Carlos Herrera

El paradigma de algunas personas, tiene dos vertientes distintas, donde se puede apreciar ejemplos del porqué de esta personalidad adquirida por el sujeto en sí, muchas veces se le avecina, bien por los momentos oportunos y otros porque habría un vacío coyuntural hacía su persona. Con esto no quiero decir que Don Carlos Herrera no se haya ganado a pulso su habilidad interlocutora en las emisoras que trabajó, dejando un estilo inconfundible, debido en su mayor parte por su voz y palabras impregnados de pueblo llano y algunas veces con su sentido peculiar de ironía, dejando cuchicheos con voz inconfundible a los parroquianos de conocer a la persona que les habla.

De vez en cuando los mortales cometemos deslices, en este caso viene muy bien el dicho de, ni quito ni pongo rey, pero ayudo a mi señor. La mentira y si es media verdad, creo que le hace un flaco favor a quien la pregona. Primero me he enterado por este periódico, el Diestro, y un rato después por un whatsapp en el cual se le atribuye a este periodista radiofónico que dice: “calificando a todos los votantes de VOX como “individuos” por lo sucedido ayer en Madrid por las palabras de Ortega Smith, ignorando por completo la verdad, y ya lo he dicho, las medias verdades confunden a todo el personal.

Sobre lo dicho por Ortega Smith hacía una señora “luchadora” y tan “activista” lo he visto de una vergüenza supina, solamente hay una gran verdad en este asunto: basta ojear el País (¿?) que todos conocemos, del día 24 de septiembre de 1998. En el nos daremos cuenta de los milagros de esta “señora luchadora”.

Y ateniéndome a la frase ni quito ni pongo rey… pero como mi paradigma es darle al Cesar lo que es del Cesar… aquí expongo lo que dice VOX sobre la violencia de género en algunas de sus manifestaciones: reitera su condena a todo tipo de violencia independientemente de la nacionalidad, sexo, raza o cualquier condición de la víctima. Siguen diciendo: somos contrarios a la ley de genero porque los hombres y las mujeres son iguales en derechos y libertades tal como está en nuestra Constitución y atenta contra la, presunción de inocencia, y crea desigualdad jurídica y tribunales especiales. Rechazan los abusos continuados y el trato humillante que recibe en muchos países no occidentales donde la trata sexual, el matrimonio forzoso o la oblación son practicas sistémicas que atenta contra la mujer. En VOX creen en la igualdad de las personas y no la colectivización electoralista de la mujer.

La ley debe ser una ley de violencia intrafamiliar que las proteja a todas por igual. No hace falta más medidas, que las hay, para no hacer conjeturas que solo hace incordiar al cotarro ¿Es todo esto ir contra la violencia de género? Como aquello de la escopeta que también se salió de madre.  Analicemos todo esto y veremos las medias verdades que nos insuflan algunos medios en cuanto a esta tan cacareada ley que dicho sea de paso atiborran a estos chiringuitos, asociaciones, consorcios, federaciones -llamados ONG- de suculentos euros. “Conocerse a sí mismo es el más difícil conocimiento que pueda imaginarse” (El Quijote. II, cap.53).

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL