jubilados

ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Se dice, se comenta y se pregona en los vientos periodísticos que la Seguridad Social tiene una fractura, cuya grieta está valorada en unos 50.000 millones de euros. Y se comenta también que esta quiebra tiene un récord absoluto para el sistema de pensiones que tienen los mayores para cuando se jubilen en el trabajo. Sus primeros pasos se dieron para implantar seguros de vejez, fue promulgado por el Gobierno de Antonio Maura Montaner, perteneció al partido conservador de aquella época de los años 1919, y por los movimientos extraños de aquellos momentos en España era un seguro obrero con el Instituto Español de Previsión.

Y yo pregono de aquellos años hasta nuestros días, después de unos años de agitados contrapuestos intereses volvieran las Leyes Fundamentales del régimen de Franco, creando el fuero del Trabajo, dotando a los españoles de aquella época un retiro suficiente para vivir esa vejez después de jubilarse. La seguridad social hasta nuestros días y una vez fallecido Franco tuvo varias transformaciones, haciendo con estas reformas para modernizar el conjunto de esos seguros sociales heredados del franquismo. Hasta llegar 10 años después a otro hito histórico, en 1995, con la firma del Pacto de Toledo, que se actualizó en el año 2013.

Muchas veces me he preguntado que los jubilados, entre ellos me meto yo, tenemos que estar mosqueados y recelosos de ver como se ha insinuado que llegará el día que no hay dineros para pagar este sistema de pensiones renovado por los partidos en ese pacto de Toledo. Otras veces, esto lo conocemos todos, y es que, estamos hasta la coronilla, por no decir otras palabras más gruesas, cada vez hay más políticos tragaldabas que en cuyo buche cabe todo. No hay nadie que tenga los suficientes mísperos para borrar del mapa español las dadivas donde se multiplican estos “trabajadores de la patria” por cinco, y me quedo corto, donde hay más triperos de oficina que empleados reales. No hay nada más que ver, los chiringuitos, las mancocomunidades, las diputaciones, los ayuntamientos y las llamadas regiones—Muchas de ellas conocidas por países—inclusive las ONG. Y como no las prebendas de todo tipo a los sindicatos. Etc. etc.

Leído el dos de mayo de este mismo año, en la Razón “Los sindicatos, pendientes de nueve millones en subvenciones para cuadrar cuentas” si señores para cuadrar cuentas. Sin comentario. A los políticos, a todos, les pediría más honestidad y más vergüenza para los mayores que son los que han hecho de esta España desde los años 1960 hasta nuestros días. Somos la quinta que ha trabajado de sol a luna, ha sido la quinta que más ha trabajado en España. La que más ha contribuido a llenar las arcas de este Estado y vosotros los políticos, me refiero a todos por vuestro volumen engañoso sois los que tenéis con la mayoría de “tantos trabajadores empleados” y vuestros sueldos subidos de tono, los que más estáis contribuyendo a que el agujero sea cada vez más grande y traidor para mis amigos y compañeros de las mismas quintas. No soy hombre de guarismos aritméticos, sería interminable dar números de estas operaciones de la SS y de las pensiones. No hay que estar ciego y ser un canalla para dejar de comentar este tinglado que tienen todos nuestros políticos, los cuales dicen que trabajan para nosotros. La caja de ahorros de Los jubilados se las tragará la tierra. Mejor dicho: y, será por vuestra culpa.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL