Quim Torra
ÚNETE A LA QUERELLA CONTRA PEDRO SÁNCHEZ Y TODO SU GOBIERNO

TE ATENDEMOS GRATUITAMENTE EN TODAS LAS DUDAS LEGALES QUE TENGAS CON EL COVID-19 PONTE EN CONTACTO HACIENDO CLIC EN ESTE ENLACE

#AyudaEntreCompatriotas

Lo de esta clase política que sufrimos en los gobiernos de Madrid y en el autonómico de Cataluña es absolutamente asqueroso y su comportamiento clama al cielo por lo injusto que es y por cómo aprovechan circunstancias como la de la crisis del coronavirus para machacar y saquear al ciudadano.

Tal y como informa Pablo Planas en Libertad Digital, la que está organizando el separatismo para los presupuestos autonómicos es absolutamente vergonzoso. Con el clima de muerte, destrucción y crisis económica que tenemos encima, adivinen lo que se les ha ocurrido a estos saqueadores: pues nada más y nada menos que subir el impuesto de sucesiones del 0,07% al 1,2% para herencias que superen los 250.000 euros de valor.

Es decir, alguien tiene que heredar un inmueble por valor de 250.000, una cantidad bastante razonable para un inmueble, y pasaría de pagar 170 euros a pagar casi 3.000, o lo que es lo mismo, multiplican ese impuesto por 17,14.

Y esto lo hacen en plena epidemia, una epidemia que está provocando decenas de miles de muertos y lo hacen justo en el momento en el que los familiares de esos fallecidos recibirían las herencias de sus seres queridos. ¿Se puede ser más miserable? ¿Se puede ser más saqueador que esta gentuza que nos gobierna?

Pues, aunque parezca imposible, estamos seguros que sí. Ya casi no nos asusta nada de lo que preparen estos gobierno ladrones que tenemos la desgracia de padecer. Esta gentuza que vive de saquear al ciudadano mientras ellos no renuncian a nada de lo suyo, pase lo que pase. Son unos sinvergüenzas.

 

3 Comentarios

  1. De que se extrañan? Es una jugada maestra, primero matan a los “viejos” y despues roban las herencias.

  2. A ver si la mayor parte se la tienen que comer doblada los votantes de estos mierdosos y para las próximas catalanas se van a pastar al campo.

Comments are closed.