Lo que estamos viviendo a cuenta de las mascarillas es una auténtica pesadilla que parece que no se va a acabar nunca. Si lo piensan fríamente, con la mente despejada y no completamente bloqueada por el terror irracional al virus, llevar mascarilla por la calle es de las cosas más ridículas y absurdas que se nos ha obligado a hacer en la vida por parte de las autoridades políticas.

Lejos de ser de utilidad ante los ataques del virus en plena calle, el uso de la mascarilla parece, más bien, un ejercicio psicológico con el que se está buscando nuestro sometimiento ante cualquier mandato de los políticos, por muy absurdo, ridículo e inservible que este sea.

Pero por otro lado están los defensores a ultranza de las mascarillas, los aterrados forofos convencidos de que este utensilio diabólico les puede salvar de los ataques de un virus por la calle, en el campo, en una playa o incluso en un colegio. Obsesos como demuestra ser esta mujer, Elizabeth Cogliati, que es miembro de la Junta Escolar de distrito 91 de Idaho Falls.

En la reunión, Cogliati, hace una defensa a ultranza de la obligatoriedad del uso de mascarillas y lo más grave del asunto es que lo hace pasándolo auténticamente mal puesto que es evidente que la mascarilla que lleva le está provocando problemas para respirar. Esa situación le provocó una especie de ataque de histeria que le llevó a contestar gritando a otro de los miembros de la junta cuando la interrumpió: “¡Me interrumpiste, Paul! ¡Me interrumpiste! Por favor, no me interrumpas ”.

Y siguió con su angustiosa exposición entrecortada continuamente por una evidente falta de oxígeno…

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

4 Comentarios

  1. Entonces somos enfermos mentales…y los de la imagen son los sanos!,ella es una persona normal,no lo veis?.Es que es lo normal llevar un bozal e intentar hablar sin ahogarse,y de este modo y con esas medidas de distanciamiento,se hace la magia.Por que tienen razón!,por eso la naturaleza se equivocó al no dotar a las especies de la tierra de mascarillas,pero tranquilos que aquí están estos y estás para solucionar ese error de la naturaleza.Les podriamos sugerir que además se pongan una pinza en la nariz…y tapones en los oídos,y por qué no?,una venda en los ojos…y así es como mejor podrás hacer uso de los sentidos del olfato del gusto y de la vista.Imaginense lo que no está a la vista!,cómo será la compresa!,tal vez el pañal!,toditos los agujeros tapaditos,para que no entre ni salga nada,una fábrica humana de champiñones.

  2. El virus chino comunista mata. La vacuna mata. La mascarilla axfisiante mata. Los progres y rojos matan. Las democracias matan. Los vecinos policías matan. Los gobiernos matan si no te matas con eutanasia. Sus partidos, afiliados y votantes matan también. El aborto mata y el hambre también mata…

Comments are closed.