SI TIENES DUDAS LEGALES, NUESTRA ASESORÍA JURÍDICA LAS RESUELVE DE FORMA GRATUITA
#AyudaEntreCompatriotas
TODAS LAS REDES SOCIALES DONDE PUEDES ENCONTRARNOS, HAY QUE ESQUIVAR LA CENSURA

Pepa Bueno, pronuncien su nombre ahogándose, es una de esas listas que van ahora por la vida de prudentes cuando hace poco más de dos meses apoyaban como locas aquellas manifestaciones feministas que tan caro nos están costando. Pero ahora Pepa, la ahogada, nos pretende dar lecciones a todos y lo hace, cómo no, atacando a las personas que a gritos de libertad pedimos la dimisión del gobierno de Pedro Sánchez.

Nos llaman irresponsables los mismos que hace bien poco decían que el machismo mataba más que el coronavirus o que debíamos acudir a manifestaciones multitudinarias porque “nos iba la vida en ello”. No piden perdón por lo que han hecho antes y, por si eso fuera poco, ahora pretenden aleccionarnos insultándonos por ejercer nuestra absoluta libertad de opinión, de expresión y de protesta.

¿Cuántas veces habrá pedido perdón Pepa Bueno por alentar a la gente a acudir a las manifestaciones feministas? Ya les contestamos nosotros, entre cero y ninguna. Además, muy probablemente habrá hecho lo mismo que ha hecho toda la izquierda rastrera y miserable a lo largo de estas semanas: intentar borrar cualquier tipo de prueba de lo que dijeron el 8 de marzo pata hacer como que no hicieron, disimular y cargarse de una superioridad moral que no tienen para atacar ahora.

Efectivamente, el editorial de Pepa Bueno en la SER es propio de una auténtica miserable pero se ha llevado un zasca de esos que hacen época, por eso, por miserable y por gentuza. Respira Pepa, a ver si aprendes a hablar delante de un micrófono que, además de miserable eres un auténtico desastre.