SÍGUENOS EN TELEGRAM

A medida que pasa el tiempo están cada vez más claras las estrategias que se están llevando a cabo para que la gente empiece a sentirse culpable por no vacunarse y pretenden que, con esas estrategias, sean más los que caigan en la trampa de una vacuna desconocida y peligrosa, una vacuna de la que ni siquiera se quieren hacer cargo los propios fabricantes en caso de que haya efectos secundarios graves entre los inoculados.

En primer lugar la de personajes públicos de medio pelo que, en teoría, se estarían colando en las vacunas y haciéndolo antes de que les tocara su turno. Si se dan cuenta, de esas noticias nos enteramos inmediatamente y la intención está más que clara, generar en la gente cabreo y deseos de ser vacunados antes del alcalde de turno, del político de tercera división de turno, o incluso ahora de las hermanas del Rey.

En segundo lugar, engordar las encuestas. Poco a poco nos van metiendo encuestas en las que se nos cuenta que cada vez son más las personas que quieren vacunarse. Ese jueguecito lleva otra intención: la de no voy a si lo hacen los demás será porque no es tan malo y lo voy a hacer yo también. La libertad consiste en elegir, pero libremente y sin influencias, hacer lo que hacen los demás solo porque lo hacen los demás, aunque no se quiera hacer, es estúpido e incluso infantil cuando lo que está en juego es, además, la salud.

Los “expertos” que alientan a todos a vacunarse. Chaqueteros doctores como César Carballo que han pasado de ser críticos y libres, a venderse al mejor postor a cambio de estar todo el día en televisión. Reforzar un sueldo con apariciones en la televisión y con lo que pueda caer de alguna farmacéutica no está nada mal. Pero, ¿por qué no salen en televisión los “expertos” que avisan sobre los riesgos y peligros de las vacunas? ¿Qué miedo hay con ellos a los que no se les permite dar sus argumentos en los grandes medios? ¿Por qué, simplemente, se les insulta y se les coloca alguno de esos nuevos calificativos?

La falta de información con los efectos secundarios de las vacunas y las muertes que estén provocando. De repente ha desaparecido todo tipo de información sobre lo que está sucediendo en las residencias de ancianos con los residentes que se vacunan, como si esas noticias ya no existieran. Las han borrado de un plumazo para que de la sensación que, quien no se quiera vacunar es tan solo un loco de atar.

La del “todos menos tú”. Y esta se da, sobre todo, en lugares de trabajo. ¿No te vas a vacunar? Pues eres el único, ya ves. Eso provoca en la persona la sensación de quedarse solo, volvemos a lo de antes, dar la sensación de que el que no lo hace es un egoísta insolidario.

La artificial bajada de contagios con la trampa de bajar los ciclos de los test PCR por parte de la OMS. Ahora resulta que justo, tras la campaña de vacunación, la OMS decide bajar los ciclos de los test PCR para evitar “falsos positivos”. Además de decirnos que, hasta ahora, había muchos falsos positivos, pretenden vendernos la moto de que esto se debe a las campañas de vacunación. Ya, ya… ahora no interesa y antes sí.

Los pasaportes de vacunación. Eso será ilegal desde el mismo día que salga puesto que supondrá una discriminación evidente para las personas que decidan no vacunarse. Caer en la trampa de vacunarse para evitar no ser discriminado y poder “viajar” 15 días al año, en la mayoría de los casos, es una estupidez porque lo que te estás jugando es un viaje, pero al otro mundo.

Hay mucho más y esto es todo psicológico. Están jugando con nuestras cabezas porque saben que hay demasiada gente más preocupada por lo que “hagan los otros”, por “el qué dirán”, por no sentirse un “bicho raro” o por preocuparse más del materialismo que de su propia salud. Hay que mantenerse firme en nuestras convicciones porque nosotros, además, estamos seguros de algo: en unos meses, los responsables de todo lo que está pasando empezarán a dejar de hablar de ello y lo harán para intentar que nos olvidemos y que no exijamos responsabilidades de todo lo sucedido.

REALIZA COMPRAS SEGURAS A TRAVÉS DE PAYPAL SIN DAR NÚMEROS DE TARJETAS NI DE CUENTAS BANCARIAS, SOLO CON TU CORREO ELECTRÓNICO

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

12 Comentarios

  1. TODO ESTO QUE ESTA PASANDO HACE AÑOS Y ESTE ÚLTIMO YA ES DESCARADO!!! LO PAGAREMOS MUY CARO!!!!……………………………❌EXPEDIENTE ROYUELA YA❌

  2. A los charlatanes y bocazas de los medios de comunicación le ha e falta un buen escarmiento a ver si se le quita esa bobería que tienen

  3. Teniendo en cuenta el nivel mental de la mayor parte de la población, no me extraña que esas estratagemas funcionen en este país.
    La parte positiva es que, en el peor de los casos que esa gente no supere la vacuna, al menos se habrá hecho limpieza de las ramas enfermas, en este caso mentalmente. Lo malo es que puede que se lleven, de paso, a gente que ha tenido que vacunarse si o si, porque sino no le daban una certificación o cualquier otro papel del ayuntamiento, o similar.
    Ganas de que esto salte ya por los aires y podamos tener personas al cargo del gobierno que lo hagan en pro de los españoles y del país.

  4. El hecho de que tengan tantas ganas de vacunar a todo el mundo, es muy mosqueante, es para pensar un momento y darse cuenta de lo que hay…
    Que los mismos que han despachado a más de cien mil ancianos se preocupen, ahora de repente, por la salud de todos es para troncharse… Su juego consiste en avanzar etapas en la implantación del nuevo orden mundial, y esto es lo que tenemos ahora. Están usando todas las estrategias posibles para repartir la muerte, como si fuesen rosas en el día de San Jordi, como si fuese el agua de Mayo… Pero no, si a ellos les interesa, es que a nosotros no, así de sencillo…
    No se atreven a hacer abligatoria la vacuna porque saben del batacazo que se van a llevar, así que optan por la vía de la propaganda, de la mentira y de la escenificación de un mundo que no existe…
    No puede haber vacuna para un supuesto virus que no ha sido identificado científicamente, por lo que todo es un engaño, el engaño de la muerte. No son tan listos como creen, ni nosotros podemos permitirnos el lujo de ser tan tontos…

  5. Claro que está pasando hace años. Nos echaron un virus artificial en 2009, (este fué denunciado por una periodista) otro en 2011, sin contar con el del SIDA que también dicen muchos científicos, entre ellos su descubridor, Montagnier, que es artificial. Estos señores afirman que los virus creados en laboratorio no son aceptados por la Naturaleza y van degradándose poco a poco. Parece ser que este virus va para abajo por eso, no por las vacunas. Pero quieren venderlas como sea, que en 2011 se las tuvieron que comer con patatas, ya que el virus desapareció cuando empezaban a ponerlas. Se ve que no quieren que vuelva a pasar lo mismo.

  6. Si no se publican datos fiables de fallecimientos o patologías resultantes de la vacunación, no valdrán argumentos de convencimiento. Hay muchisima gente que sí se quieren vacunar ( unos están convencidos y otros muertos de miedo), y nos endosarán la cartilla de vacunación…

  7. La verdad es que es alucinante como todos los medios subvencionados, tanto radio como tv como digitales callan ante los casos de muertes tras la vacunación, omiten los efectos secundarios y pintan una estampa idílica de la vacunación. Según ellos todo el mundo quiere y debe vacunarse.
    Hoy mismo en esRadio, casualmente, todas las llamadas que han emitido de los oyentes iban en el mismo sentido: todos se habían vacunado, estaban deseando recibir la segunda dosis y eran felices. Por supuesto los contertulios aplaudían con las orejas la vacunación y no mencionaban ningún caso de muerte ni efecto secundario. Ha sido vomitivo.

  8. El de espantajo radio, FJLS, promueve la eutanasiacuna. Parece ser que tiene miedo de la quiebra generalizada del IBEX 35, del cual vive él, su medio y muchos de los políticos al que sirve como lacayo.

  9. El obispo de Valencia ya advirtió hace tiempo, con grandísima valentía, de lo que nos querían implantar. No hay vacuna, hay eutanasia encubierta para reducir la población mundial con amenaza de no poder comprar ni trabajar si no se vacuna uno, es decir, terrorismo satánico contra los que no se marcan con la marca de la bestia.
    En el menos malo de los casos, la vacuna es inútil. No impide el contagio con nuevas cepas o mutaciones. Hará dependiente de pinchazos periódicos a la población. Es un peligro descomunal.

  10. Se han pasado décadas alimentando a la bestia roja de China, enriqueciéndose mercaderes y magnates con ella, y ahora, con restricciones y reclusión de la población, se les vienen los negocios a la ruina, como la de Babilonia. Y, para evitarlo, serán capaces de implantar una “sanidad” policial persecutoria de todo el que no se vacune. Como Dios no nos libre de ellos, muchos serán exterminados.
    Por cierto, enhorabuena por este artículo. En vez de criminalizar a los nazis, ayudando a fortalecer a los socialistas y comunistas, es a este tipo de materias a los que debéis dedicaros e informar. Bien por este artículo.

Comments are closed.