Según la definición de Wikipedia: Realidad (del latín realitas y éste de res, «cosas») significa en el uso común «todo lo que existe, independientemente de la conciencia del ser humano». De un modo más preciso, el término incluye todo lo que es, sea o no perceptible, accesible o entendible por la ciencia y la filosofía o cualquier otro sistema de análisis.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Bien, ahora veamos cómo interactúa con nosotros esta realidad. Existen dos tipos de realidades: la realidad general que es todo lo existente, por más que esté fuera del conocimiento del hombre, y la realidad subjetiva que es la que se genera desde la mente de la persona y está conformada por las creencias, suposiciones, juicios y opiniones del individuo. El ser humano experimenta el mundo a través de sus cinco sentidos: vista, oído, olfato, gusto y tacto, todos ellos acotados a un rango específico de percepción que no voy a describir en este momento. 

Los sentidos transmiten al cerebro una serie de datos en forma de señales eléctricas y químicas que este interpreta y le da sentido a lo que se percibe, es decir que la realidad general pasa a ser relativa, a causa de la limitada percepción de los sentidos del hombre y luego al ser interpretada por el cerebro se transforma en subjetiva a causa de las creencias, juicios de valor, etc. propios del observador. ¿Qué quiero decir con esto? Que la realidad, sin entrar en pensamientos filosóficos, en su forma más simple de interpretación, no es como creemos, la realidad es diferente para cada persona, cada color, olor, gusto, sonido, tacto, es filtrado por su realidad relativa e interpretado por su realidad subjetiva, aunque todos veamos el color verde, y sepamos que es verde, no podemos saber a ciencia cierta si es el mismo que ve la otra persona, aunque lo llame también verde.

Tomando como base de partida este claro y simple concepto, comenzaremos a recorrer de a poco el camino de la comprensión de la realidad, y rasgaremos el velo de la ilusión para tratar de ver y comprender lo que realmente hay detrás de lo aparente.

SÍGUENOS EN LBRY, LA PLATAFORMA EN LA QUE PUEDES OBTENER INGRESOS VIENDO VÍDEOS

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

6 Comentarios

  1. EXITO Y AL TORO.
    Crear un sistema Humano verdadero, libre y justo, solo se logra creando primero la consciencia colectiva que lo sustente.

  2. La verdadera realidad puede ser una absoluta desconocida, y ser ajena a nosotros mismos, pues lo único que percibimos es lo único que importa, ya que ninguna otra cosa puede construir nuestra propia realidad…
    En verdad, no sabemos nada, ni conocemos la razón de nada, sólo imaginamos cosas y nos aferramos a ellas, dando por sentado que son ciertas, sin querer pensar que podrían no serlo…
    Ni siquiera sabemos por qué nacimos, ni qué hacemos aquí… Por lo que no parece razonable invertir mucho esfuerzo en un futuro que podría no existir, ni tampoco tirar la casa por la ventana como si no hubiese un mañana, que podría haber…
    Vivir el día a día y convivir con nuestro desconocimiento como un don que nos dieron, no como algo de lo que nos podamos desprender, parece lo más razonable, pues no tenemos el control de nada…
    Caminemos por nuestras vidas sin más, dando nuestro propio sentido a las cosas, dando sentido a nuestra desconocida realidad…

  3. Como humanidad ahora nos queda por resolver el gran interrogante para ponernos definitivamente de acuerdo ¿cuál es la realidad? ¿La que vemos, la que es o la que nos hacen creer que es? Ponernos de acuerdo en esta base fundamental y descubrir los mecanismos que se articulan tanto en lo individual como en lo colectivo es el primer paso para darnos cuenta que las cosas son muy distintas a lo que creemos que son. Buen artículo para empezar a ver la punta del iceberg.

  4. Muy interesante. De allí que la soberbia encierra en esa realidad subjetiva, y la humildad permite la expansión hacia la otra.

  5. Se agradecen puntos de encuentro reconfortantes como este. Un placer leer al autor y tb los comentarios a este articulo. Gracias a todos por existir y ánimo

  6. La Agenda 2030 está logrando implantarnos un sistema de creencias (ideología de género, materialismo, mentalidad borreguil, Gobierno global de la ONU-OMS, transhumanismo,…) totalmente nuevo, muy distinto al contenido en nuestro patrimonio cultural, adecuado para que las grandes fortunas sionistas dominen incuestionablemente sobre un rebaño goyim. El Nuevo Orden Mundial no es sino la Nueva Dictadura Mundial

Comments are closed.