ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

La operación del Rey Juan Carlos y las visitas posteriores que recibió mientras estuvo ingresado en el hospital nos han vuelto a dejar imágenes impagables de esos dos “nuevos ricos” llamados Pedro Sánchez y Begoña Gómez.

Y no hay más que comparar entre la imagen del Rey Felipe y la Reina Letizia llegando a visitar al Rey Juan Carlos al hospital y la imagen que nos dejó Pedro Sánchez y Begoña Gómez cuando llegaron al hospital a hacer exactamente lo mismo. Mientras el  Rey Felipe llega conduciendo su propio coche, abre él mismo la puerta y acceden al hospital en solitario, Pedro Sánchez llega en coche oficial, les abren la puerta tanto a él como a su esposa y acceden al centro hospitalario con un séquito de guardaespaldas y colaboradores que más bien parecía una procesión que una visita hospitalaria.

Una vez más el matrimonio Sánchez Gómez se encarga de dejarnos claro que a ellos esto de darse “el pote” les encanta y que les gusta ir llamando la atención todo lo que puedan con un “aquí estoy yo”. Parecen una especie de “nuevos ricos” que no se han visto nunca en una igual y que se vuelven locos con el postureo.

Tiran de dinero público todo lo que pueden sin importarles el gasto que pueda suponer sus “fantasmadas” y su exhibicionismo. Les gusta llevar un séquito detrás que les vaya “sobando el lomo” y haciendo la “pelota” todo lo que puedan. Recordemos que una de las frases favoritas del socialista es esa de “yo soy el Presidente del Gobierno” y eso le encanta. Que todo el mundo se entere y que todo el mundo note que ellos están ahí, por si acaso se le olvida a alguien.

1 Comentario

Comments are closed.