SÍGUENOS EN FACEBOOK

SÍGUENOS EN WHATS APP

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Parece que como es habitual en el podemismo, una cosa es de lo que presuman y otra cosa es lo que ellos hagan en realidad en su intimidad. Y parece, también, que el reciente despido de los abogados de esa formación política, José Manuel Calvente y Mónica Carmona Segura, les puede salir más caro de lo que ellos pensaban ya que tienen bastante información del partido y la van desvelando poco a poco.

El caso es que los podemitas han cambiado por dos veces la versión del despido de Calvente. Comenzaron diciendo que el despido se debía a una reorganización interna y ahora mantienen que el despido se ha debido a acoso sexual por parte de Calvente aunque la realidad parece ser muy distinta.

Al parecer existen irregularidades en la financiación del partido para las campañas electorales e incluso sobresueldos que los dirigentes del partido habrían cobrado en dinero “B”, ¿les suena cómo han criticado al PP acusándoles de algo así? Pero el caso es que, tal y como desvela ‘Vozpopuli‘, Calvente maneja mucha información que podría hacer mucho daño al partido y habla de empresas vinculadas a gente como Juan Carlos Monedero o Rafael Mayoral. A través de esas empresas podría haber habido desvíos de fondos e incluso extraños contratos suscritos desde el Ayuntamiento de Madrid durante el mandato de Manuela Carmena.

El caso es que con los pocos años de antigüedad que tiene Podemos ya se ciernen sobre ellos graves sospechas de corrupción económica y política. Tanto Calvente como Carmona parecen tener información y papeles que podrían comprometer mucho al partido y sobre todo a sus máximos responsables, Iglesias y Montero.

Pero nada de esto nos sorprende porque es lo habitual en Podemos, que presuman de algo de lo que carecen. Estaremos expectantes por ver como se siguen desarrollando los acontecimientos.