrañar el miedo que despiertan los, de momento, 52 de VOX. Las encuestas, bien lo saben en Moncloa, son mentira, tan falsas, como que sin algún subterfugio, va a resultar difícil parar la senda alcista.

Estoy completamente seguro, de que los acorralados de ayer, nos fuimos convencidos del sentido de nuestro voto, y me atrevo a vaticinar que alguno de los sitiadores, viendo el cariz y la auténtica ralea de sus acólitos, a lo mejor, hasta cambia el color de su papeleta. Es imposible, que no haya un justo en Sodoma, porque el absurdo y la gravedad de lo allí acontecido, debe hacer recapacitar a los menos sectarios.

Sólo el miedo saca de uno tal cantidad de odio, visceralidad y sinsentido. Es más que evidente, que algunos pastoreaban al rebaño, algunos bien regados claro, de lo contrario no se entiende que alguien pierda una tarde para ir a insultar a nadie. Si al menos hubiesen escuchado, pero esa es la cosa, tienen órdenes de no escuchar, sólo apedrear, (tratar de) amedrentar y (ZP dixit) tensionar.

Me sorprendió el nivel de tranquilidad de los acosados, jóvenes, viejos, hombres, mujeres jóvenes, con banderas nacionales, sin banderas, en suma, un universo nada homogéneo, evidentemente Vallecas no es tierra hostil; los allí convocados, no eran mayoritariamente del barrio, eso sí, eran desequilibrados, gente apesebrada, aburrida, sin mucha propensión a la lectura y, mucho menos, a escuchar. Ni siquiera tienen esa excusa.

Me volví, esquivando algún insulto, pero sobre todo, lamentando que en mi entorno, haya tanto inculto que sólo replica consignas, rebozados en desfachatez e incapaces de ver más allá de sus fosas nasales.

*Un artículo de Bienvenido Picazo

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

4 Comentarios

  1. Yo exactamente de la misma opinion sobre VOX que el Coronel Manrique en su extraordinario articulo, no va a votar a VOX “……….Ante todo ello, desgraciadamente, y sin dejar de admirar sus valientes y acertadas actuaciones en otros campos, este humilde votante seguramente se abstendrá de votar en mayo. No puedo contribuir con mi voto a hacer el juego al NOM plutocrático.”

    https://elcorreodeespana.com/politica/513718634/Vox-y-la-Plandemia-Por-el-Coronel-Manrique.html

    Sumergidos en la campaña electoral por el gobierno de la Autonomía de Madrid, con episodios tan elocuentes como el de Vallecas (compare el lector con Blanquerna la actuación de agresores y jueces), a muchos madrileños les parecerá improcedente mezclar la mal llamada pandemia de “la Covid” con el peligro claro de que los comunistas/anarquistas/socialistas se hagan con el poder. Muchos otros españoles pensarán que el tema no les afecta, ni como posibles víctimas de “la enfermedad” ni como ciudadanos de este Estado en franca descomposición.

    Y a la mayoría les resbalará lo que yo piense. Pero siento la necesidad de poner en orden mis ideas y tratar de conseguir el imposible, casi ontológico, de convencer a alguien a que piense por sí mismo, en conciencia, con responsabilidad, afanándose por la búsqueda de la verdad, y previendo lo que le va a caer encima a él y a su familia.

    Empezaré por explicar el por qué traer al partido VOX a la arena de la que acertadamente muchos denominan “plandemia”, es decir, el conjunto de muy planificadas acciones globales que acompañan a la aparición del supuesto virus. Luego resumiré algo de lo que concierne a esa nueva plaga bíblica.

    VOX y el Pasaporte Verde (“digital green certificate”)

    Recientemente Vox ha firmado aceptar el “examen acelerado” del pasaporte verde que impulsa con prisas la Comisión Europea. Una vez que este sea aprobado, las autoridades nacionales expedirán el certificado a quien haya sido vacunado contra la Covid-19, ó aporte una prueba de detección con resultado negativo, ó un justificante de que se ha recuperado de la Covid-19. Como ven, se parte de la base de que se van a seguir cercenando derechos fundamentales sin necesidad de cambios de legislación, y de que se impondrá, apenas soterradamente, la vacunación. Porque mucho queda en manos de Gobiernos ya crecidos en su quebrantar leyes y derechos, incluidas “autonomías”, länders y similares. También, todo se fundamenta en pruebas ineficaces y manipulables, como las improcedentes PCR, y en los poco fiables diagnósticos de las sanidades oficiales sobre una enfermedad supuestamente causada por un virus que no ha sido aislado (véanse los magníficos informes sobre la enfermedad y las “vacunas” de Médicos y Biólogos por la Verdad, que se resumen al final).

    Este “certificado verde digital”, inteligentemente presentado como un medio devolvernos la libertad de movimiento y socorrer el moribundo turismo, representa una globalista limitación de nuestros derechos fundamentales, porque «indirectamente lleva a imponer a la gran mayoría europeos, sanos y sin que sea probable que mueran de COVID-19, ya sea una vacuna, que nadie sabe “si previene la infección asintomática y la transmisión del virus”, o incluso si protege contra la enfermedad a largo plazo, como se puede leer en el preliminar consideraciones del borrador del Reglamento – o un sinnúmero de pruebas de detección de PCR». También determina que “las personas que ya hayan superado el COVID-19 solo serán consideradas inmunes por un máximo de 180 días”. En resumen, en la práctica este pasaporte verde permitirá a los Estados miembros de la UE, sin la menor duda y sin posible oposición, realizar el control obligatorio de nuestros mínimos movimientos y costumbres que por todas partes quieren imponernos y que, a no dudar, primordialmente será en soporte informático (código QR o similar).

    Una vez puesta la firma en esa especie de cheque en blanco, VOX se apresuró a lanzar una alerta por fake, afirmando la obviedad de que el Parlamento Europeo (aún) no ha aprobado ningún pasaporte de vacunación. Jorge Bouxadé dijo que había “votado el trámite de urgencia para que, de aprobarse el certificado sanitario europeo, no llegue tarde para la temporada de turismo”. Claro, puede que vengan algunos turistas más este verano con ese documento, pero el resto de los ciudadanos europeos quedaremos aherrojados, en la práctica, a pasar por el aro de la obligación de vacunarse y de llevar encima, si queremos ir al trabajo o a tomar un vino, un dispositivo que permitirá nuestro rastreo (léase espionaje).

    Si VOX no es capaz de reconocer el peligro, para España y para el Mundo entero, que lleva la plandemia tras de sí, por más que incluso lo apoye el irreconocible Vaticano (y también precisamente por eso), apaga y vámonos. Desde luego, nuestro Gobierno, y el resto de partidos políticos, saben perfectamente lo que está en juego y lo utilizan perfectamente.

    Y, al hablar antes del Mundo entero, quiero citar a Thierry Meyssan, quien afirma que «la mortalidad (oficialmente por Covid) va de un ‎‎0’0003% en China a un 0’016% en Estados Unidos, o sea, 50 veces más que en China … diferencia (que) podría explicarse aduciendo particularidades genéticas, pero la ‎causa fundamental son las diferencias en el enfoque médico, lo cual demuestra que ‎Occidente ha dejado de ser el “centro” de la Razón y de la Ciencia». Solo se le puede objetar que no se debe tanto al enfoque médico como al político, pues ha quedado claramente demostrado que la sanidad pública ha hecho lo que los plutócratas, dueños de la OMS y las Big Pharma, y los políticos han querido.

    VOX, el virus, y la realidad española

    Con relación a la Covid-19, desde el principio VOX ha adopta una postura de absoluta asunción del discurso oficial. El doctor Steegmann, Rocío Monasterio, y tantos otros, comulgan con mascarillas, vacunas y prácticamente todo el repertorio de la plandemia. Oficialmente proclaman que se debe respetar la voluntad de vacunarse, pero ya hemos visto la obligación apenas encubierta que han votado en Europa.

    Quizá un partido tenga que medir sus palabras en para no alejarse de su posibles electores, pero también está obligado a buscar el bien común por encima de conveniencias. Si VOX ha sido capaz de ir de frente y por derecho contra la ideología de género o la inmigración ilegal, aunque sabe que eso es ir contra muchísimas personas e instituciones abducidas por el mundialismo dominante, no se explica que tenga que asumir, en la práctica, las barbaridades de la plandemia y sus implicaciones en el orden de nuestros derechos y libertades, de la economía, de la salud pública y de la desmembración de España en taifas federales.

    A esta inexplicable postura hay que añadir otras significativas, siendo la principal la no denuncia del incumplimiento de la ley electoral en cuanto al recuento manual (Artº 105-5, 106-2, 139 y 140 de la LOREG; desde 2001 no se han sumado las actas, que antes se tardaban hasta 3 días, de los 6 concedidos) y otras irregularidades. También el exceso de confianza en la Justicia, cuando, aun siendo paso obligado, está palmariamente claro que está politizada, al menos desde su actuación en la profanación del Valle de los Caídos y de la tumba de Franco. Y, por acabar, la prácticamente inexistente crítica en política internacional a la solapada entrega de Gibraltar con la excusa del Breixit, la implicación de nuestros Ejércitos en el peligrosísimo e inexplicable cerco a Rusia, la unilateral extensión de fronteras marítimas por Marruecos y Argelia, y las vejatorias maniobras militares Marruecos-Usa.

    Por este camino, con una España inmersa en guerra relámpago revolucionaria interna y al albur de un mundo en peligrosa ebullición, Delenda est Hispania. El tiempo de reaccionar prácticamente se nos ha acabado.

    Ante todo ello, desgraciadamente, y sin dejar de admirar sus valientes y acertadas actuaciones en otros campos, este humilde votante seguramente se abstendrá de votar en mayo. No puedo contribuir con mi voto a hacer el juego al NOM plutocrático.

    ANEXOS

    1.- Informe de revisión científica COVID – 19. Biólogos por la Verdad

    «… Informe de revisión científica con 101 referencias y argumentos probatorios que nos permiten afirmar las siguientes aseveraciones:

    … 3. El virus SARS CoV 2 es un virus quimera artificial, su origen es un laboratorio debido a

    que en biología existe la barrera de especie y ésta sólo se puede traspasar mediante cultivos de virus en células animales, hecho que sólo puede ocurrir en condiciones controladas y jamás en la naturaleza.

    El presunto aislamiento del virus SARS CoV 2 es un fraude científico, como lo fue el del virus SARS CoV, debido a que no se han conseguido cultivos virales, ni partículas virales viables del mismo. Los virus de bibliotecas genómicas o bases de datos, no pueden considerarse patógenos reales sin demostrar su crecimiento directo en células humanas, sin pasar por cultivos animales. Se debe demostrar su crecimiento directo en células del aparato respiratorio humano, para comenzar cualquier debate.
    Los receptores ACE 2 aceptados para el virus SARS CoV 2, no se encuentran ni en pulmón, ni en vías respiratorias, por lo que no hay evidencias de que sea un virus respiratorio y, por tanto, las mascarillas son una medida inútil que está causando graves trastornos y patologías en la población.
    El contagio de humano a humano de este virus, no se ha demostrado científicamente. Una prueba RT PCR positiva no se pude considerar probatoria de contagio alguno, ya que la PCR es una técnica que en ningún momento sirve para diagnosticar una enfermedad.
    El protocolo para la prueba RT PCR aprobado por la OMS no es específico de SARS CoV2, detectando retrovirus endógenos humanos como el coronavirus humano NL63 en su fase extracelular y otros componentes del transcriptoma humano. Debemos recordar que los retrovirus endógenos tienen secuencias altamente conservadas y homólogas a los cebadores y sondas usados en los protocolos PCR, por lo que podemos estar detectando simplemente la expresión de virus endógenos relacionados con el catarro común.
    La variación en el número de ciclos utilizado para las pruebas RT PCR en distintos
    laboratorio es igualmente inaceptable debido a la fácil manipulación de este parámetro que se puede realizar a conveniencia de las autoridades, más ciclos más positivos. No se deben aceptar pruebas RT PCR con más de 20 ciclos.

    Un positivo en RT PCR jamás puede ser considerado como un contagio o caso de enfermedad, ya que esta prueba además de inespecífica, no detecta partículas virales viables, sino fragmentos de ARN en este caso. Si no se realiza cultivo celular del paciente, no se puede afirmar que esté infectado con el virus SARS CoV 2, motivo por el cual, no cuenta con el estándar de oro.
    No aceptamos, por falta de evidencias científicas, la asociación RT PCR positiva – asintomático con posibilidad de contagiar. No existen estudios sobre contagio del virus SARS CoV 2 concluyentes en la actualidad, por lo que una persona sin síntomas es una persona sana.
    Encontramos desde el punto de vista científico, que no sólo es un error sino también
    una praxis peligrosa y con total falta del cumplimiento de los principios deontológicos de la profesión, la inyección de organismos genéticamente modificados o fragmentos de material genético a personas sanas, mediante el engaño de unas sustancias denominadas vacunas, que no lo son y bajo la coacción de perder derechos si no acceden a un experimento peligroso y que se ha demostrado tiene graves efectos secundarios reportados ya a las agencias de medicamentos de medio mundo. Ni un solo efecto adverso merece ser tolerado.

    Estos productos génicos tienen graves deficiencias a nivel biológico como son
    homología con retrovirus endógenos humanos y sus proteínas retrovirales, de vital importancia para la reproducción, el sistema inmunológico y neurológico entre otros, pudiendo estas sustancias causar graves problemas de autoinmunidad, infertilidad y neurodegeneración, entre otras graves patologías.

    13. Los datos estadísticos que utilizan los test PCR con resultado positivo y se asocian con la Incidencia Acumulada, que han servido para establecer medidas que coarten las libertades y derechos fundamentales de la población y que han destruido el tejido socioeconómico de nuestro país, están sobredimensionados y mal analizados, ya que en ningún momento ni se normalizan esos datos ni, al menos, se hace la utilización del porcentaje de positivos.
    De estos datos estadísticos se deduce también que la enfermedad COVID 19 ha sustituido a la gripe, sin ésta haber desaparecido en ningún momento, sino más bien se la ha cambiado de nombre. Cabe destacar la existencia de un pico inusual de mortalidad detectado entre marzo y abril de 2020.
    Este pico de sobremortalidad fuera de lo habitual en marzo-abril de 2020 atiende, ya que existen pruebas suficientes para afirmarlo, a que tuviese un importante papel la vacuna antigripal 2019 – 2020, esto, unido a las medidas de abandono de colectivos de personas mayores en residencias, donde se centraron la mayoría de las muertes, así como a la desatención médica o diagnóstico erróneo y el posible papel de las redes electromagnéticas de reciente utilización, nos llevan a concluir que esta
    mortalidad no fue causada por el virus SARS CoV 2, al que se culpó sin evidencias. Es precisamente este pico el que debe estudiarse, con el fin de conocer que es lo que realmente ocurrió, dejando de lado tanto las determinaciones de PCR por su total falta de capacidad para diagnosticar una enfermedad, así como la imputación al virus quimera artificial SARS CoV 2 de la epidemia estacional habitual de la gripe …».

    2.- CONCLUSIONES del ESTUDIO VACUNAS COVID 19.

    Médicos y Biólogos por la Verdad (Ver “La Inmensa Minoría”: El informe prohibido de ‘Biólogos por la Verdad’: el covid es una quimera artificial).

    «A) TODOS LOS TIPOS DE VACUNAS COVID pueden producir ADE: enfermedad aumentada por vacuna (Vaccine enhanced disease). B) Se han probado con muy pocos individuos de las razas más expuestas a dicho síndrome, como son LA RAZA NEGRA Y LA HISPANOAMERICANA.

    RESPECTO a las denominadas VACUNAS GÉNICAS (RNAm y DNA vectorizado)

    DESDE EL PUNTO DE VISTA ÉTICO hay que considerar que todas las vacunas génicas para covid (RNAm y DNA vectorizado) han utilizado, en una u otra forma, células procedentes de aborto fetal humano (fetos vivos).

    C) NUNCA antes se han experimentado en la población humana de manera generalizada.
    D) Están en FASE EXPERIMENTAL (fase IV post-comercialización).
    E) Tienen una APROBACIÓN CONDICIONADA para uso de emergencia.
    F) En las fases de prueba se ha descartado a los voluntarios con anticuerpos covid (debido al posible desarrollo de ADE) (Pfizer).
    G) Las fases de prueba se han hecho principalmente con individuos jóvenes y sanos, mientras que el nº de personas mayores de 65-70 años y con patologías o polimedicadas ha sido
    H) En las conclusiones de los estudios de estas vacunas no se descarta que se pueda evitar la transmisión y, por tanto, el contagio a individuos sanos.
    I) Tampoco se sabe si protegerán de nuevas variantes víricas ni cuánto durará la protección.
    J) No hay evidencia de que no puedan producir trombosis y trombocitopenia, debido al elevado nº de casos que se han producido tras la inoculación de las mismas y en un periodo de tiempo muy corto.
    K) Hay CIENCIA BÁSICA que obliga a DESCARTAR EL POSIBLE RIESGO de los siguientes efectos adversos graves que no se han tenido en cuenta, algunos de los cuales se pueden producir a medio o largo plazo:
    1.- PATOLOGÍA NEUROLÓGICA Y PARÁLISIS.

    2.- ENFERMEDADES AUTOINMUNES COMO ESCLEROSIS MÚLTIPLE Y DIABETES.

    3.- ESTERILIDAD FEMENINA Y ABORTOS.

    4.- ESTERILIDAD MASCULINA.

    5.- INMUNODEFICIENCIA.

    6.- CÁNCER, especialmente LEUCEMIAS Y LINFOMAS.

    7.- ESQUIZOFRENIA Y TRASTORNOS DEL COMPORTAMIENTO (TOC).

    8.- DEMENCIA Y ELA.

    9.- ALTERACIONES GENÉTICAS POR SILENCIAMIENTO GÉNICO Y/O MUTAGÉNESIS

    INSERCIONAL.

    El documento, firmado por 79 médicos y 43 biólogos españoles, presenta argumentos de peso avalados por estudios científicos previos y reportes de casos reales sobre muertes y efectos adversos registrados a las agencias del medicamento de todo el mundo … Creemos firmemente que los riesgos no son asumibles, ni un solo efecto adverso o muerte debe ser tolerado. Entendemos que es imprescindible demostrar sin ningún lugar a dudas, el aislamiento del virus SARS CoV 2, su cultivo directo de pacientes con RT PCRs positivas, para asegurar al 100% su presencia y demostrar su conexión directa con la enfermedad denominada COVID 19, antes de exponer a la población a cualquier ensayo clínico … (En conclusión, pedimos) el CESE INMEDIATO DE LAS CAMPAÑAS DE VACUNACIÓN destinadas a implementar productos génicos en la población sana, con la excusa del virus SARS CoV 2».

  2. Que no hay covid 19 o sars cov 2 ni 3 , ni 4. Dejar ya de dar la brasa. Lo que hay siempre estuvo ahí. Se come AJO Y CEBOLLA CRUDA, y se acabo la tontería, y si se quiere ir más alla tomar HOMEOPATÍA, equilibrar vuestra mierda de energía, YIN-YANG, y dejaros yaaaa de MANDANGAS. Que está todo descubierto, hasta que la tierra es PLANA.

  3. Totalmente de acuerdo.
    Es una vergüenza, que en pleno siglo XXI, la policía no actúe de oficio ante estos grupos de ceporros que se dedican a tirar piedras para no dejar hablar a un partido político.

Comments are closed.