Carlos V

ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

“Laredanos, Laredanas, pejinos todos y habitantes de este Bastón de Laredo, que además de ser la capital de Las cuatro villas marineras, es el puerto de Castilla y por lo tanto su capital, acudid esta tarde a las 8 a nuestra Playa Salve para recibir a nuestro Sire, el emperador Carlos V, que tiene a bien recalar en nuestra villa, para iniciar su viaje desde Flandes, hasta el Monasterio de Yuste, en donde iniciará su retiro de este mundo.

Le recibiremos con torneos de caballeros y nobles, con juglares que le canten nuestras costumbres marineras y con fuegos artificiales, que cubrirán el cielo laredano, dando gracias al Emperador por su llegada y permanencia en nuestra Villa.Cenara con el Corregidor, autoridades y habitantes de nuestro pueblo, para recorrer mañana, el mercado creado en su honor.

Agasajemos a nuestro Sire como Laredo sabe y hagamos su estancia entre nosotros, digna de no ser olvidada”.

Carlos V

Con un bando similar a este, emitido por el Corregidor, la localidad de Laredo capital de “Las cuatro villas marineras Cántabras”, anunciaba la llegada del Emperador Carlos V a la villa, en un viaje que duró varios días e iniciado desde Flandes, para desplazarse hasta Yuste, localidad extremeña en donde el Emperador, al que le denominaban “Sire”, comenzaría su retiro de la Corona, hasta el final de sus días.

Este año, se cumplirá el décimo noveno aniversario de la celebración de este acontecimiento que vivió la villa de Laredo, que se inició como conmemoración del quinto centenario del nacimiento del Emperador Carlos V en el año 2000 y que los habitantes De la Villa pejina, reproducen con total exactitud, contando con la participación de más de 7 mil de sus 11600 habitantes, que se integran vestidos de época, en todos y cada uno de los actos que tienen lugar, así como en el desarrollo de un mercado medieval, que copia los que se procuraron esos días para tan importante acontecimiento.

Esta fiesta conmemorativa declarada de interés turístico regional, convierte a la villa pejina en un gran escenario teatral, en donde el tiempo retrocede por cuatro días a los momentos en que la visitara del Emperador, haciendo que la villa emporium del turismo del norte de España, rememore su importancia como eje vital del Reino de Castilla para la salida al mar de sus mercancías y de las tropas reales, así como residencia habitual de miembros de la realeza española tanto de esa época como de la actual.

Paralelamente al hecho de la llegada de Carlos V, el ayuntamiento organiza unas jornadas culturales, en las que se quiere que la conmemoración del desembarco, tenga un sentido cultural y didáctico, como la conferencia ofrecida por el Catedrático de la Universidad Politécnica de Madrid e hijo adoptivo De la Villa, Francisco de Posada, una de las vertientes más desconocidas del Sire, en su apoyo al mundo científico, así como su compleja relación con los ambientes humanistas de la época.

También se representarán diversas obras de teatro destacando representaciones de Calderón de la Barca o de otros autores, pertenecientes a la época dorada del Siglo de Oro español.

También y como participación directa del pueblo de Laredo, se emitirán cinco de los capítulos de la serie de TVE “Carlos V, los caminos del Emperador”, en donde además de rodarse en Laredo, contó con la participación de vecinos de Laredo, como actores secundarios y figurantes de este relato histórico en el que Laredo, tiene un papel destacado en el inicio del viaje de Carlos V, en su viaje de traslado a Yuste.

En el vídeo que acompaña este artículo, se puede observar la llegada de las carabelas reales a la Playa Salve, los torneos de recibimiento y el acompañamiento al séquito real por los pejinos, en cada momento de la egregia visita.

“Disfrutemos pues Laredanos y visitantes de la estancia del Sire a nuestra noble pero humilde villa marinera, antaño capital de lo que hoy conocemos como Cantabria.

Sintiéndonos orgullosos de nuestra historia, llena de servicios a España y a la Corona, siendo entre otras la responsable de que Sevilla fuera liberada de las cadenas que impedían su reconquista y en la que los pejinos tuvimos un papel decisivo”.