ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

El mundo al revés

En España el surrealismo crece por momentos pero si ya hablamos de esa región española llamada Cataluña no es que el surrealismo crezca, es que vive instalada en el surrealismo más absoluto.

Tal y como informa Libertad Digital, el titular del juzgado de instrucción número 7 de Barcelona, Francisco Miralles, quiere saber qué agentes de la Policía Nacional requisaron las urnas del referéndum ilegal del 1-O. Y para saberlo exige a la secretaría de Estado de Seguridad el número de identificación de los policías, categoría profesional, función, grupo al que estaban asignados y colegios en los que actuaron.

Al parecer y según la misma información, este juez es uno de los favoritos tanto del separatismo catalán como de los grupos antisistema que en Cataluña campan a sus anchas y hacen lo que les da la gana. Por lo tanto este juez persigue a los que persiguen los delitos y no se ocupa de los delincuentes perseguidos, es más, parece que le da igual.

Pero va aún más lejos todavía, a los que persigue es directamente a los agentes que cumplían órdenes y cuya labor consistía en evitar un acto ilegal y golpista, como fue aquel engendro de referéndum celebrado en Cataluña el 1 de octubre de 2017 y todo por una denuncia de los que organizaron ese acto ilegal: La Generalidad catalana.

¿Hay quién de más? Pues puede ser y puestos a imaginar ya nos podríamos llegar a imaginar que alguno de los agentes que intervinieron para intentar evitar ese acto ilegal fueran detenidos y encarcelados junto a los promotores del mismo. Con las cosas que pasan ya en España eso es algo que no nos extrañaría en lo más mínimo.

Enlace directo a la noticia de Libertad Digital

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL