Atocha
OPOSICIÓN AL GOBIERNO DE PEDRO SÁNCHEZ

La situación se ha vivido esta mañana en la madrileña Estación de Atocha, cuando el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urban, José Luis Ábalos, junto a la presidenta de ADIF daba una rueda de prensa ante los medios de conunicación en la estación de Atocha.

Hemos de reconocer que, al menos, Ábalos se ha dignado a visitar la estación de Atocha, pues ni su jefe, ni Pablo Iglesias, ni el ministro de Sanidad se han dignado a visitar un hospital, una residencia o a estar con el personal sanitario. Y el caso es que varios comerciantes de la estación han saltado, increpando al ministro por dejarlos tirados.

Y lo más vergonzoso de todo ha sido la risa de José Luis Ábalos, una sonrisa sardónica dirigida a las personas que protestaban consecuencia de su ineptitud y mal hacer. Este es el Gobierno que tenemos y este es el vídeo que esconde el Gobierno social comunista…

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

1 Comentario

  1. Se nota que no conocen a la siniestra. Esto es lo que hacen.
    Se nota que no saben cómo consideran a los españoles. Se nota que no saben de que hablan en petit comité. Les voy a poner un ejemplito:
    Felipe Gonzalez, antes de entrar a un mitin de una famosa ciudad dijo esto: ” A decir las mismas tonterías a los mismos iditoas”.
    Y cuando van a hacer un mitin a Andalucía o Extremadura (a cuyos naturales consideran de la España profunda, aunque allí tengan su vivero de votos, el guión no es el mismo que en el resto de España. Las frases deben ser simples y repetitivas, las palabras alargarse, por ejemplo así “La derechonaaaaaaaaa” Insultar y hacer chascarrilos. Por ejemplo “la derecha y sus putassssssss”.
    Esto, se lo habrán oído a Alfonso Guerra, vicepresidente del gobierno con Felipe.
    Y el patron de miting sigue existiendo. A las comunidades citadas, incluso a Canarias las consideran de bajísmo nivel de inteligencia.
    Si se hiciera una tesis sobre los mítines en unas y otras comunidades, lo podrían comprobar.
    Si vieran que piensan de los trabajadores (cuando se reunen con ellos) se los comerían vivos.
    Mejor que vivan en un mundo feliz.
    Esto es la siniestra: se burlan en la cara. Porque se saben intocables. Y así es.

Comments are closed.