Empieza el desenfreno y las denuncias de fraude electoral en Estados Unidos se van sucediendo y cada vez con más pruebas. ¿No querían los grandes medios pruebas? Pues están empezando a llegar y por centenares.

Melissa Carone, quien participó de las elecciones presidenciales de Estados Unidos en el centro de convenciones de Detroit (TFC) como asistente informático de la empresa Dominion, ha denuncidp que los votos para el candidato demócrata fueron contados hasta 8 veces durante la tabulaciones que se realizaron entre los días 3 y 4 de noviembre pasado.

INVIERTA EN CRIPTOMONEDAS Y OBTENGA HASTA UN 12% DE RENTABILIDAD
SÍGUENOS EN TELEGRAM

El trabajo de Cardone consistía en dar asistencia a las personas que se encargaban del conteo cuando alguna de las máquinas de Dominion les daban algún tipo de problema. Cardone ha denunciado los encargados de contar los votos recibían, cada uno, bloques de papeletas de 50 votos que iban colocando en la máquina. Si en algún momento alguno de los votos se atascaban en la máquina, funciona como un escáner, ella tenía que explicarle al empleado cómo solucionarlo para repetir la operación. Pero lo más importante es que tenían que borrar los votos que se habían contado hasta producirse el atasco para evitar duplicidades.

[No te pierdas los artículos de nuestro colaborador Ludwig Ritter, con toda la información de lo que está ocurriendo en USA]

El problema es que los encargados de contar los votos no lo hacían y esto provocaba que hubiera pilas de 50 votos que se contaran dos veces o más.

En su vídeo de denuncia, Carone cuenta lo siguiente:

“¿Sentiste que tendían a inclinarse de un modo u otro en cuanto a los candidatos?”, preguntó el entrevistador. “Oh, completamente”, responde Melisa. Y continua, “¿quieres decirnos por cuál?”. Ante esta pregunta, la respuesta de Carone fue más que esclarecedora: “Sí, Biden, no vi ni una sola, ni una sola, ni una sola papeleta para Trump. Todo el tiempo que estuve allí no vi ni una sola… Estuve allí durante 24 horas.”

Melissa también fue testigo de las camionetas que llegaron a la madrugada, pero no logró ver qué es lo que estas descargaron en su momento. (Ver aquí el otro testimonio)

Otro dato importante fue cuando se le preguntó por los empleados de Dominion que se encontraban en su centro de votaciones: “¿Cuántos miembros del personal de Dominion estaban allí esa noche?” A lo que Melissa contestó que “cuatro” añadiendo que todos eran partidarios de Biden.

En el relato, Carone afirma que denunció lo que sucedía con las máquinas y los conteos al responsable de Dominion, pero que este no hizo nada. ¿No querían pruebas del fraude? Pues salen, vaya que si van saliendo. A esperar más novedades.

2 Comentarios

  1. Los amos del mundo, aquellos que desde Truman ponen presidentes demócratas en EEUU por el mismo mètodo (“maestros de la mentira y del engaño como les calificó Jesucristo”) También quitan presidentes cuando ya no les sirven a sus intereses.
    Soros ya lo dijo: Trump saldrá elegido, pero no gobernará. Así ha sido, no le permitieron sus agencias de información y sus medios de información gobernar, creando noticias falsas y soltando a los negros salvajes que como los musulmanes siempre fueron sus armas. Los amos del mundo nunca se mojan las manos.
    Ahora no pueden permitir que Trump vuelva a salir reelegido. Se les acababa el acelerón que llevan para imponer su NOM.
    Tienen a sus hombres en todas las instancias e instituciones. Incluída la judicatura.
    Trump se quedará con la razón y el títere de los amos del mundo con la presidencia. Y que vaya con cuidado, porque el fin de sus amos no es él, es su vicepresidenta. Él puede tener un percance debido a su edad. Y quedar en manos de su verdadera “mujer de paja”.

  2. Este fraude es un chiste comparado cuando se desclasifiquen los documentos sobre el magnicidio de los dos hermanos Kennedy. Misma mano que mece la cuna…….

Comments are closed.