OPOSICIÓN AL GOBIERNO DE PEDRO SÁNCHEZ
SÍGUENOS EN TELEGRAM

Es curioso cómo funciona en España eso que se ha venido a llamar la “ley del embudo” y cómo funciona, principalmente, por parte de la izquierda militante y mediática. Ayer se produjo un incidente en un bar de Sanlúcar de Barrameda en el que se encontraba Juan Carlos Monedero y muchos de los clientes de ese bar acabaron echando a un podemita que, hasta ese momento, aquello de los escraches le parecía un “jarabe democrático” muy necesario. Claro que esto es hasta que le toca a él.

Tras lo sucedido en ese bar, la izquierda se ha puesto de uñas calificando de fascistas, de extremistas, de ultras, de provocadores, de todo lo que puedan imaginar a las personas que, simplemente y ante un claro descontento con gente como Monedero, le aplicaron la medicina que él mismo receta para los demás.

Lo curioso de todo esto es que, la mayoría de los que ahora se quejan tienen en su hemeroteca suficientes evidencias como para que ahora mantuvieran la boca cerrada por si les entran moscas. Una de ellas es la periodista de ‘La Sexta’ y dueña de “Newtrola”, Ana Pastor. Porque quizás ella no, pero nosotros sí recordamos lo que sucedió allá por 2018 cuando fue revelada la identidad de uno de los tuiteros más relevantes de España y se practicó un exagerado acoso por parte de la izquierda contra él.

Pero parece que Ana no lo recordaba. Que esté tranquila, ya se lo recordamos nosotros.

2 Comentarios

  1. Creo que no solo hay que luchar contra estos sinvergüenzas comunistas y socialistas,también tenemos que luchar contra los periodistas y las televisiones del régimen y de los [email protected],parece mentira que la gente siga viendo esta basura que echan la televisión soviética de Roja María Mateo y la demás basuras de manera especial la secta de Ferreras,un sinvergüenzas y telecinco del de reojos y maricones,estamos vendidos con estos desgraciados.gracias a esta mierda de periodistas, ya están planeando otro secuestro domiciliario y a que en España hemos quedado sin cojones para defender lo nuestro,o despertamos ahora o ya estamos jodidos,nos obligan a llevar un bozal y la gente obedece porque están dormidos,y no son los médicos si no los políticos los que nos obligan,e que quiera entender que entienda,

Comments are closed.