Todos recordarán que en los últimos días la cantante Rosalía había publicado un tuit en el que escribía: “Fuck vox”. La reina de las “chonis” y las “poligoneras” expresaba su opinión de la forma en la que se expresa alguien como ella, como a quien representa. Nada nuevo.

Y tampoco debería ser nada nuevo si les decimos que la socialista Adriana Lastra ha hecho un comentario de lo más penoso a ese tuit. A Lastra parece ser que le importa bastante poco lo que se pueda decir de ella, aunque sea diputada nacional y una persona con un cargo de bastante responsabilidad dentro del PSOE.

Pero hasta ese punto, hasta ese nivelazo están llegando los políticos españoles. No se cortan ni un poco y tampoco tratan de disimular sus qmás que evidentes carencias. Lastra las tiene y son un auténtico lastre para ella y, sobre todo, para todos los que le rodean y los que tenemos que pagar impuestos.

Pero ya no solo por su ínfimo nivel cultural, que demuestra cada vez que abre la boca, también para su imagen de “choni poligonera”, tipo Rosalía, pero con algunos años de más. Citando el desafortunado tuit de la cantante, Lastra colocó un patético “tra tra” para citarlo. ¿Se puede ser más penosa? ¿Se puede ser más simple?

¿Alguien puede llegar a imaginarse a esta mujer tratando temas importantes para el futuro de España? No puede ser. No se puede bajar tanto el nivel político como hace Lastra y otros como ella. No es de recibo que una persona con su ínfimo nivel represente a nadie en el Parlamento y cobre lo que cobra de todos los españoles.

Esto es un terrible suma y sigue penoso.