SÍGUENOS EN FACEBOOK

SÍGUENOS EN WHATS APP

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Es de todos sabido que, normalmente excepto raras excepciones, un político cada vez que interactúa a través de las redes sociales recibe muchas respuestas negativas puesto que es el momento aprovechado por los que están en contra de él para lanzarle sus puyas y sus ataques.

Pero lo que se está viviendo con Pedro Sánchez en los últimos tiempos y sobre todo hoy, no lo habíamos visto nunca. Lo difícil en los hilos de respuestas que se encuentran en cada comentario que hace en Twitter, es encontrar alguna palabra favorable para un presidente que se está convirtiendo, por méritos propios, en uno de los presidentes más despreciados y con menos apoyos de la historia de España.

Ya no solo nos remitimos a los resultados electorales que ha cosechado, que son nefastos, la popularidad de este individuo, no habiendo llegado nunca a ser grande, no ha sido nunca lo desastrosa que es en estos momentos. Y en su afán de ir siempre de mal en peor sigue hundiéndose por momentos, estando ahora casi a la altura de Australia.

Nos vamos a ahorrar poner los mensajes con insultos graves, que los hay, pero sirva como muestra un botón de uno solo de sus tuits.

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL