chicas
¡¡ÚNETE A EL DIESTRO!! COLABORA DESDE PATREON!!
OPOSICIÓN AL GOBIERNO DE PEDRO SÁNCHEZ
SÍGUENOS EN TELEGRAM

El único país del mundo en el que corres riesgo de ser increpado, insultado, o directamente agredido por llevar la bandera nacional es España. Y es que parece un ejercicio de riesgo lucir la bandera de España con orgullo, como le ha ocurrido a dos chicas jóvenes que han denunciado en la red social Twitter lo que les ha ocurrido en un bar.

Dicen así en el trino: «Increíble lo de este país, por llevar la bandera en la mascarilla y entrar a comer menudo discurso de intolerancia hemos tenido que escuchar cuando no hemos hecho absolutamente nada y por el contrario hemos escuchado de todo. El respeto solo se exige cuando interesa».

Posteriormente, además, han aclarado que «El establecimiento no ha tenido nada que ver, ha sido por parte de otro cliente que también estaba allí. Ellos han sido de lo más amables con nosotras y el buen trato al cliente de siempre».

En primer lugar hemos de felicitar a estas dos jóvenes por mostrar con orgullo la bandera de España en sus mascarillas y también mostrarles nuestra solidaridad y apoyo. Y en segundo lugar hemos de lamentar que hechos como el denunciado ocurran en nuestro País, la verdad es que es de pena, muy triste.

5 Comentarios

  1. O sea que El Diestro es un periódico que apoya obedecer a los políticos cercenando nuestros derechos. Apoya la tortura y la humillación que se está cometiendo contra todos los españoles, en contra de la Constitución y en contra de nuestros Derechos Fundamentales. Esto es genial! Aquí ya no queda nadie independiente. Que hacen esas dos payasas con esas mascarillas comiendo en un restaurante, me lo pueden explicar? Qué hacen se levantan la mascarilla y meten el tenedor en la boca? Pero se puede ser más imbécil, más sumiso y más denigrado?

  2. Seguro que el comensal progre sucial comunista indepa como la amable comentarista hildegar de aquí arriba, son muy feministas y apoyan a estas dos chicas al máximo en su igualdad y libertad y libertad de opinión.

  3. Realmente hay que ser rematadamente tonto para llevar una mascarilla puesta mientras uno está comiendo o bebiendo. Pero igualmente hay que serlo para pensar que esas chicas no se quitaron la mascarilla en ningún momento dentro del bar.

  4. * Guapas, simpáticas Y PATRIOTAS. ¿Qué más se puede pedir…?
    * Yo llevaría una de esas mascarillas, pero ando por los 63 años, Y LA VERDAD ES QUE NO ME ATREVO, pues estoy seguro de que algún mozuelo PODEMITA -o asimilado-, ME ACABARÍA AGREDIENDO.
    * ¡Qué triste es vivir en un país en dónde no puedes lucir con orgullo LA BANDERA NACIONAL!

  5. Hay que ser también muy cortito para interpretar que las chicas, llevaron puesta la mascarilla todo el tiempo en el restaurante.
    La cosa siempre es quitarle hierro al asunto.
    Ese acto contra ellas es de gente indeseable. Yo llevo una con la bandera y como algún imbécil se le ocurra soltarme una bufinada, se va a encontrar una sorpresa muy agradable.

Comments are closed.