OPOSICIÓN AL GOBIERNO DE PEDRO SÁNCHEZ
SÍGUENOS EN TELEGRAM

Podríamos interpretar de muchas formas lo que está sucediendo con los medios de comunicación masivos tanto en EEUU, como en Europa o como lo que está sucediendo aquí en España. Están completamente al servicio del poder globalista y todos se pponen de acuerdo en silenciar e intentar manipular las noticias en una dirección única: el discurso globalista, el de la izquierda, es bueno y todos los demás discursos son malos y deben ser censurados.

La guerra que hay en ese sentido es más que evidente y se nota en todo el mundo. Pero en EEUU sucede algo que es fundamental: en noviembre va a haber elecciones presidenciales y Trump tiene muchas posibilidades de ser reelegido. Por lo tanto, la consigna está clara para todos los grandes medios de comunicación: intentar acabar con esas opciones de reelección de Trump aunque sea a costa de manipular, de ocultar o de, sencillamente, censurar todo aquello que pueda beneficiar al presidente norteamericano. ¿Les suena? Sí, efectivamente, lo mismo que está sucediendo aquí en España.

Y para hacerlo, a pesar de las buenas noticias económicas que está logrando Trump teniendo en cuenta la losa del coronavirus, hacen todo lo que haga falta. Y Trump, ante esta tomadura de pelo no se calla y, como siempre, habla claro: “The Lamestream Media is not talking about what is happening with the Stock Market and JOBS. Both are doing GREAT! The Radical Left will destroy the USA. Be careful what you wish for!” (Los medios irrelevantes no hablan de lo que sucede con la bolsa y con el empleo. ¡Los dos lo están haciendo genial! La izquierda radical va a destruir USA. ¡Cuidado con lo que deseas!”

No hace demasiada falta leer entre líneas para darse cuenta de por dónde va el mensaje y el sentido que le quiere dar, aunque nos da toda la sensación que el final del mensaje tiene un doble sentido: se dirige a los ciudadanos y se dirige a los medios. Además, nos da la sensación que en ese final falta algo que también se indica en el doble sentido: “no sea que te lo encuentres”. ¿Una advertencia? Eso parece.