Hay veces que algunos periodistas parece que no saben qué preguntar en las ruedas de prensa de ciertos personajes famosos, sean estos deportistas o no. Y parece que también quieren buscar una noticia donde no la hay. Que un deportista pierda un partido es tan normal como que lo gane.

Eso es lo que le sucedió a Rafa Nadal tras su derrota ante Zverev. El primero en hacer autocrítica con su juego fue el propio Nadal, que no estuvo contento con su juego y con su actitud. Pero eso no pareció ser suficiente para un periodista quien, a pesar de lo dicho por Nadal, mantuvo la siguiente conversación con el jugador:

-Para muchas personas el hecho de casarse es algo que distrae antes, durante y después del matrimonio. Me gustaría saber si ha influido en tu concentración en tu vida tenística.

-¿Me estás preguntando esto honestamente? ¿Es en serio o es una broma?

-Sí es en serio.

-Ok, me sorprende que me hagas esta pregunta después de estar quince años con la misma chica y tener una vida normal y estable. No importa si te pones un anillo en el dedo o no. En mi manera de ver soy una persona muy normal… ¿Cuántos años estuvo usted con…?

-Con mi mujer, 30 años.

-¿Y antes? Quizá antes no estabas seguro. Ahí tienes el porqué. Pasemos a las preguntas en español, porque esto es una mierda.

Parece mentira que a estas alturas de la vida, Nadal tenga que mantener este tipo de conversaciones con un periodista. Normal que al final el jugador acabara estallando y cortando la conversación de esa forma, tiene toda la razón.