La situación que se está viviendo en Cataluña se podría calificar de muchas formas, pero si hay una con la que se puede definir a la perfección es con la palabra triste. Porque es muy triste ver cómo por pensar de otra forma eres perseguido, acosado e incluso atacado por hordas de descerebrados que quieren que pienses como piensan ellos.

Pero también es muy triste hasta que extremo de estupidez ha llegado el separatismo, como en el caso de la pareja de hosteleros que contábamos ayer mismo y que se encuentran en la ruina por no pagar a la Agencia Tributaria Española y hacer sus pagos a la catalana.

Y sobre todo eso habla Loquillo en la entrevista que ha concedido en La Sexta. Sobre la trsiteza que le produce esa situación y sobre la indignación que le produce el comportamiento de los políticos, de quien dice que “van a su puta bola”. Por eso él aboga en esa entrevista por la intervención de la sociedad civil para intentar poner una solución y una dosis de cordura en todo lo que está pasando.

Se podrá estar más o menos de acuerdo con las soluciones que plantea Loquillo, incluso es posible que muchos pensemos que las soluciones pueden ser otras. Pero sea de una u otra forma, se tiene que poner coto a lo que está sucediendo en esa región de España para que la locura en la que está instalada en estos momentos no acabe con sucesos mucho más graves de los ya ocurridos.

Se impone la cordura necesaria que una gran parte de la sociedad catalana ha perdido hace mucho tiempo. O eso, o todo esto se va a la porra.