SÍGUENOS EN FACEBOOK

SÍGUENOS EN WHATS APP

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Cabalgamos en todas direcciones

en pos de alegrías y de trabajo;

pero siempre ladran cuando

ya hemos pasado.

Y ladran y ladran a destajo.

Quisieran los perros de la cuadra

acompañarnos donde vayamos,

mas la estridencia de sus ladridos

sólo demuestra que cabalgamos”.

Este poema titulado “Ladrador” (Kläffer) de Johann Wolfgang von Goethe bien podría ser las primeras de las citas que realizaran los miembros de la Plataforma Elecciones Transparentes tras ir descubriendo, poco a poco, todas las sorpresas que les depararía el recuento electoral que han venido realizando tras las elecciones del pasado 10 de noviembre y que, como sabrán, arrojó unos escandalosos resultados que nada tienen que ver con los resultados oficiales publicados y que nos han traído como consecuencia el desastroso gobierno que vamos a padecer a partir de ahora.

Esta misma mañana, tras el acto organizado por Vox en los ayuntamientos de toda España, Elecciones Transparentes convocaba un acto a las 13:00 h. en la Plaza de Colón de Madrid para informar a todos los ciudadanos de las conclusiones a las que han ido llegando tras su recuento electoral.

Tal y como se denuncia desde la propia web de la plataforma, el acto se ha realizado con muchas dificultades debido a “extraños problemas técnicos” y algún que otro ridículo “espontáneo” que quería su minuto de gloria intentado reventar el acto que se estaba llevando a cabo.

Esta es la publicación que, sobre lo sucedido, ha realizado ‘Elecciones Transparentes’ a través de su web:

Hay que verlo para creerlo (a partir del minuto 56, en el vídeo más abajo). Jamás se había visto un cúmulo tal de desarreglos tecnológicos como en esta segunda convocatoria de la corta historia de la Plataforma Elecciones Transparentes. Los micrófonos inalámbricos perdían la conexión en una suerte de “constante maleficio”, los megáfonos dejaban de funcionar, las pilas se descargaban inmediatamente… Así, una y otra vez, ¡durante horas! Fue tal el número de fallos de la tecnología que en el aire flotó la única respuesta a tantos impoderables: “alguien” estaba utilizando inhibidor de frecuencias que imposibilitaba la comunicación entre los aparatos. En definitiva: un sabotaje. O lo que es lo mismo: a “alguien” esta convocatoria le daba pánico. Dicho con otras palabras: el sabotaje confirma que estamos en lo cierto, que hay un poder que no quiere que la gente sepa lo que hemos descubierto.

Lo pudieron ver los cientos de personas que se desplazaron desde la convocatoria de Cibeles a la de Colón, de la Plataforma Elecciones Transparentes, para escuchar a sus representantes y portavoces explicar las evidencias con las que contamos que nos determinan a denunciar la ilegitimidad del actual gobierno español. El desbarajuste con la electrónica no ha sido normal. Y, ojo, porque el acto de Cibeles, convocado por la plataforma “España existe”, también empezó tarde por diversos problemas con el audio. ¿Casualidad?

En definitiva: estamos en el buen camino.

PUEDES COLABORAR CON EL DIESTRO HACIENDO UNA DONACIÓN:


 

Intervención de Ignacio Vargas:

Momento en el que la presidenta de la plataforma, Sandra Gutiérrez, lee el manifiesto de la convocatoria, interrumpida en un momento dado por una “espontánea”: