Almería

El gastroturismo se ha afianzado como una de las corrientes de moda y motivación para miles de turistas a la hora de diseñar sus próximas vacaciones. Prueba de ello, es la afluencia de visitantes que año a año acuden a los templos de la buena mesa y entre los que se encuentra, por méritos propios, la provincia de Almería.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Por su estratégica ubicación y sus condiciones climatológicas, Almería es conocida como la huerta de Europa, el lugar que ofrece a sus visitantes una inmensa variedad de platos y el templo de la cultura gastronómica llevada a su formato más reducido, la tapa.

Son muchas las razones que han conquistado el paladar de los turistas que visitan la provincia de Almería. Empieza el viaje por un universo de sabores que seguro que te dejará un buen sabor de boca.

De la huerta a la mesa

Detrás de una gran cocina, siempre están unos mejores productos. Materias primas que se elaboran con mimo, esfuerzo y sacrificio desde hace varias generaciones y que han consolidado a la provincia de Almería como la ‘Huerta de Europa’. Es imposible hacer un paseo gastronómico por Almería sin ensalzar el sabor único que tiene el tomate almeriense. Un podio de sabor que comparte con el pimiento, calabacín, berenjenas, melones y sandías que se han ganado a pulso, un lugar destacado en mercados de medio planeta y en las despensas de cada vez más hogares.

Pero no son los únicos productos de la tierra que han ganado en fama y prestigio dentro y fuera de nuestras fronteras. La uva ha sido históricamente uno de los cultivos que más riqueza ha aportado a la provincia de Almería y que atrae cada año hacia sus bodegas a miles de visitantes durante todo el año.

Como especial atractivo, además de los exquisitos caldos y los parajes incomparables donde los viñedos se emplazan, también se pueden disfrutar de las llamadas ‘Fiestas de la Vendimia’ y las rutas guiadas que ofrecen las diferentes bodegas de la provincia para seducir a sus visitantes con la intensa cultura de aroma y sabores que engloba la vinoterapia. Las visitas guiadas son unas de las actividades más demandadas, aunque no las únicas, tanto por turistas nacionales como por extranjeros; y son varias las zonas que con más fuerza están despegando en este sector dentro de Almería.

Del tinto a la ‘rubia’: rompiendo mitos y alcanzando metas

La industria cervecera almeriense ha logrado derrotar el mito que indica que la auténtica cerveza es la alemana. Los productos almerienses han logrado guardar la esencia, en cada botella, del Parque Natural Cabo de Gata, del Desierto o la cálida luz que hace que nuestra provincia sea el enclave con mayor horas de sol al año.

Bajo los nombres de Alborán, El Cabo, La Cala, Origen, Far West, Glamour, Luz de Almería y El Faro, turistas y visitantes de todo el mundo ponen sabor a la provincia a través de la ‘rubia’ más fresca y deseada. La que se sirve con el justo punto de espuma y con el cuerpo, la calidad y el gran sabor que esta creciente industria almeriense ha sabido impregnar a sus productos.

Pero no es el único producto artesanal que viaja por todo el mundo llevando el sello de ‘Costa de Almería’ a los paladares más exigentes. Quesos artesanos, rosquillas y dulces, chocolate y repostería, conservas, licores, miel y cócteles son algunos de los productos más buscados por los turistas en cada visita a Almería.

En su apuesta por aunar esfuerzos, la Diputación Provincial de Almería ha puesto en marcha la marca gourmet ‘Sabores Almería’. Un sello de calidad que aglutina a los productos agroalimentarios y pesqueros de la provincia así como a los establecimientos turísticos y de restauración que los utiliza como base de su gastronomía.

Las empresas de ‘Sabores Almería’ que actualmente superan las 65 adhesiones agrupan más de un millar de productos que van desde los ecológicos hasta los artesanos pasando por quesos, cárnicos, aceites, vinos, cervezas y conservas, entre otros.

Un distintivo de calidad que ha tenido su puesta de largo en mercados nacionales e internacionales de la mano de su embajador, David Bisbal, que ha llevado los productos de la provincia por los cinco continentes invitando a disfrutar de ‘Costa de Almería’ con los cinco sentidos.

Almería

Las ‘tapas’ un sabor maxi en tamaño mini

El universo de sabores procedentes del mar y de la montaña que caracteriza al destino ‘Costa de Almería’ tiene una ventaja en la provincia de Almería: que se puede disfrutar a lo grande ó en el tamaño mini de las populares ‘tapas’ en este último caso gana como aliciente el que llegan gratis con la bebida.

En el recetario de estas micro-delicias se condensa la impronta que el mediterráneo ha dejado en muchas de las especialidades de Almería que tienen en el sabroso aceite de oliva de la provincia su base. Un elemento que liga a la perfección los productos que se obtienen en la reconocida ‘Huerta de Europa’. Verduras que dan sabor a unos platos en los que también se abren paso carnes, embutidos de tradición serrana con el pescado y marisco de la costa de Almería. Desde el bullicioso Paseo de Almería hasta el rincón más escondido del interior de la provincia, las tapas conquistan el corazón de todo el que las prueba y es que no sólo son una deliciosa combinación de sabores, en cada bocado se deja entrever la pasión de los chefs por la gastronomía que ha llevado a la provincia a ser designada uno de los enclaves gastronómicos más demandados del país.

El imperio de Al-Ándalus ha dejado también huella en la cocina almeriense y con ella, en sus deliciosas tapas. Harinas y especias se mezclan para dar forma a gurullos, migas y talvinas. De reconocido prestigio es su repostería que con una base de almendra y miel dan sabor a todo tipo de roscos, soplillos y borrachillos.

Y todo se puede disfrutar de un solo bocado gracias a las populares tapas que llegan de ‘regalo’ con cada bebida y que invitan al visitante a sumergirse en la cultura y tradición de nuestra provincia a través del paladar.

SÍGUENOS EN LBRY, LA PLATAFORMA EN LA QUE PUEDES OBTENER INGRESOS VIENDO VÍDEOS 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL