SÍGUENOS EN FACEBOOK

SÍGUENOS EN WHATS APP

SÍGUENOS EN TELEGRAM

En Podemos están muy acostumbrados, demasiado, a que las irregularidades que aparecen del partido sean, en general, silenciadas por muchos medios de comunicación y por sus simpatizantes en las redes sociales. Las mismas irregularidades protagonizadas por otros partidos son aireadas durante días, cuando no semanas.

Pero parece ser que, al final, no van a conseguir hacer lo mismo con las que están destapando los abogados despedidos recientemente del partido. Es una tras otra y todo parece la antesala hasta destapar un escándalo todavía más grave que el destapado hasta ahora.

Firmado por Esteban Urreiztieta, el diario ‘El Mundo‘ publica en el día de hoy un artículo en el que se destapan las últimas irregularidades de Podemos y que, al parecer, han salido a la luz gracias a los abogados despedidos por parte del partido. Según esa información, varios cargos de Podemos idearon varias tretas para inflar sus sueldos.

Una enorme carta de vinos con la que poder celebrar estas Navidades

Al parecer, los abogados despedidos, José Manuel Calvente y Mónica Carmona, detectaron irregularidades en los gastos que algunos cargos del partido pasaban al mismo cuando realizaban un desplazamiento en concepto de Kilometraje. Según revela Urreiztieta, muchos de esos gastos serían totalmente injustificados y muy elevados teniendo en cuenta, además, que muchos eran por el centro de Madrid. Al parecer falseaban trayectos y desplazamientos en taxi.

José Manuel Calvente

Por otra parte se saltaban la norma interna de ceder parte de su sueldo público al partido justificándolo con inexistentes motivos familiares y por otro tipo de circunstancia personal que no llegaban a justificar. Por lo tanto, estaban incumpliendo el código ético marcado por el propio partido.

Día sí y día también van saliendo a la luz más irregularidades protagonizadas por los podemitas. Parece que hacían trampas continuamente y se engañaban entre ellos mismos, como quien se hace trampas al solitario. Es especialmente llamativo que las consecuencias de esas trampas las hayan pagado las personas responsables de controlar todo eso, los abogados, y no los responsables de cometerlas.

Este asunto de Podemos se está poniendo tan sumamente divertido que no nos extrañaría nada que todavía estuvieran por salir informaciones mucho más graves y se estuviera esperando al momento oportuno. Puede que ese momento llegue cuando se intente concretar el acuerdo de gobierno entre el PSOE y los podemitas y haga saltar todo lo acordado por los aires. ¿No les parece?


Enlace directo al artículo de El Mundo

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL