bandoleros

ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM
ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

En los siglos XIII hasta principios del XIX, se extendieron por toda España unos forajidos, salteadores de caminos que robaban en fincas y mansiones de terratenientes de aquella época. Algunos de estos y más afamados fueron, José María Espinosa, conocido por “el Tempranillo”. Los cordobeses “Caparrota” de Doña Mencía, y el “Chato”, de Benamejí. Conocidos en Andalucía por sus crímenes. El pillaje, el contrabando y el robo eran para estos bandidos sus principales actos en contra de las leyes establecidas en aquellos tiempos.

Washington Irving dice en unos de sus relatos: “Para el español, pobreza no es desgracia. La lleva consigo con un estilo grandioso, como su remendada capa”. Mis coetáneos posiblemente deseen un trabajo con el que mantener una familia, pero como no lo tienen, subsisten con las migajas que los señoritos de la Junta les dan, con ello guardan silencio, en vez de pedir un trabajo con el que ganarse el sustento de cada día. Como se ve, todo sigue igual, aunque hayan pasado dos siglos. Andalucía está llena de delincuentes, los bandoleros aún no se han marchado, han aparecido como las setas, a montones.

Aquellos salteadores de caminos y sus robos eran de pandereta, estos se tapaban la cara con un pañuelo para que no fuesen conocidos, los de ahora van a rostro —y que rostro— descubierto, no les importa que se le reconozcan, y aunque así fuese, tienen en sus subsidiarios de turno a sus más aliados, “zaragatas” (personas que viven de la trampa y de la fullería). Los aquelarres, los escándalos y las malversaciones se multiplican en esta tierra bendita de María Santísima. Y si hablamos de que la justicia viene a menos y la rectitud brilla por su ausencia, esta impunidad hace que estas cuadrillas de bandoleros se vean cada vez más en casi todas las fundaciones y sociedades que tenemos en Andalucía. (Este escrito lo difundía un 11 de septiembre del año pasado en el Diestro, con el título de Andalucía de pandereta).

Los siglos pasan y las costumbres de aquellos pillos, al lado de los que van saliendo en Andalucía, aquellas randas robaban para comer y dar en gran parte de lo robado a la gente pobre de aquellos momentos. Los de ahora por lo que estamos viendo con los ERE, y los sobrenombres que cada día se va insuflando con siglas y de personas, y como hay que decir algo, supuestamente recaudador de lo ajeno de euros para los sin trabajo y para aquellos que querían formarse bajo la tutela de la Junta de Andalucía, han tomado lo ajeno como cosa suya, donde la información privilegiada, el tráfico de influencias, los sobornos  y la impunidad que se creían  tener, lo de aquellos bandoleros de las serranías andaluzas, eran pillos al lado de estos que les  les sisan  a los más pobres, estos  son señalados y sigo diciendo supuestamente, porque aquí hay mucha leña que cortar,  han hecho triquiñuelas, embustes y desórdenes  de todo tipo, gastando dineros que  no eran  suyos. Aquí se ha malversado los euros, todo cuanto le han cabido en sus bolsillos de boca ancha.

Han falseado todo tipo de influencia. Ahora hace unos días ha salido una nueva manera de delinquir en un feudo del partido de la rosa, Huévar del Aljarafe —hay que tener huevos— aunque en este caso han sido hueva-s. Ofreciendo su alcaldesa trabajo por votos donde muchos de este “censo laboral” han caído en el truco de tocomocho con otras variantes, todo ha sido  desarrollado como si fuese una peli de Berlanga, ha sido una de las películas a que nos tiene acostumbrados el partido de los llamados obreros  en esta tierra de María Santísima a que nos tiene familiarizados este partido. Aquellos sí que eran bandoleros, aquellos llevaban el rostro cubierto para no ser identificados, los de ahora van a cara descubierta, con “valentía” cobarde, que cada cual le ponga el nombre. ¡Ah¡, se me olvidaba. Ha venido otro Juez al Juzgado 6 de Sevilla, sustituto de la anterior, mira por donde no recuerdo cómo se llama. Este nuevo Juez, volverá a sentar a cuatro, a cuatro ex altos cargos de Empleo en el banquillo de los acusados. Y…de oca a oca y tiro porque me toca.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL