ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

No tiene vergüenza

Lo de Pedro Sánchez con la mentira está llegando a un punto en el que la cosa se está convirtiendo ya en inasible de asumir. El descaro y la tranquilidad con la que este hombre miente, nos lleva a pensar que no es que nos tome a todos por tontos, es que nos toma por retrasados mentales directamente.

Ferreras acudió raudo y veloz a entrevistar a Sánchez para convertir esa entrevista en el primer mitin de campaña electoral. De hecho, Sánchez se pasa el día haciendo mítines y haciendo campaña de una forma descarada utilizando incluso el gobierno como plataforma publicitaria. Se pasa todo por el forro de sus caprichos.

Como era lógico, en esa entrevista se abordó el asunto de las negociaciones con Podemos y Pedro Sánchez va y nos suelta la bomba del día: que no habría dormido tranquilo si alguien de Podemos hubiera sido el responsable de ciertos ministerios. Y va y se queda tan ancho. Y lo dice así, como quien no quiere la cosa y como si su auditorio estuviera formado por imbéciles a los que puede tomar el pelo de una forma continuada. Es como si nos dijera: imbécil, paga tus impuestos, vótame pero, aún así, no dejarás de ser un auténtico imbécil.

Mmmm…cómo me gustas, Sánchez

Si según él no dormiría tranquilo con gente de Podemos en el gobierno, ¿por qué les ofreció ministerios entonces? ¿Cómo es capaz de hacer algo así con gente que, de haber aceptado sus propuestas, le hubieran quitado el sueño? ¿Cómo puede ser capaz de mentir tanto? Es imposible que una persona no mienta en algún momento del día, pero es tan imposible eso como que no diga en ningún momento la verdad.

Pues bien, ese no es el caso de Sánchez. Pedro Sánchez miente continuamente y nunca dice la verdad. Lo peor de todo eso es que encima lo hace de una forma descarada y tomándonos a todos por tontos. Increíble.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL